eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

La sociedad extremeña muestra su rechazo a la violencia de género en el día internacional

Las instituciones públicas, de la mano de todas las formaciones políticas y de la sociedad en general, han expresado este miércoles su rechazo a la violencia machista, "el símbolo más brutal de la desigualdad" y al que se debe combatir desde la educación en igualdad

- PUBLICIDAD -
Concentración contra la violencia de género en la Plaza de España de Mérida.

Concentración contra la violencia de género en la Plaza de España de Mérida. ETC

Actos de apoyo a las víctimas y de denuncia por esta lacra social, manifestaciones en pro de la igualdad de oportunidades, declaraciones en defensa de la libertad y símbolos de rechazo a lo que es un atentado contra los derechos humanos han dibujado el mapa extremeño en el Día Internacional contra la Violencia de Género.

Los edificios consistoriales, algunos monumentos históricos, como el Templo de Diana -que toda esta semana estará iluminado de color malva-, plazas públicas, la propia Asamblea y otros lugares extremeños han dibujado "un no rotundo" a la violencia machista.

Precisamente, la Cámara parlamentaria ha acogido el acto institucional de rechazo a la violencia machista, en la que se han dado cita los grupos parlamentarios, la propia presidenta, Blanca Martín; el jefe del Ejecutivo regional, Guillermo Fernández Vara, representantes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, y delegadas de colectivos de mujeres y del ámbito sindical, económico y cultural.

La violencia machista en cifras

En lo que va de año, según la Secretaría de Estado de Seguridad, en Extremadura se contabilizan 1.567 casos activos de violencia de género, que son aquellos que tienen algún tipo de protección o atención por parte de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

Durante 2015 se han registrado 11 casos en la región de mujeres menores de edad, de entre 14 y 17 años, que han sido víctimas de la violencia ejercida por sus novios o parejas sentimentales.

La ola contra la violencia machista ha llegado también hasta la mancomunidad Sierra Suroeste, cuyos técnicos han guardado un minuto de silencio como símbolo de condena.

"Las violencias machistas, cuya máxima expresión son los asesinatos, son un atentado contra los derechos humanos", según reza la declaración institucional que con motivo de este Día Internacional han leído las portavoces de los cuatro Grupo Parlamentarios (PSOE, PP, Podemos y Ciudadanos) en la Asamblea.

En su intervención, la presidenta Blanca Martín ha afirmado que no era "un día para el festejo, es el día del fracaso de una sociedad", pues desde 1995 un total de 1.389 mujeres han sido asesinadas por violencia machista.

La violencia machista, según la citada declaración, "se dirige sobre las mujeres por el hecho mismo de serlo, por ser consideradas por sus agresores carentes de los derechos mismos de la libertad, respeto y capacidad de decisión".

Martín también ha pedido a los medios de comunicación que no "edulcoren" la realidad de la violencia machista y utilicen el verbo "asesinar" cuando un agresor acaba con la vida de una mujer.

Prevención como medida prioritaria

Por su parte, Fernández Vara ha instado a los ciudadanos a preguntarse cada día "qué puedo hacer para cambiar esta realidad".

"Valoro que la sociedad se estremezca ante las grandes tragedias, pero la violencia machista también es un pedazo de tragedia", ha dicho el jefe del Ejecutivo.

En este sentido, la declaración recoge la necesidad "de poner el acento para que la prevención sea una política prioritaria, así como la protección tanto de las afectadas como de sus hijas e hijos para su recuperación vital, económica y social".

Por todo ello, la Asamblea de Extremadura "condena firmemente los asesinatos y manifiesta su decidido compromiso en la defensa del derecho fundamental e inalienable de mujeres y niñas a vivir sin sufrir violencia y en libertad".

Martín, representantes políticos y miembros de ONGs y asociaciones feministas han depositado varios pares de zapatos rojos en la entrada de la Asamblea, un acto simbólico para recordar a las mujeres víctimas de violencia machista.

Apoyo de ciudades y municipios extremeños

En la capital extremeña su alcalde, Antonio Rodríguez Osuna, ha reiterado el apoyo y la solidaridad del consistorio y de la ciudad con las víctimas de la violencia de género, y ha asegurado que el Ayuntamiento impulsará y pondrá en marcha "todas las políticas que sean necesarias para acabar con esta lacra".

En Cáceres, su alcaldesa, Elena Nevado, ha participado en el acto institucional de este Día Internacional, celebrado en el Paseo de Cánovas, y al que han asistido representantes políticos, entre ellos el candidato del PP al Congreso de los Diputados por Cáceres Carlos Floriano.

En su discurso, ha dicho que la violencia de género "sigue azotando los cimientos de nuestra democracia" y ha subrayado que "el silencio nunca debe ser cómplice porque hay salida".

Tras la lectura del manifiesto, que han leído dos alumnos del IES Al-Qázeres, se ha procedido a pintar en algunos pasos de peatones mensajes contra la violencia de género.

Los actos continuaron por la tarde en varios municipios, como en Badajoz, donde se llevó a cabo una marcha silenciosa convocada por la Diputación y la Asociación de Mujeres Progresistas.

En Mérida, hubo una concentración en la Plaza de España convocada por la asociación Malvaluna. Posteriormente, el Consejo Sectorial de las Mujeres tenía previsto realizar una marcha hasta el Templo de Diana para depositar flores.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha