eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los conservadores critican a Rafsanyani ante las elecciones presidenciales en Irán

- PUBLICIDAD -
Jamenei acusa a países enemigos de tratar de devaluar las presidenciales en Irán

Jamenei acusa a países enemigos de tratar de devaluar las presidenciales en Irán

Algunos de los principales candidatos conservadores a la Presidencia de Irán arremetieron hoy contra el reformista moderado Akbar Hashemi Rafsanyani, al tiempo que ignoraron a Esfandiar Rahim Mashaei, principal asesor del actual gobernante del país, Mahmud Ahmadineyad.

Antes de que el Consejo de Guardianes de la Revolución -compuesto por doce clérigos y jurisconsultos de alto rango musulmanes chiíes- pueda vetar a los aspirantes, para lo que está facultado, los conservadores "principalistas" del entorno del líder supremo, ayatolá Ali Jamenei, ven a Rafsanyani como un fuerte enemigo de cara a las elecciones presidenciales del próximo 14 de junio.

Además, esperan que los Guardianes, que forman parte del sector religioso más conservador y tienen de plazo hasta el 21 de mayo para "filtrar" a los candidatos, descalifiquen a Mashaei para que no pueda participar en los comicios en representación del sector de Ahmadineyad, enfrentado al de Jamenei.

El alcalde de Teherán, el conservador Mohamad Baqer Qalibaf, acusó a Rafsanyani de no haber hecho nada por el desarrollo de Irán, en especial en materia social y cultural, en los ocho años que fue presidente y los nueve que encabezó el Parlamento.

Para Qalibaf, si Rafsanyani vuelve al poder, "todo el país sufrirá cuatro años de tensiones y polarización y para los pobres significará ser más pobres".

Qalibaf forma parte del "Comité 2+1", junto con el diputado y expresidente del Parlamento Gholam Ali Hadad Adel y Ali Velayati, asesor del líder supremo, a los que Jamenei pidió hace meses que eligieran un candidato entre ellos que sería el aspirante oficial, pero aún no lo han hecho.

También Hadad Adel atacó a Rafsanyani por presentarse a las elecciones, pues su candidatura supone un reto para los "principalistas" conservadores cercanos a Jamenei, que ya controlan el Parlamento y el poder judicial.

Hadad Adel apuntó que Rafsanyani tuvo un "juicio equivocado" tras las elecciones presidenciales de 2009, cuando la oposición denunció fraude y se produjeron protestas de los reformistas, que fueron sangrientamente reprimidas.

Ante el reto electoral de Rafsanyani, considerado uno de los políticos más influyentes del país y con un mayor recorrido histórico en la Revolución Islámica, los conservadores han apuntado la posibilidad de apoyar al principal negociador nuclear del país, Said Jalili, como candidato de consenso entre ellos.

Hoy mismo en el Parlamento se abrió a la firma una carta, rubricada ya por al menos cien diputados, que pide al Consejo de Guardianes rigor en su revisión de los expedientes y que no admita candidatos "sediciosos", denominación que dan a los reformistas, ni "desviacionistas" religiosos, como consideran al entorno de Ahmadineyad.

En concreto, la carta critica a Rafsanyani y Mashaei y pide a los Guardianes que "examinen con extremo rigor" las candidaturas de ambos, que esos diputados consideran inadecuadas, según la agencia local Mehr.

Con la oposición no religiosa proscrita, los reformistas del Movimiento Verde excluidos y de quedar relegado el entorno de Ahmadineyad, las próximas presidenciales serían los comicios más restringidos desde la implantación del régimen teocrático musulmán chií de la República Islámica de Irán en 1979.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha