El alquiler de bicicletas se hunde un 80% en Sevilla desde la puesta en marcha del servicio

El servicio de alquiler de bicicletas lleva más de una década instalado en Sevilla.

La apuesta por la bicicleta en la que se embarcó Sevilla hace ya más de una década tuvo su reflejo principal en una red de carriles bici que en la actualidad ronda los 200 kilómetros, pero introdujo también la novedad de un sistema de alquiler de bicicletas (Sevici) con estaciones repartidas por toda la ciudad. El servicio tuvo una enorme aceptación, con más de 90.000 usuarios en 2008, pero el paso de los años ha ido reduciendo esta cifra hasta situarla en la actualidad en 18.083, lo que supone un hundimiento del 80%.

El Plan de Movilidad de Sevilla nace sin el respaldo de ciclistas y colectivos ambientales

El Plan de Movilidad de Sevilla nace sin el respaldo de ciclistas y colectivos ambientales

Ante la aplastante evidencia de los números, la empresa adjudicataria de Sevici, JCDecaux, está trabajando en un nuevo sistema de alquiler "que sea más atractivo" para intentar un cambio de tendencia. El anuncio lo hacía el delegado municipal de Hábitat Urbano, Antonio Muñoz (PSOE), que transmitía que JCDecaux es "consciente de esta disminución".

Una caída año a año

El crecimiento ha sido sostenido a lo largo de esta década larga, aunque se ha disparado coincidiendo con la pandemia por coronavirus: de los 38.400 de 2017 a los 27.141 que llegó a haber en 2020, cayendo de manera brusca a los 18.083 de finales del pasado mes de abril. 

La pandemia, de hecho, obligó a suspender el servicio durante unos meses 2020, lo que aceleró la caída tanto de los abonos de corta duración (los que más se han reducido en los últimos años) como en los de vigencia más larga. 

La cuestión de la caída de usuarios de Sevici la ponía de manifiesto el PP, cuyo concejal Jesús Martínez Palacios hacía una pregunta al respecto en la Comisión de Control al gobierno municipal. A su juicio es importante modernizar ante todo las propias bicicletas, "muy pesadas, difíciles de manejar y con defectos" al impedir, por ejemplo, regular la altura del manillar.

Un panorama que ha cambiado

El Ayuntamiento ha vinculado este espectacular descenso al aumento de ciclistas que cuentan con bicicleta propia y ya no hacen uso del servicio. A esto ha unido la irrupción de nuevos sistemas de transporte como los patinetes

La empresa, por su parte, ha hecho un primer intento de modernización con la puesta en marcha de una app para el alquiler que incorpora novedades como la posibilidad de reservar. El sistema, no obstante, ha recibido críticas de usuarios e incluso de Facua, que denuncian la obligatoriedad de contar con un teléfono smartphone para poder utilizar una bicicleta, por lo que se está estudiando la creación de un sistema alternativo y compatible.

Etiquetas
Publicado el
14 de mayo de 2021 - 13:05 h

Descubre nuestras apps

stats