eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Las galerías españolas buscan en la feria St-Art una salida a la crisis

- PUBLICIDAD -
Las galerías españolas buscan en la feria St-Art una salida a la crisis

Las galerías españolas buscan en la feria St-Art una salida a la crisis

Las galerías españolas se presentan este año en la Feria europea de arte contemporáneo St-Art con el objetivo de buscar nuevos mercados y dar salida en el extranjero a obras cuya venta en España no es sencilla.

La opinión es generalizada en este encuentro que se celebra hasta el lunes en Estrasburgo (noreste de Francia).

Victoria Cortina, dueña de la galería Cortina (Barcelona) y vicepresidenta del Gremio de Galerías de Arte de Cataluña, afirma que "los visitantes de las galerías casi han desaparecido" y que su colectivo está abocado a ir a las ferias.

La experta ve en los precios resultantes del IVA al 21%, la falta de una ley de mecenazgo como en Francia y la ausencia de apoyo institucional los obstáculos para dejar atrás la recesión. "En el extranjero sigue habiendo crisis, pero ya ven la luz", dice.

Esta galería ofrece arte para todos los bolsillos: de una litografía de Tàpies por 1.000 euros a un dibujo original de Picasso por 68.000.

Cortina es una de las cuatro galerías españolas que se estrena este año en St-Art, junto a Marc Calzada, Víctor Lope y Pigment Gallery, todas establecidas de Barcelona.

Repiten cinco de años anteriores: Espiral (Noja, Cantabria), María Aguilar (Sancti-Petri, Cádiz), Sala Parés (Barcelona), Anquin's Gallery (Reus, Tarragona) y Cervantes 8 (Oviedo).

España vuelve a liderar un año más con nueve galerías la presencia internacional en la feria. Además de las 69 francesas, están representadas Italia (7), Alemania y Bélgica (5), Suiza (3) y Estados Unidos (1).

El director de salones de la empresa organizadora Strasbourg Evenements, Philippe Meder, destacó en declaraciones a Efe la calidad y dinámica de las españolas, "que aportan obras muy buenas, fruto de su coherencia artística".

"Durante los últimos 15 años, las galerías españolas, y en especial las catalanas, han estado muy presentes" en las 21 ediciones de St-Art, aseguró.

Juan Martínez, responsable de Cervantes 8, también piensa que cada vez se vende más en las ferias de arte que en las galerías. Se estrenó el año pasado en Estrasburgo, con un balance "positivo". Contento con las ventas, vuelve en la nueva edición.

Y trae de nuevo las esculturas de hierro que giran en el espacio de Íñigo Manterola (Orio, 1973) y su serie "Rtrazo", radiografías de gestos agonizantes a partir de un trazo. Primero pinta el trazo y después lo amplía, gracias a la fotografía, para descubrir detalles ocultos.

El toque transgresor lo aporta Joaquín Viña (Candás, 1975), exponente del arte Pop, que combina cultura popular, iconos, publicidad, música y honor. Una de las obras que expone en esta edición rinde homenaje a David Bowie.

La también asturiana SSagar -Vanessa García- (Oviedo, 1986) trae "Albores", una colección de pinturas de amaneceres, con la textura terrosa de las cuevas y el color de las auroras.

El invitado de honor de St-Art es este año la Fundación Maeght, creada en 1964 por Marguerite y Aimé Maeght, animadas por sus amigos Braque, Miró, Giacometti, Chagall, Chillida y el arquitecto Josep Lluis Sert, e inaugurada por André Malraux.

Precisamente Giacometti y su cabeza monumental en bronce y algunas obras de Miró, como "Personajes en un paisaje", pintado sobre un lienzo quemado, protagonizan los 100 metros cuadrados del stand de la fundación.

Una instalación artística en movimiento de Anne Ferrer, sincronizada con música de John Nichols y creada tras los atentados de París del año pasado, y dos esculturas flexibles de 6.000 hojas de papel del artista chino Li Hongbo también se exponen en St-Art, cita cultural a la que el año pasado acudieron unas 25.000 personas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha