eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Draghi pide cooperación internacional por los riesgos de la banca en sombra

- PUBLICIDAD -
Draghi pide cooperación internacional por los riesgos de la banca en la sombra

Draghi pide cooperación internacional por los riesgos de la banca en la sombra

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, pidió hoy cooperación internacional para observar y afrontar los riesgos de la banca en la sombra, que se desarrolla fuera de las regulaciones, como es el caso de fondos de alto riesgo y algunos vehículos de inversión.

En la segunda conferencia anual de Consejo de Europeo de Riesgo Sistémico (CERS), Draghi dijo que las exposiciones de los bancos de la Unión Europea (UE) al sector de la banca en la sombra es de más de un billón de euros.

El 60 % de estas exposiciones de los bancos de la UE a la banca en la sombra es a entidades domiciliadas fuera del territorio comunitario, añadió el presidente del BCE.

Estas cifras ponen de manifiesto la conexión global y transfronteriza del sistema bancario y el de la banca en la sombra, así como la necesidad de "una cooperación internacional en observar y afrontar los riesgos", dijo Draghi, que también preside este Consejo.

"Las acciones unilaterales y los intentos nacionales aislados están predispuestos a fracasar", consideró el presidente del BCE.

EEUU parece alejarse de los esfuerzos que se han realizado en los últimos diez años en la regulación del sistema financiero para reducir los riesgos y el contagio entre zonas que desestabilizaron las economías y los sistemas financieros hace diez años.

Draghi recordó que la segunda conferencia anual del CERS coincide con el décimo aniversario desde el estallido de la crisis financiera global en verano de 2007.

Entonces hubo severos problemas de liquidez y los principales bancos centrales del mundo comenzaron a inyectar dinero en el sistema financiero internacional.

Desde entonces los bancos son más fuertes, por ejemplo dijo Draghi, en la zona del euro la tasa media de capital ordinario de nivel 1, capital de máxima calidad respecto a los activos ponderados por riesgo, era del 7 % en 2008 y a finales de 2016 del 13,5 %.

Draghi defendió las pruebas de resistencia que se aplican ahora a los bancos en colaboración con la Autoridad Bancaria Europea (EBA por sus siglas en inglés) porque se han convertido en una "herramienta importante para cuantificar las necesidades de capital de los bancos" con el fin de asegurar que podrán seguir prestando, incluso, en una recesión severa.

Pero el presidente del BCE también pidió a los legisladores que contribuyan para que los bancos puedan reducir sus créditos problemáticos desarrollando proyectos para que mejoren la gestión de activos.

El nivel de créditos problemáticos en los balances de los bancos de la UE es alto, de un billón de euros a finales de 2016, que representan el 4 % de los activos totales de los bancos de la zona del euro, frente al 0,8 % en el caso de los bancos en EEUU.

Draghi prevé que la expansión económica que se vive actualmente debería ayudar a mejorar la calidad de los activos de los bancos europeos.

Pero también se debería dar incentivos a los bancos para introducir nuevos sistemas de contabilidad de esos activos problemáticos, que reducen su rentabilidad.

A partir del 1 de enero de 2018 serán obligatoria en la UE las Normas Internacionales de Información Financiera 9, que son los nuevos estándares de contabilidad para clasificar y medir los instrumentos financieros.

El CERS considera que estas nuevas normas son "una mejora importante" respecto a la contabilidad de los créditos problemáticos.

El cambio más importante es que los bancos a partir del próximo año tendrán que reconocer antes las depreciaciones e introducir en su contabilidad más rápidamente las nuevas informaciones de modo que las depreciaciones pueden aumentar repentina y significativamente cuando las condiciones económicas se deterioren, según Draghi.

El CERS es un organismo independiente de los países de la Unión Europea (UE) que se creó tras la crisis. Debe reunir información, detectar amenazas y emitir alertas, en caso necesario.

El BCE va a regular las autorizaciones bancarias al sector tecnofinanciero, que son empresas de nuevas tecnológicas que ofrecen servicios financieros pero no son bancos, compiten con ellos y también crean riesgos para el sector.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha