eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Chesús Yuste

Escritor. Antes ha sido diputado de Chunta Aragonesista (CHA) en el G.P. Izquierda Plural (2011-14). Amante de la novela negra y especialista en Irlanda (innisfree1916.wordpress.com), es autor del blog chesusyuste.wordpress.com. También coordina la Asociación Parlamentaria en Defensa de los Animales (APDDA).

Una nueva legislatura, una nueva oportunidad para la agenda animalista

Por fin ha arrancado la legislatura. Teníamos muchas ganas de que las Cortes Generales empezaran a funcionar, tras casi un año entero de "Parlamento colgado", como dicen los ingleses. España continúa siendo para el mundo el estereotipo del maltrato animal. Y aunque algo se ha ido mejorando en los últimos años, hay todavía muchísimas cosas que corregir si queremos tener unas relaciones con los animales propias del siglo XXI.

Durante la última legislatura completa, la X, desde la  Asociación Parlamentaria en Defensa de los Animales (APDDA) logramos poner de forma continuada la situación de los animales en la agenda política a través de la presentación de varias proposiciones no de ley, multitud de preguntas parlamentarias y una batería de enmiendas al Código Penal, así como mediante la organización de importantes actos públicos, como los cuatro foros (cultura contra el maltrato animal, la tragedia de los galgos, ocho años del Proyecto Gran Simio y presentación del Manifiesto Felino), las tres jornadas parlamentarias (necesidad de una legislación estatal sobre animales de compañía, violencia de especie y estrategias educativas, y propuestas de protección animal de las ONG a los partidos en vísperas electorales) y sucesivas entregas de premios (a la impulsora de las secciones de Derecho Animal en los colegios de abogados Magda Oranich; a la protectora de animales formada por niños El Cuarto Hocico de Muel, Zaragoza; a la Asociación de Veterinarios Abolicionistas de la Tauromaquia y el Maltrato Animal, AVATMA; y a la primera sección animalista, El Caballo de Nietzsche, en un medio generalista en España, eldiario.es; así como, en categoría internacional, a la primatóloga británica Jane Goodall).

Seguir leyendo »

El PP perdió el 26J

«Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí», escribió Augusto Monterroso en el más célebre de los microrrelatos. Llevamos desde el pasado otoño en un bucle, desde la campaña electoral previa al 20D, entre postureos, escenificaciones, visitas a la Zarzuela y discursos huecos. Y entre tanto, se van a superar los 225 días sin gobierno. Basta con esta prueba para evidenciar la grave crisis que atraviesa el sistema político emanado de la Transición. Algunos se niegan a ver la realidad amparándose en que los dos partidos turnantes en los que viene sustentándose el sistema continúan siendo los dos más votados. Pero no deben llamarse a engaño. El PP perdió un tercio de los votos en diciembre y apenas recuperó cuatro puntos en junio.

No le fue mejor al PSOE, aunque lograra la segunda plaza superando a Unidos Podemos, pues ha perdido la mitad de los votos desde 2008, retrocediendo en cada convocatoria, logrando el 26J el peor resultado desde 1933. El bipartidismo ha pasado de superar con creces el 80% a quedarse en el entorno del 50%. Tras los resultados de las dos últimas convocatorias, la incapacidad para formar gobierno es el principal síntoma de la lenta agonía del sistema. Casi sin anunciarse, estamos abordando una segunda transición que no sabemos a dónde nos conducirá, porque lo viejo se resiste a morir y lo nuevo apenas ha empezado a nacer. En ese complejo escenario los líderes políticos sin manual de instrucciones se encuentran ante un mapa político aparentemente ingobernable.

Seguir leyendo »

La paz en Colombia tampoco es un relámpago

Colombia regresa estos días a los primeros planos de la actualidad. Los acuerdos de La Habana entre el gobierno Santos y las FARC y el anuncio de que se abrirán también mesas de negociación con el ELN, la segunda guerrilla del país, han despertado expectativas de esperanza y de paz. ¿Será esta vez la definitiva tras medio siglo de guerra? ¿Por qué un halcón como Santos se ha convertido ahora en un «hombre de paz»? ¿Es en este momento la paz más rentable en Colombia que la guerra? ¿Cómo abordar la desmilitarización del sobredimensionado ejército colombiano? ¿Vendrá con la paz la reconciliación? No solo para los historiadores del futuro, sino para los analistas del presente, resulta más que recomendable el libro de Paco Gómez Nadal La guerra no es un relámpago (Otramérica/Icono, 2016), que ayudará a entender todos los entresijos del larguísimo conflicto colombiano y del complejo proceso de paz.

El autor, periodista de dilatada trayectoria y con 17 años de experiencia en Colombia, parte de un suceso terrible, la masacre de Bojayá, en la que en mayo de 2002 murieron 79 personas, 48 de ellos menores, y del reciente gesto de las FARC, inaudito a nivel mundial, de asumir su responsabilidad y realizar un acto de petición de perdón en el mismo lugar. Aquella mesa de diálogo entre la guerrilla y las víctimas del departamento del Chocó, en opinión del autor, es tan importante o más que la mesa de La Habana, porque afecta directamente a los miedos y a las esperanzas de la gente que de verdad ha venido sufriendo la guerra. Y es que Gómez Nadal toma partido por las gentes del Chocó y del Medio Atrato, de quienes ha recibido el encargo de escribir este libro. «Sólo hay un bando por el que merece la pena trabajar en una guerra: la población civil», reconoce en sus primeras páginas. Ellas y ellos son los auténticos protagonistas del libro.

Seguir leyendo »

Giro a la izquierda en la Europa del Sur… y Sanders

Hace un  año, cuando ganó Syriza las elecciones en Grecia, se especulaba con una posible victoria de las izquierdas en el sur de Europa. Se veía el entonces esperanzador triunfo de Alexis Tsipras como el primer movimiento de un giro a la izquierda en los países rescatados por la UE. Luego, la rendición del gobierno griego ante la Troika deshizo las esperanzas de que la agenda antiausteridad pudiera abrirse paso en la política europea. No obstante, meses después, constatamos que algo está cambiando en el mapa político. Y no me refiero solo al inesperado gobierno socialista en Portugal con respaldo parlamentario del Bloco de Esquerda y del PCP, que podría tener una réplica en España si el PSOE se atreviera a alcanzar un acuerdo a su izquierda, con Podemos y Unidad Popular. La irrupción de un candidato socialista en las primarias del Partido Demócrata en Estados Unidos podría estar dando un perfil de globalidad a ese giro a la izquierda.

Me refiero a Bernie Sanders, que aparece en las encuestas de las primarias demócratas pisándole los talones a la ex secretaria de estado Hillary Clinton, favorita a pesar entre otras cosas del escándalo de los correos electrónicos. Sanders no es un miembro del Partido Demócrata; es socialista, podríamos considerarlo a la izquierda de la socialdemocracia europea, y sin embargo ha podido ser elegido Senador por Vermont en 2006, tras ser miembro independiente de la Cámara de Representantes durante cuatro legislaturas y tras cuatro mandatos como alcalde de Burlington, la ciudad más poblada del estado. Resulta sorprendente para quien observa como espectador los comicios norteamericanos en la distancia.

Seguir leyendo »

Hagamos que sea una legislatura histórica

A estas alturas supongo que nadie duda de que nos hallamos al final de un ciclo. Hasta en el PP lo saben. Estamos asistiendo a la agonía del sistema político emanado de la Transición. Un sistema que se encontraba en clara decadencia por el hartazgo de la corrupción, el descrédito del bipartidismo, el desgaste de las instituciones, incluida la Corona, el agotamiento de la Constitución… Y al que la crisis económica le ha dado el tiro de gracia. Aunque en realidad, a mi juicio, el golpe definitivo se lo ha dado la receta del gobierno para hacer frente a la crisis. Mejor dicho, de los sucesivos gobiernos: lo que empezó Zapatero aquel aciago mes de mayo de 2010 lo ha culminado Rajoy a lo largo de esta última legislatura.

Han sido cuatro años de involución, en los que el PP ha aprovechado su mayoría absoluta como si fuera un cheque en blanco para imponer su modelo ideológico: neoliberal, conservador, reaccionario, patriarcal, nacionalcatólico, clasista, elitista, centralista y uniformizador. Nos ha metido en el túnel del tiempo, haciéndonos en cuatro años retroceder treinta, cuarenta y hasta cincuenta años en derechos y libertades. Han acabado con la negociación colectiva, con la sanidad universal, con la educación pública, con la justicia gratuita, con la ley de dependencia… Ha sido una legislatura terrible, en la que se ha empobrecido a la gente, sin derechos, sin subsidios y, en el mejor de los casos, con empleo precario y con peores condiciones salariales y laborales. Se nos dice que estamos en plena recuperación, pero lo cierto es que en España no se crea empleo, sino que se están repartiendo las horas de trabajo.

Seguir leyendo »

El desafío del 25M

Según todos los oráculos demoscópicos, se ha terminado la era de las mayorías absolutas. Se acabaron los rodillos monocolores que los gobiernos denominaban interesadamente "estabilidad". El próximo domingo el sagrado orden bipartito PP-PSOE probablemente se dejará la mitad de sus votos y, aunque todavía resulten ser las fuerzas más votadas, ya nada será como antes. A estas alturas nadie duda de que el sistema de partidos emanado de la Transición atraviesa su peor momento y que se está prefigurando una gran transformación con actores nuevos, que cristalizará definitivamente en las próximas elecciones generales.

Después de sufrir la mayoría absoluta de Rajoy, la ciudadanía debería recibir con cierto gozo la aparición de un nuevo escenario más plural. Se nos dirá que vienen tiempos oscuros de inestabilidad y de incertidumbre. Los agoreros del poder son maestros en la estrategia del miedo. Pero a la inmensa mayoría de nuestra sociedad debería asustarle muchísimo más que continuara el PP al frente de ayuntamientos y comunidades. Cómo vamos a desear gobiernos estables que eliminan derechos, recortan gasto social y privatizan servicios públicos para enriquecer a sus amigos. Cómo vamos a querer que continúe la certidumbre de estar siendo gobernados por un partido que se ha financiado ilegalmente, que ha repartido sobresueldos en negro a sus dirigentes y que tiene a sus tesoreros en la cárcel. Preferimos la inestabilidad y la incertidumbre, por supuesto.

Seguir leyendo »

"Hubiera bastado para hacer la revolución"

El otro día en Zaragoza los aragonesistas rendíamos homenaje a Emilio Gastón, una figura irrepetible de nuestra Historia más reciente. Gastón es abogado y poeta, fundó el Partido Socialista de Aragón (PSA) en los setenta, fue elegido diputado en las Cortes Constituyentes, encarnó en 1987 al primer Justicia de Aragón contemporáneo y recientemente encabezó una iniciativa legislativa popular para que el Canto a la Libertad de su amigo José Antonio Labordeta fuera oficialmente el Himno de Aragón, lo que concitó el rechazo de la actual mayoría PP-PAR. Un hombre entrañable al que el presidente de Chunta Aragonesista (CHA), José Luis Soro, dedicó el mejor elogio posible: "En política hacen faltan menos abogados y menos ingenieros, y más poetas". Personas que puedan ver más allá de las cortinas que envuelven la realidad, que puedan denunciar con palabras que rompan con el manual archisabido, que puedan soñar otros futuros que construir entre todos y todas.

Quizá por eso en los grandes debates acudo a los poetas. Incluso este año que ya no estoy en el Congreso, me he refugiado estos días en el excelente poemario de Ana Pérez Cañamares, Economía de guerra. Versos combativos y lúcidos para tiempos de crisis y de imprescindible revuelta. Sin perder la ternura jamás, como aconseja el buen revolucionario.

Seguir leyendo »

La hora de la Europa del Sur

Tenía razón De Guindos, aunque quería decir otra cosa. La gente ha perdido el miedo. Porque ya no tiene nada más que perder. Ayer el pueblo griego desoyó las amenazas y las mentiras de las cancillerías europeas y votó por el cambio. Un cambio histórico. El triunfo contundente de Syriza supone una respuesta digna al austericidio con que la Unión Europea venía castigando al pueblo griego. Ahora comienza una nueva etapa. No será fácil. Alexis Tsipras asume el desafío de obligar a Bruselas (o a Berlín, mejor dicho) a renegociar la deuda. El perdón del 62% de la multimillonaria deuda alemana en 1953 es un interesante precedente, del que Grecia fue partícipe.

Como cuando se elige inquilino de la Casa Blanca, que todos nos sentimos concernidos aunque sin derecho a voto, el domingo todos, al menos los europeos del Sur, nos sentíamos griegos. Porque la victoria de Syriza supone no solo un giro a la izquierda en un país empobrecido por las políticas de ajuste, sino también un rayo de esperanza para los estados mediterráneos especialmente castigados por el Diktat merkeliano. A estas alturas nadie puede negar la repercusión de las elecciones griegas en la política española. Pero esta atención por Grecia no solo ocurre en el Sur. Entre los países rescatados, destaca uno del norte donde también hay encuestas que dan opciones a un eventual triunfo de la izquierda contraria  a la amarga receta de la austeridad. Me refiero a Irlanda y al espectacular crecimiento del Sinn Féin de Gerry Adams. El propio Tsipras lo mencionó en su discurso triunfal: "Nuestra victoria es la de todas las naciones que luchan contra la austeridad, y con ellas tendremos un futuro común".

Seguir leyendo »

Peor imposible

Como aconseja Charles Simic: «Nota a los historiadores del futuro. No lean el New York Times. Lean a los poetas». Ciertamente, los buenos poetas de nuestro tiempo nos ofrecen radiografías más cercanas a la realidad que nos toca vivir que muchos sesudos análisis elaborados de encargo. Por eso, durante mi paso por el Congreso, subía a la tribuna en los grandes debates armado con versos afilados como espadas de Ángel Guinda, Antonio Orihuela, Jorge Riechmann, Ana Pérez Cañamares, Enrique Falcón, Neorrabioso o Inma Luna. El presidente lucía su mejor cara de extraterrestre para encajar aquellos versos que no podía o no quería entender, pero que pretendían transmitirle el sentimiento indignado de una sociedad empobrecida, desposeída de derechos, golpeada… Un presidente está preparado para rebatir un discurso de oposición de manual, pero no para responder a un poeta cabreado.

El otro día, leyendo el último poemario de Antonio Orihuela, El amor en tiempos del despido libre, me encontré este poema. Es el mejor resumen que he visto acerca del gobierno de Rajoy: El tinglado (Antonio Orihuela) La ministra de Sanidad no sabe nada de medicina. El ministro de Educación confunde la ESO con el PCPI. La ministra de Trabajo no ha trabajado jamás. El ministro de Justicia no sabe ni qué es hacer de fiscal. La defensora del Pueblo es una marquesa. En cambio El ministro de Defensa tiene intereses en la industria de armamento. El ministro de Agricultura es un empresario agrícola. El ministro de Economía sigue trabajando para los bancos. Ya veis, la que se puede liar con un voto. En mi opinión, Orihuela define muy afinadamente la capacidad y los intereses de los miembros del primer gabinete de Rajoy. Todo es verdad, doy fe de ello. Tras estos tres años de gobierno del PP, ¿todavía hay alguien que crea que el próximo gobierno, sea cual sea su líder y su composición, puede ser peor?

Seguir leyendo »

Vuelve el lindano, el veneno silencioso

El pasado mes de septiembre un viejo fantasma ha reaparecido en los grifos de varios municipios aragoneses, para recordarnos que es inútil esconder la basura bajo la alfombra. Residuos de lindano, producidos en los años ochenta, han aparecido contaminando el agua de boca y de riego de varios pueblos de la cuenca del río Gállego, ante la desinformación, la descoordinación de las administraciones y el miedo y la indignación de la ciudadanía.

Veinticinco años después, la actualidad nos obliga a recordar que la empresa química Inquinosa convirtió la ciudad altoaragonesa de Sabiñánigo en uno de los lugares más contaminados del mundo. Entre 1975 y 1989 esta factoría de infausto recuerdo fabricó miles de toneladas de lindano, un pesticida que se utilizaba entonces como insecticida agrícola y que hoy en día está prohibido en todo el mundo por su alta toxicidad y sus riesgos para la salud y el medio ambiente. De hecho, se estima que para producir 15 kg de lindano, se generan 85 kg de residuos altamente tóxicos, incluso carcinógenos. Inquinosa cerró, pero nos legó entre 115.000 y 160.000 toneladas de residuos tóxicos en dos vertederos de Sabiñánigo (Bailín y Sardás), incluidas unas 4.000 toneladas de residuos líquidos susceptibles de envenenar los acuíferos con benceno, clorobencenos, clorofenoles y HCH. Esa sí que es una herencia envenenada.

Seguir leyendo »