eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Tres emprendedoras del sector agro ganan los “Premios Emilio Botín 2018”, en apoyo de la digitalización del campo

Santander Universidades financia, junto con el Campus de Excelencia Internacional de la Universidad de Córdoba, la constitución de los tres proyectos

Un proyecto que estudia automatizar la producción de la aceituna ha sido el ganador del primer premio de los galardones Emilio Botín 2018.

Un proyecto que estudia automatizar la producción de la aceituna ha sido el ganador del primer premio de los galardones Emilio Botín 2018.

Tres emprendedoras del sector agroalimentario han empezado a desarrollar otros tantos proyectos empresariales que contribuirán a la digitalización y modernización de procesos industriales clave en el campo español. Estos tres proyectos son los reciente ganadores de los Premios Emilio Botín 2018, instituidos por el Banco Santander y la Universidad de Córdoba.

La primera de ellas es Cristina Martínez Ruedas, ingeniera de telecomunicaciones por la Universidad de Sevilla y actualmente doctorando en Ingeniería Agraria, Alimentaria, Forestal y Desarrollo Rural Sostenible por la Universidad de Córdoba. Asimismo, dirige desde octubre pasado el área e I+D+i de la empresa cordobesa IRC Automatización, especializada en el sector de la industria 4.0. Martínez Ruedas recibió el primer premio de la cuarta edición de los Premios Emilio Botín del Proyecto de Empresa A3TB!, organizado por el Campus de Excelencia Internacional Agroalimentario (ceiA3) con la colaboración de Santander Universidades.

La premiada se hizo acreedora de este galardón por su proyecto empresarial ‘Estimación automática de producción de aceituna mediante métodos de teledetección y análisis de imagen’. El objetivo de este proyecto es mejorar la precisión y operatividad de la estimación de la producción de aceituna mediante técnicas de teledetección, fotogrametría aérea y terrestre, tratamiento automático de datos meteorológicos y análisis de imagen.

El premio es de 8.000 euros como ayuda para los gastos de constitución de la empresa y otros 1.000 euros en metálico.

Como la propia premiada ha explicado, la tecnología consiste en el desarrollo de dos algoritmos, el primero de los cuales es aplicable a otros cultivos distintos de la aceituna. Este sistema de teledección preciso y objetivo, permite, por ejemplo, un mejor control de las plagas, el cálculo de pérdidas por un eventual incendio y una ayuda inestimable para las administraciones públicas a la hora de conceder ayudas.

Los residuos de una industria pueden ser la materia prima de otra. El segundo proyecto premiado es Resivive y su objetivo es la intermediación entre industrias. Yalbeiry Claret Labarca, ingeniera de Cartografía y Geodesia, explica en este vídeo cómo el bagazo, que es el principal residuo de la industria cervecera (600.000 toneladas al año en España), puede ser aprovechado como alimentación animal. Si hasta ahora no se ha hecho es porque la industria cervecera y las granjas animales no están conectadas la una con la otra.

Ella propone hacer una labor de intermediación para que ambas industrias se pongan de acuerdo. Otro de sus objetivos sería conseguir la instalación masiva de depósitos de basura especiales para las colillas de cigarrillo, puestos que estos desperdicios suponen casi la tercera parte del total generado en el mundo, por encima de los envases de alimentos, las botellas y los envases de plástico. Resivive se define como una iniciativa de “economía circular” que quiere acabar con el ciclo “obsoleto” de “hacer-usar-tirar”. El segundo de los Premios Emilio Botín ha consistido en 6.000 euros para la puesta en marcha de la empresa y otros 750 euros en metálico.

El tercero (4.000 euros para gastos de constitución y 500 en metálico) recayó en Lucía Chica Arnedo, promotora de Pizca & Trufa, un negocio dedicado a la fabricación y comercio minorista enfocado a la alimentación natural y fresca para perros y gatos y al bienestar animal.

La abundancia de espítitu emprendedor ‘obligó’ a los convocantes a conceder dos áccesits de 300 euros: uno para El Tablón del Campo a tu mesa, cuya promotora es Begoña Maldonado Jerónimo; y el otro para la empresa de base tecnológica Glubel, de digitalización e impresión 3D de fondos marinos y promovido por Daniel Ortega y Alejandro Parras.

Los Premios Emilio Botín del Proyecto de Empresa A3TB! son uno de los frutos del acuerdo de  colaboración que, desde hace seis años, mantienen ceiA3 y Santander Universidades, y que ha permitido desarrollar varias líneas de actuación: el Programa de Doctores en Empresa, que se inició en el año 2012 como proyecto pionero y cuya evaluación de resultados se presentó durante la gala; el programa Training Network Courses, una formación especializada de alto nivel en el sector agroalimentario; el certamen de proyectos de empresa A3BT, y una beca para la Oficina de Proyectos Internacionales del ceiA3 en Bruselas.

Banco Santander mantiene un compromiso con la Educación Superior que materializa a través de Santander Universidades. Desde 2002, la entidad ha destinado más de 1.600 millones de euros a iniciativas y programas académicos y mantiene más de 1.200 acuerdos de colaboración con universidades e instituciones académicas de 21 países.

El programa Campus de Excelencia Internacional es una medida del gobierno de España para mejorar la calidad del sistema universitario mediante la agregación, especialización, diferenciación e internacionalización de sus mejores universidades,1 que comenzó sus convocatorias en el año 2009 dentro de la llamada Estrategia Universidad 2015.