eldiario.es

Menú

Cuenca Abstracta aboga por dar un uso turístico al Bosque de Acero

Su arquitecta, Belén Moneo, se ofrece al ayuntamiento para ayudar a buscarle una utilidad

El colectivo condiciona la reforma del inmueble a la del entorno, donde propone habilitar un parking para que los turistas puedan dejar su coche y desplazarse al centro o al Casco andando o en transporte público

- PUBLICIDAD -
Bosque de Acero, en Cuenca

Bosque de Acero, en Cuenca Foto: Las Noticias de Cuenca

La Asociación Cuenca Abstracta asegura estar trabajando en un Plan de Señalética Turística e Informativa en el que incluye una propuesta para dar un uso turístico al Bosque de Acero. En concreto, aboga por ubicar el centro de información turística “que perdimos” con la desaparición de la Fundación de Turismo, en julio de este año, facilitando información sobre Cuenca desde un espacio “digno, amplio y representativo de nuestra ciudad” que se enlazaría través de transporte público con el Casco Antiguo y el Museo Paleontológico.

Eso sí, consideran que no es suficiente con rehabilitar la infraestructura, que costó más de siete millones de euros y está deteriorada por el abandono, para lo que los técnicos municipales calculan que sería necesaria una inversión de 300.000 euros, sino que se debe acondicionar también el entorno con el fin de hacerlo atractivo y accesible tanto a conquenses como a visitantes. 

 “Es importante poner en valor el entorno natural que rodea al Bosque de Acero y lo importante que es la naturaleza en nuestra ciudad y provincia”, señala su presidente, José María García Vera. En estos terrenos aledaños consideran además que debería adecuarse una zona de aparcamiento dirigida el turista para que este se desplazara de ahí al centro, al Casco o al Museo Paleontológico, principalmente en transporte público. 

Moción de Ciudadanos 

Hay que recordar que en el último pleno municipal, celebrado a primeros de mes, fue aprobada una moción de Ciudadanos respaldada por PP y PSOE y con la oposición de IU que abogaba por estudiar qué uso se le podría dar al Bosque de Acero y garantizar que este fuera “viable” antes de buscar la forma de financiar su arreglo. 

Solo reparar los vidrios rotos ya tendría un coste de unos 40.000 euros, pero también sería necesario dotar al edificio de electricidad y protección contra incendios, reparar la fontanería y limpiarlo, entre otras muchas cosas. Ideado por el estudio Moneo-Brock, el Bosque de Acero se inauguró en 2010 con una exposición de esculturas y tras ello apenas ha sido utilizado para albergar un par de ferias gastronómicas.

La propuesta de Moneo

Justo esta semana, su coautora, Belén Moneo, se ha puesto a disposición del Ayuntamiento para tratar de “revitalizar” el pabellón, según asegura la portavoz de Ciudadanos, María Jesús Amores, que el miércoles se reunió con ella en Madrid.

La hija de Rafael Moneo destacó durante el encuentro las “múltiples posibilidades” que ofrece este espacio multiusos, y “el pesar” que supone para su estudio que nunca se le haya sacado partido a pesar del interés que, según asegura, la obra despierta en el exterior, con varias universidades extranjeras que han solicitado su estudio. La última, la Universidad de Buenos Aires el pasado 2 de noviembre. 

Concurso de ideas

Hay que recordar que Moneo ya estuvo en Cuenca en septiembre de 2013 cuando se le requirió para participar en un concurso de ideas convocado desinteresadamente por el colectivo Things Undone Lab, encuentro del que se extrajeron varias ideas para revitalizar el espacio, como instalar en él un mercado o un vivero de empresas o adecentar el entorno con pistas deportivas y de juegos, ninguna de las cuales se llevó a cabo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha