eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Baja el apoyo a una gran coalición de gobierno en Alemania

- PUBLICIDAD -
Baja el apoyo a una gran coalición de gobierno en Alemania

Baja el apoyo a una gran coalición de gobierno en Alemania

El apoyo a una gran coalición de gobierno en Alemania ha bajado considerablemente desde las elecciones generales del 22 de septiembre, mientras conservadores y socialdemócratas continúan, no sin dificultades, las negociaciones.

Según el Barómetro Político, encuesta mensual de la Segunda Cadena de la Televisión Alemana (ZDF), mientras que en septiembre un 58 % de los encuestados manifestaban su preferencia por un gobierno formado por la Unión Cristianodemócrata (CDU), de la canciller Angela Merkel, la bávara Unión Socialcristiana (CSU) y el Partido Socialdemócrata (SPD), ahora solo un 44 % apoya ese modelo.

El porcentaje de los que consideran negativa esa gran coalición ha aumentado del 25 al 34 por ciento.

Sin embargo, entre las coaliciones actualmente posibles, el modelo de la gran coalición sigue siendo el preferido de los alemanes.

Merkel, su partido y sus aliados bávaros están en negociaciones de coalición con el SPD después de que su socio durante la pasada legislatura, el Partido Liberal (FDP), se quedara sin representación parlamentaria en los comicios de septiembre.

En los últimos días, el clima de las negociaciones se ha enturbiado un poco debido a las discrepancias sobre la financiación de proyectos concretos, para lo que el SPD ha vuelto a poner sobre la mesa su propuesta de aumento de los impuestos para las rentas más altas.

Esa medida implicaría para la CDU/CSU incumplir una de sus promesas centrales durante la campaña electoral.

Es principalmente el ala izquierda del SPD el que insiste en la subida de impuestos y en otro de sus proyectos claves, el de la introducción de un salario mínimo interprofesional, que es rechazado por los sectores de la CDU cercanos a la industria.

Los grupos de trabajo de los tres partidos han alcanzado hasta ahora una serie de principios de acuerdo sobre diversos proyectos sin aclarar las dudas sobre la financiación de esas iniciativas, como las desgravaciones fiscales para las pymes que hagan inversiones en investigación e innovación o las inversiones en la red de conexiones de banda ancha para internet.

En este último punto, los tres partidos se proponen como meta lograr que en 2018 la red de banda ancha llegue a toda Alemania, para lo cual se calculan inversiones cercanas a los 1.000 millones de euros anuales.

Por otra parte, dentro de la CDU/CSU hay cierto malestar por la manera en que se están desarrollando las negociaciones, al considerar que se están tomando demasiado en cuenta los intereses de los sindicatos y muy poco los de las pymes.

También hay discrepancias en torno a otros asuntos, como los derechos de las parejas homosexuales o la posibilidad de otorgar la doble nacionalidad a los hijos de inmigrantes.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha