Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Dodon y Sandu volverán a disputarse la presidencia moldava en segunda vuelta

Dodon y Sandu volverán a disputarse la presidencia moldava en segunda vuelta
Moscú —

0

Moscú, 1 nov (EFE).- Los candidatos a la presidencia moldava con más votos en las elecciones de este domingo, la liberal europeísta Maia Sandu y el actual mandatario, el socialista prorruso Igor Dodon, reeditan la historia de hace cuatro años y pasan a la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de Moldavia, prevista para el 15 de noviembre.

Como en octubre de hace cuatro años, Sandu y Dodon quedan frente a frente, con una ligera ventaja del socialista.

Según la Comisión Electoral Central (CEC), Dodon recaudó el 35,83 % de los votos, mientras Sandu fue apoyada por el 31,73 % de los votantes, con 81,29 % de las boletas contadas.

EL MISMO PANORAMA, DIFERENTES CONDICIONES

Este panorama devuelve a Moldavia, el país más pobre de Europa, a la disyuntiva entre los partidarios de forjar una alianza con Rusia, que cuentan con su granero en el mundo rural y los nostálgicos de la Unión Soviética, y aquellos que apoyan la vía europea, política respaldada por los más jóvenes y los emigrantes.

Dodon, ferviente admirador del presidente ruso, Vladímir Putin, ha dedicado los últimos cuatro años a restablecer los vínculos con el Kremlin, pero ha descuidado las relaciones con la Unión Europea (UE) y, especialmente, con sus vecinos, Rumanía y Ucrania.

Por su parte, la liberal Maia Sandu, una europeísta convencida que trabajó para el Banco Mundial, ahora vuelve a la carga con la experiencia que le otorga haber sido primera ministra, aunque sólo durante unos pocos meses.

El hándicap de Dodon es la profunda crisis económica en que se ha visto sumido el país y una de sus principales causas, el coronavirus.

La economía sufrió en el segundo trimestre la mayor contracción en los últimos 20 años.

Mientras, Sandu proyecta la imagen del cambio. Ha propuesto un ambicioso programa económico para alentar la iniciativa empresarial, promover el retorno de los cientos de miles de emigrantes que trabajan en la UE y sacar al mundo rural de su atraso secular.

ELOGIOS Y DESCALIFICACIONES

Al concluir la jornada, Dodon expresó su satisfacción con las elecciones, que calificó de "libres, correctas y democráticas", mientras su rival denunció "varios intentos de fraude, pagos por votos o cambio de los lugares de votación de algunas personas, que finalmente no pudieron llegar a los colegios en los que estaban inscritos".

No fue el único descalificativo de este proceso electoral, el líder de la opositora Plataforma "Dignidad y Verdad" y candidato presidencial, Andrei Nastase, arremetió tras el cierre de los colegios contra el presidente de la Comisión Electoral Central, Dorin Cimi, y el ministro de Exteriores, Oleg Tulea, a quienes exigió la renuncia.

Nastase responsabilizó a ambos de "mala organización de las elecciones en el país y en el exterior" y las "múltiples violaciones permitidas", y condenó "la organización politizada de las votaciones en el exterior", donde fueron abiertos 139 colegios en las representaciones diplomáticas de Moldavia de 36 países.

Según el político, muchos moldavos residentes en el extranjero -la principal cantera de votos de la oposición- tuvieron que hacer largas colas para votar o simplemente no pudieron ejercer su derecho al voto.

VOTO POR LA ESTABILIDAD

Sin embargo, Dodon, que se erigió hoy como garante de la estabilidad del país, consideró que los comicios transcurrieron en calma y negó que hubiese violaciones, al afirmar que este tipo de acusaciones "son declaraciones sin sentido de los oponentes políticos que siempre hablan de fraude".

"Estoy firmemente convencido que Moldavia debe, como nunca antes, distanciarse del caos. En las actuales condiciones de la pandemia, Moldavia no necesita una crisis política. La inmensa mayoría de los ciudadanos abogan por la paz y la tranquilidad", señaló.

Además, el presidente señaló que defenderá "el equilibrio en las relaciones exteriores y la amistad entre las minorías étnicas".

BAJA PARTICIPACIÓN

En tanto, las presentes elecciones estuvieron marcadas claramente por el abstencionismo, y contaron con una de las participaciones más bajas de las presidenciales en este país, que alcanzó el mínimo necesario para que estas pudieran ser declaradas válidas nueve horas después de abiertos los colegios electorales.

Según la CEC, en total votaron 1.213.884, el 42,73 % del padrón electoral, cerca de 200.000 personas menos que en las presidenciales de 2016, algo que las autoridades atribuyeron a la pandemia de coronavirus, que ha impuesto sus correctivos a la vida económica, social y política del país.

Etiquetas
Publicado el
2 de noviembre de 2020 - 01:45 h

Descubre nuestras apps

stats