eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Festival de San Sebastián niega "presiones" o "censura" en su selección

- PUBLICIDAD -
El Festival de San Sebastián niega "presiones" o "censura" en su selección

El Festival de San Sebastián niega "presiones" o "censura" en su selección

El director del Festival Internacional de Cine de San Sebastián, José Luis Rebordinos, ha querido dejar "bien claro" que el certamen no ha recibido "ninguna presión" para que una "película esté o deje de estar" en su próxima edición y ha rechazado tajantemente las acusaciones de "censura".

Rebordinos ha aprovechado una rueda de prensa que ha ofrecido en San Sebastián sobre la sección dedicada al cine vasco Zinemira para referirse a algunas críticas vertidas contra el festival donostiarra por su decisión de no proyectar determinadas películas.

En concreto, el comité de selección del Zinemaldia rechazó pasar el documental "Ventanas al interior", que versa sobre cinco presos de ETA, y la cinta "Memorias de un conspirador", de Ángel Amigo, dedicada al papel del socialista Jesús Eguiguren en el proceso de conversaciones mantenido con ETA en 2005 y 2006.

Rebordinos, quien no ha citado expresamente ninguno de los dos títulos, ha denunciado que "en los últimos días" se escuchen términos como "inquisición o censura" por el hecho de que algún título no esté dentro de la selección realizada por el festival cuando son "1.800" las películas visionadas que no tendrán cabida en esta 60 edición.

Lo que sí ha querido dejar "bien claro" es que el certamen donostiarra "no ha tenido ninguna presión", ni ha recibido "ningún comentario de nadie para que ninguna película esté o deje de estar" en su programación, en la que sí habrá "cine político", también dedicado a Euskadi.

En cuanto a la postura del festival de "no dar explicaciones" por no seleccionar las películas, Rebordinos ha asegurado que actúan igual que todos los certámenes del mundo, ya que sería "imposible" dar cuenta "una por una" de las 1.800 cintas que no se proyectarán porque supondría entrar en un "debate interminable".

También por "respeto a las propias películas", ya que "no es función del festival decir si una es buena o mala o si le ha gustado más o menos", ha añadido Rebordinos.

Lo que hace el certamen es "elegir unas películas y defenderlas hasta la muerte", al tiempo que ofrece a todas las demás, especialmente a las producciones vascas, diferentes servicios para que sean presentadas a la prensa o mostradas en la sala de vídeo.

Ha recalcado que, una vez visionadas las películas, entenderán que haya personas que crean que hay algunas que "deberían haber estado" y que otras sobraban, pero siempre después de haber visto las proyecciones y no antes.

Rebordinos ha calificado de "disparate" que se diga que la 60 edición del certamen no incluirá cine político cuando la sección Zinemira incluye el documental "Mariposas en el hierro" de Bertha Gaztelumendi, en el que participan mujeres que han sufrido la violencia de ETA o los GAL.

Sí ha prometido una edición con muchos premios, que se unirán a los que recibirán el actor escocés Ewan McGregor y el director estadounidense Oliver Stone, y en la que los medios gráficos, encargados de fotografiar a las estrellas, tendrán un "trabajo brutal".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha