eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Australia defiende su apoyo a la guerra de Irak pese al informe Chilcot

- PUBLICIDAD -
Australia defiende su apoyo a la guerra de Irak pese al informe Chilcot

Australia defiende su apoyo a la guerra de Irak pese al informe Chilcot

La ministra de Exteriores australiana, Julie Bishop, defendió hoy la participación de su país en la guerra de Irak en 2003, tras conocerse el informe británico Chilcot que cuestiona los motivos del conflicto.

"El Gobierno australiano, tanto laboristas como liberales y el Parlamento australiano serían responsables", dijo la ministra al canal 7 de la televisión local, al enfatizar que la decisión se tomó en base a la información disponible.

Las declaraciones de la ministra se dan después de revelarse el miércoles el informe elaborado por John Chilcot que señala que la invasión de Irak argumentando la existencia de armas de destrucción masiva se realizó con pruebas de inteligencia "no justificadas" y sin haber agotado la opción pacífica.

Al ser preguntada si Howard debería disculparse ante el pueblo australiano por la decisión, Bishop acotó que esa decisión es personal, aunque recordó que la medida contó con el apoyo de la oposición laborista.

"Recuerdo bien que entonces Kevin Rudd (quien era el portavoz de Asuntos Exteriores de los laboristas) instándonos a continuar nuestro apoyo a los Estados Unidos. Fue una postura bipartidista en relación a Irak", remarcó Bishop en declaraciones citadas por la agencia local AAP.

El 18 de marzo de 2003 el entonces presidente George W. Bush le pidió formalmente a Howard para que participe en una futura intervención militar en Irak, que después se materializó con el envío de unos 2.000 soldados.

Por su lado, el exanalista de inteligencia y actual diputado australiano Andrew Wilkie manifestó que claramente no hubo una amenaza inminente de Sadam Hussein y pidió que tanto Howard como el ministro de Exteriores de la época, Alexander Downer, sean responsabilizados por la participación de Australia en Irak.

Wilkie, cuyo apoyo puede ser decisivo para la formación de un eventual Gobierno minoritario en Australia tras los comicios del sábado, pidió que se abra en su país una investigación como la Chilcot.

"Voy a abordarlo con quienquiera que sea el próximo primer ministro", dijo Wilkie a reporteros en Melbourne.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha