eldiario.es

9

MOTOR

Los conductores de vehículos alternativos son más tranquilos que los de modelos convencionales

Una encuesta realizada a 2.000 británicos indica las diferencias en los estilos de conducción según el tipo de vehículo

Hyundai Ioniq.

Hyundai Ioniq.

Una investigación de Hyundai en el Reino Unido ha puesto de manifiesto algo que el sentido común y la experiencia de manejar vehículos de tecnologías alternativas dictan por sí solos, y es que los usuarios de este último tipo de coches tienden a comportarse de manera más tranquila que los de modelos tradicionales de combustión. El trabajo señala que, si bien existen casi tantos perfiles de conductor como conductores, algunos factores influyen de manera significativa en la actitud al volante. El tipo de automóvil que se utiliza es uno de los más sobresalientes, y hasta la clase de música que se escucha tiene su incidencia en la manera de interactuar con los demás actores del tráfico.

La encuesta realizada a 2.000 británicos con el fin de clasificar los diferentes estilos de conducción indica, por ejemplo, que el 92% de los usuarios de vehículos alternativos nunca pita a otro conductor, el 42% disminuye la velocidad al encontrarse con un autobús y permite que circule delante de ellos, en tanto que el 37% se asegura de dar las gracias a los otros conductores cuando les facilitan las cosas o tienen una deferencia con ellos.

Sobre el asunto, aparentemente banal, de la música que escucha cada quien, se concluye que quienes conducen coches de energías más limpias son casi tres veces más propensos a escuchar clásica o jazz que aquellos que poseen vehículos con motor de combustión interna.

Todas estas apreciaciones forman parte de la experiencia The Drive Different Test (el test Conduce Diferente), en la que Hyundai colabora con Mark Hadley, prestigioso profesor de la Universidad de Warwick, y con el experto en conducción Gary Lamb para dar a conocer su oferta de coches híbridos y eléctricos, como el Ioniq y el Kona, y de hidrógeno, como el Nexo, además de explorar cómo será la conducción en el mundo de cero emisiones con el que se sueña a partir de 2040.

Los seis factores que determinan el tipo de conducción

Con el fin de sondear la forma en que evolucionarán los estilos de conducción a medida que los coches alternativos sean más numerosos y el horizonte de la ansiada descarbonización se acerque, la marca coreana ha desarrollado esta prueba que analiza seis parámetros básicos de conducción establecidos por el reconocido instructor Gary Lamb, entre ellos el seguimiento de la pupila, el reconocimiento facial, la frecuencia cardiaca y la suavidad en el manejo de los controles, tanto con las manos como con los pies.

Con base en estas seis variables se confeccionan los diversos estilos de conducción, que el estudio eleva a nada menos que 36.750 solo en el Reino Unido, lo cual equivale prácticamente a decir que cada persona que conduce lo hace de una manera diferente.

Según su propia autoevaluación, los conductores británicos se consideran fundamentalmente dinámicos (28%), razonables y moderados (24%) o tranquilos (19%). Por el contrario, un 7% se ve “nervioso” y “agresivo” al volante. Los hombres se etiquetan a sí mismos como más dinámicos que las mujeres (31% frente a 25%), y ellas se describen mayoritariamente como “nerviosas” cuando se ponen a conducir. 

A propósito de The Drive Different Test, Lamb ha manifestado: “Hay muchos aspectos que inciden en el estilo de conducción de una persona: su habilidad técnica, por supuesto, pero también la confianza, la experiencia e incluso la música que escucha hasta que se pone al volante. Nunca se puede predecir. Durante mis 25 años como instructor de conducción he visto de todo. Lo interesante ahora es que los vehículos con combustibles alternativos también están afectando a nuestro estilo de conducción. Estoy emocionado por ver cómo cambiará la forma en que conducimos a medida que se acerque 2040 y nuestras ciudades y autopistas se llenen de coches capaces de circular generando cero emisiones. Espero que sea para mejor”.

A pesar de la creciente popularidad de los vehículos limpios, subsisten según el estudio varios mitos infundados, en particular, sobre los modelos eléctricos. Al 22% de los propietarios de coches de gasolina o diésel les parece problemática la operación de cargar un vehículo de baterías, un 18% cree que no sería seguro conducirlo en medio de una tormenta eléctrica y el 12% llega a considerar inseguro cargar su teléfono móvil a bordo de un coche eléctrico. 

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.