eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

AMP-Urkullu dice que son PP y PSOE los que "no cumplen la Constitución" y les pide que reconozcan la "plurinacionalidad"

Advierte de que el Concierto Económico es un "riesgo fiscal" frente a "campañas" que lo presentan como un "privilegio"

- PUBLICIDAD -
AMP-Urkullu dice que son PP y PSOE los que "no cumplen la Constitución" y les pide que reconozcan la "plurinacionalidad"

El presidente del PNV, Iñigo Urkullu, ha afirmado este martes que son el PP y el PSOE los que, a su juicio, "no han cumplido la Constitución" porque ésta dice que España es un Estado "claramente plurinacional", de modo que ha reclamado a los dos grandes partidos que sean "leales" y cumplan la Carta Magna reconociendo esta realidad.

"El Estado español es claramente plurinacional, lo dice la Constitución. Ese respeto a lo plurinacional lo deberían preservar el PP y el PSOE. Quienes no han cumplido la Constitución son ellos. Yo les demando que sean leales a la Constitución y la cumplan", ha señalado Urkullu durante un desayuno informativo del Forum Nueva Economía en Madrid.

No obstante, ha recalcado que "más que al Estado español", el PNV mira a "una Europa federal", y que por lo tanto aspira a una construcción de "una Europa de los pueblos. Pero ha insistido en que "la cuestión nacional" tanto de Cataluña como de Euskadi "sigue sin ser resuelta" y continúa siendo una "asignatura pendiente".

En este sentido, Urkullu ha advertido de que la crisis económica ha llevado a una "crisis del modelo" autonómico español que a su vez ha propiciado una "clara involución autonómica que se sustenta en leyes de base que rompen los marcos competenciales, decisiones unilaterales que subvierten el modelo concertado, proyectos excepcionales que pretenden adulterar la voluntad legítima de la sociedad vasca".

"Todo ello bajo el pretexto de asegurar la 'ordenación general de la economía'. Asistimos a tiempos en los que el 'café para todos' deviene en el dicho de 'todos sin café'. Ni lo compartimos, ni siquiera lo entendemos y desde luego no lo vamos a tolerar en el caso de Euskadi", ha explicado.

NO HAY MISILES APUNTANDO A MADRID

Así pues, ha reiterado que el País Vasco "mantiene intacta su voluntad de autogobierno", por lo que, en contraposición a lo que dijo el Rey la semana pasada, cuando habló de "no alentar disensiones ni perseguir quimeras", Urkullu ha afirmado que "son tiempos de asumir los problemas arrastrados durante tres décadas y media, antes de que se pudran definitivamente".

Pero el presidente del PNV ha manifestado que las aspiraciones soberanistas no pueden ser entendidas como un "desafío" al Estado y se ha mostrado convencido de que "ningún gobernante serio está cómodo" con la situación surgida tras la manifestación independentista en Cataluña el pasado 11 de septiembre. De este modo, ha remachado que "esto no es Cuba" y que "nadie ha instalado misiles mirando a Madrid y Madrid no puede pretender actuar como si se hubiera hecho".

A pesar de todo, Urkullu ha subrayado que, a pesar de que el PNV aspira a que Euskadi sea reconocido como "un país pleno integrado en Europa", su objetivo hoy por hoy es "la convivencia": "El reconocimiento de nuestra realidad nacional. Un nuevo estatus político que nos permita cohabitar desde el entendimiento y no desde la subordinación o el recelo permanente".

BUSCAR EL ACUERDO DE TODOS

A este respecto, ha señalado que el PNV buscará "el consenso más amplio y plural que nunca se ha logrado en Euskadi" sobre este asunto, un acuerdo que primero buscarán con las fuerzas políticas de la comunidad vasca y después con el Estado, siempre dejando claro que su propuesta "no plantea el divorcio sino la convivencia".

Urkullu ha insistido en que su intención es lograr el mayor consenso posible, por lo que ha indicado que no sólo esperan el apoyo de Bildu sobre este asunto sino el de las "diferentes sensibilidades" que conforman la sociedad vasca.

En todo caso, el líder de los nacionalistas vascos ha señalado que tiene "esperanza" en lo que pueda ocurrir hoy mismo en el Parlamento catalán, donde se va a celebrar el Debate de Política General, si bien ha remarcado que sería "pretencioso aventurar" qué conclusiones se extraerán.

A su juicio, el presidente de la Generalitat, Artur Mas, hará un "pronunciamiento serio y profundo" que espera que concite el "acuerdo mayoritario", incluido del PSC, sobre todo después de lo dicho ayer por el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, de avanzar hacia un Estado federal. Un posicionamiento que ha calificado de "novedad" porque "hasta ayer sólo se escuchaba que la Constitución era inmutable". "Los textos jurídicos no son inmutables, sino que se deben adaptar a los consensos", ha reiterado.

AVISA SOBRE EL CONCIERTO

Pero a pesar de todo, Urkullu ha aprovechado para advertir de que CiU ha lanzado "campañas" en favor de un Concierto Económico para Cataluña al considerarlo un "privilegio" cuando no se tiene "un verdadero conocimiento de lo que es y lo que supone".

En su opinión, el Concierto es un "sistema de riesgo fiscal para Euskadi", ya que es la comunidad autónoma la que "asume la responsabilidad para lo bueno y para lo malo" al regular y recaudar los impuestos. "El sistema de Concierto 'per sé' no garantiza ningún hecho diferencial y mucho menos unas mejores condiciones. Si el sistema fiscal vaso es más eficiente es por el rigor en la gestión y en la lucha contra el fraude", ha explicado.

A la pregunta de si una posible reforma de la Constitución para ir hacia un Estado federal abriría el debate de Monarquía o República, el líder del PNV cree que ese no es el debate que se está planteando en la actualidad y que lo que le interesa es la modificación de la Carta Magna para incorporar "el derecho a decidir". Sin embargo, ha resaltado que la Monarquía le parece "algo anacrónico" que "no se ha significado en los últimos años por un papel de moderar y arbitrar".

Sobre la advertencia lanzada ayer por la Asociación de Militares Españoles (AME) acerca de que quienes colaboren o permitan la "fractura" de España deberán "responder con todo el máximo rigor" ante los tribunales en el ámbito de la jurisdicción castrense por la "grave acusación de alta traición", Urkullu ha dicho que no le sorprende pero se ha preguntado "dónde está el respeto a la voluntad de la sociedad".

Aunque ha vuelto a asegurar que "nadie está poniendo misiles contra Madrid", también ha lamentado que se siguen escuchando "ruidos de sables" y que la Constitución "sigue dando al Ejército la potestad de la indivisibilidad de España".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha