eldiario.es

9

GALICIA

El Consello de Contas censura que la Xunta rescató personal de entes suprimidos manteniéndoles sueldos superiores al funcionariado

El ente fiscalizador equivalente al Tribunal de Cuentas estatal recuerda que las contrataciones originales "en muchos casos no cumplieron los principios de igualdad, mérito y capacidad"

Feijóo y Nava Castro, responsable de la Agencia Turismo de Galicia, ente en el que el Consello de Contas pone el foco por la discrecionalidad a la hora de integrar personal

Feijóo y Nava Castro, responsable de la Agencia Turismo de Galicia, ente en el que el Consello de Contas pone el foco por la discrecionalidad a la hora de integrar personal Xunta de Galicia

Lo denunciaron los sindicatos de manera recurrente tanto a nivel general como en casos concretos, al tiempo que el Gobierno gallego lo negaba o justificaba. Ahora el Consello de Contas, el órgano fiscalizador de la administración gallega equivalente al Tribunal de Cuentas estatal, lo constata y lo censura: la Xunta suprimió entes paralelos, los conocidos como chiringuitos, reubicando personal en otros departamentos en los que sigue cobrando sueldos superiores a los del funcionariado equivalente. Lo hizo a pesar de que la contrataciones originales de esos trabajadores por parte de los anteriores chiringuitos "en muchos casos no cumplieron los principios de igualdad, mérito y capacidad".

Entre los informes específicos que el Consello de Contas entregó la pasada semana al Parlamento de Galicia hay uno dedicado a analizar "los procesos de extinción de entidades dependientes" de la Xunta en el periodo 2010-2016. En él se constata que el ahorro de esa publicitada supresión de chiringuitos paralelos fue residual, y se concreta que en parte se debió a que la mayoría de su personal fue reubicado en otros departamentos de la administración. Pero Contas va más allá y analiza cómo se realizó esa reubicación para llegar a la conclusión de que en cada ente suprimido la Xunta ha seguido un criterio distinto que no justificó, lo que "impide la consecución de una gestión del personal justa y eficiente".

Fragmento del informe del Consello de Contas

Fragmento del informe del Consello de Contas Praza Pública

Contas analiza los procesos de integración de personal de varios entes suprimidos y se muestra especialmente crítico con los que acabaron integrados en la nueva Agencia de Turismo, dirigida por Nava Castro, a los que atribuye "desigualdades retributivas significativas no justificadas". En 2012 esa Agencia de Turismo pasó a aglutinar a la antigua Secretaría General para el Turismo, la Sociedad de Imagen y Promoción Turística de Galicia S.A. –Turgalicia– y el consorcio Instituto de Estudios Turísticos, y se adscribió también a ella la S.A. Gestión del Plan Xacobeo. Contas señala que la decisión de la Xunta de subrogar en la nueva Agencia al personal de los entes suprimidos manteniendo sus condiciones previas "provoca que la estructura salarial resultante en la Agencia sea heterogénea y presente situaciones ineficientes".

"Existen supuestos en los que el personal laboral absorbido tiene retribuciones salariales superiores al personal funcionario que ejerce las jefaturas de la Agencia", llega a decir Contas, que señala que lo mismo sucedió con el caso del Xacobeo, con "personal que mantiene condiciones superiores a los cargos directivos de la Agencia pese a no desempeñar dichas funciones en la nueva entidad".

Contas señala que "la diferencia de derechos no se justifica por las características de los puestos de trabajo que venían prestando los trabajadores subrogados en las entidades extinguidas y contrasta con el sistema de acceso a esos puestos que, tal y como han señalado los órganos de control recurrentemente, en muchos casos no cumplieron los principios de igualdad, mérito y capacidad".

En esa línea, Contas pone el foco en el caso de la Fundación Fomento de la Calidad Industrial y el Desarrollo Tecnológico, creada en 1996 e integrada en 2013 en la Agencia Gallega de Innovación. En 2016 la Xunta convocó un proceso para traspasar a parte de aquel personal a la propia administración como laboral fijo. El ente fiscalizador destaca que hay personal que no pudo integrarse y "permanecen en la Agencia como personal propio de esta" porque "no cumplieron los requisitos para su integración, en particular que no acreditaron haber superado, en su momento, un proceso de selección que respetara los principios de publicidad, mérito y capacidad en el acceso a la Fundación".

La Agencia Gallega de Innovación es una de las últimas puestas en marcha y el Consello de Contas censura también su gestión del persoal de los entes previos suprimidos

La Agencia Gallega de Innovación es una de las últimas puestas en marcha y el Consello de Contas censura también su gestión del persoal de los entes previos suprimidos Xunta de Galicia

Contas señala que "en términos generales, los procesos de extinción [de entes paralelos] no dieron lugar a despidos de personal" sino que se reubicó a éste en otros departamentos por lo que el ahorro económico en esa materia "representa menos del 1% de los fondos gestionados por las entidades dependientes". Al tiempo, el presupuesto para sueldos de altos cargos en la administración paralela aumentó un 60% en diez años. El ente fiscalizador censura, en ese ámbito, que la Xunta declarase "como ahorro económico la amortización de puestos de trabajo que no se pueden considerar como tal ya que se trataba de puestos que tenían dotación presupuestaria pero que estaban vacantes por lo que nunca produjeron gasto real que suponga ahorros posteriores".

Estas y otras actuaciones discrecionales similares de la Xunta en materia de personal ahora constatadas por el Consello de Contas en los entes que analizó en su último informe ya habían sido denunciadas en los últimos años en otros chiringuitos que esta vez han quedado fuera del análisis del ente fiscalizador. Es el caso de la Empresa Pública de Obras y Servicios Hidráulicos (Eposh), suprimida en 2012 pero cuyo personal, incorporado a Augas de Galicia, siguió cobrando sueldos superiores a los de sus nuevos compañeros. Un privilegio derivado de un convenio aprobado en 2005 con Feijóo como conselleiro en funciones. La Xunta también aprovechó la supresión de las 34 fundaciones comarcales creadas por aquellos gobiernos de Fraga para reubicar en puestos de nueva creación en oficinas de empleo a los anteriores gerentes comarcales, varios de ellos cargos del PP seleccionados a finales del pasado siglo con un procedimiento que primaba la entrevista personal y la valoración del currículo sobre los conocimientos específicos.

Contas recomienda a la Xunta en su informe "poner en marcha los procesos de integración pendientes del personal de los entes extinguidos homogeneizando el régimen y condiciones de todo el personal al servicio de una misma entidad".

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha