El CAAM invita a reflexionar sobre la vida y obra de Pepe Dámaso

Pepe Dámaso, en la presentación de la retrospectiva de sus obras en el CAAM.

Adrián Suárez

Las Palmas de Gran Canaria —

El Centro Atlántico de Arte Moderno (CAAM) de Las Palmas de Gran Canaria inaugura este jueves la exposición retrospectiva Pepe Dámaso, que rinde homenaje a la obra y persona del creador. La muestra, que permanecerá abierta has el 17 de septiembre, recorre cronológicamente la obra del pintor grancanario a través de 150 piezas que reflejan la evolución de la voz única de Dámaso. Las obras expuestas, entre las que se incluyen diez inéditas, proceden de la colección del artista y de distintas institución públicas y colecciones privadas.

Pepe Dámaso (Agaete, 1933) recibió en 1996 el Premio Canarias de Bellas Artes por su amplia trayectoria de más de 60 años. Es un artista que ha incorporado elementos de la abstracción y el surrealismo para crear un estilo figurativo propio capaz de unir las vanguardias del arte moderno internacional con su pasión personal por las cuestiones canarias.

La comisaria de la exposición, Carmensa de la Hoz, señaló en rueda de prensa que el CAAM es un marco único para reflexionar sobre la obra de Dámaso debido al carácter tricontinental que comparten el centro y el artista. Durante la realización del este proyecto, De la Hoz colaboró íntimamente con el artista para “descubrir al maestro”. La comisaria ha orquestado un armónico recorrido de la obra de Dámaso a partir de un estudio en profundidad del vasto archivo del pintor, que contiene más de 6.000 piezas y otros miles de bocetos, películas y documentos.

Orlando Britto, director del CAAM, ha descrito este proyecto como una “deuda saldada” con Dámaso por su gran aportación al arte en Canarias. Con esta exposición, el centro continúa apostando por los proyectos expositivos que contextualizan históricamente a los mayores nombres del arte de las Islas, tal y como hizo la retrospectiva de Lola Massieu el pasado invierno.

Dámaso ha agradecido los reconocimientos recibidos y ha catalogado la retrospectiva como un “canto a la alegría y la felicidad”. Para el artista, este ha sido un ejercicio de profunda introspección. Después de haber declarado su intención de donar su obra al “pueblo canario” en 2015, Dámaso invita a reflexionar junto a él sobre su obra y su vida como creador canario internacional.

Su obra, siempre rodeada de la temática de la muerte y los elementos existenciales, contiene importantes temas sobre la cultura y geografía de las islas. Dámaso ha manifestado en reiteradas ocasiones que el Archipiélago y su huella prehispánica han sido siempre una de sus principales fuentes de inspiración. Ejemplos del estudio de sus raíces canarias se ven en sus series dedicadas a Juanita, Harimaguadas, Héroes Atlánticos o Balos.

Otras piezas del artista están dedicadas a África, la negritud y las culturas del Caribe, que muestran su interés por las conexiones africanas y americanas de Canarias originarias de su situación geográfica y su pasado emigrante.

Dámaso se mostró particularmente orgulloso de que se haya reunido en una sala a sus siete Héroes Atlánticos, una serie con un marcado carácter nacionalista que celebra el pasado prehispánico y mantiene un diálogo estético y conceptual con el Poema del Mar de Néstor de la Torre.

A lo largo de su trayectoria, Dámaso mantuvo un intercambio artístico, intelectual y a menudo personal con muchos de los grandes creadores canarios e internacionales de la segunda mitad del siglo XX. Aparte de referenciarlos en su estética, Dámaso homenajea con una serie de retratos a los artistas que mayor huella han tenido en su vida y su obra. Entre ellos se encuentras los artistas universales Fernando Pessoa, García Lorca y José Saramago, junto a los canarios César Manrique, Tomás Morales, Néstor de la Torre y Pedro Lezcano.

Para finalizar el recorrido se muestran obras a modo de diálogo entre Pepe Dámaso y César Manrique, su “maestro y gran amigo del alma”. Esta sala incluye una pieza de gran formato en homenaje a Manrique y un retrato de Dámaso creado por el propio artista lanzaroteño, así como el gran autorretrato Crucifixión en el que la figura del pintor grancanario aparece a modo de Cristo clavado en una cruz.

En el acto de presentación de este miércoles, Dámaso expresó su profundo aprecio por Manrique y su deseo de que su obra y su persona sean pronto el foco de una gran retrospectiva en el CAAM.

Etiquetas
Publicado el
21 de junio de 2017 - 23:24 h

Descubre nuestras apps

stats