eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Sara Berbel

Sara Berbel Sánchez es Doctora en Psicología Social por la Universidad de Barcelona. En la actualidad es directora general de Barcelona Activa, la agencia de desarrollo económico y local del Ayuntamiento de Barcelona. Ha sido Directora General de Igualdad de Oportunidades en el Departament de Treball de la Generalitat de Cataluña, Presidenta del Instituto Catalán de las Mujeres y Directora de Políticas de Igualdad en el Ayuntamiento de Barcelona.

Invitada por el Department of State de los Estados Unidos de América, ha participado como experta en liderazgo de género en el International Visitor Leadership Program “Women in Leadership: Advancing Women, Advancing Humanity”, junto con 11 representantes europeas de diferentes países en 2012.

Entre sus publicaciones cabe destacar obras como El cuerpo silenciado (2001) y Sin cadenas, Nuevas formas de libertad en el siglo XXI; (2004) junto a sus libros más recientes Ideas que cambian el mundo, de la editorial Cátedra y Directivas y empresarias. Mujeres rompiendo el techo de cristal, de la editorial Aresta.

http://saraberbel.com

Cansadas de esperar

Hoy, en octubre de 2016, bien entrado ya el siglo XXI, nos levantamos con la noticia de que la igualdad de género puede retrasarse 170 años, nada menos que hasta el 2186. No es que en el día de ayer las perspectivas fueran más optimistas, en absoluto; partíamos de que la brecha económica entre mujeres y hombres podría cerrarse en un plazo de 118 años, así que el advenimiento de la igualdad solo se retrasa un poquito.

Si alguien siente la tentación de acusar a alocados grupos feministas (esos que intoxican la realidad con datos falsos y alarmantes), siento defraudarles porque nada hay más lejos de la realidad: se trata de serias proyecciones llevadas a cabo por el Foro Económico Mundial -la reconocida organización afincada en Ginebra- que tiene en cuenta la educación, la salud y supervivencia, las oportunidades económicas y el empoderamiento político. Los datos muestran que se está produciendo un drástico frenazo en los avances de las mujeres al constatarse que la brecha actual es la mayor desde 2008.

Seguir leyendo »

Mujeres blancas y cultas: La división del feminismo ante Hillary Clinton

En los últimos meses hemos tenido ocasión de oír contundentes críticas hacia la candidata a presidenta de Estados Unidos, Hillary Clinton, algunas procedentes de los sectores más progresistas de su propio partido y otras tantas del propio movimiento feminista. Aunque resulten chocantes críticas, que claramente la debilitan ante un adversario tan homófobo, racista y misógino como Donald Trump, las voces contrarias a la candidata no se han acallado.

Pese a que Clinton se define como feminista, y así lo ha hecho durante toda su vida, se la acusa de preocuparse por las mujeres blancas, de clase media o alta, mayoritariamente cultas, y de olvidar a las más desfavorecidas.

Seguir leyendo »

Feminizar la política

En los últimos tiempos hemos escuchado a algunos líderes afirmar su intención de “feminizar la política”. Como el término no es muy claro, ha provocado algunos debates interesantes acerca de su significado y posibles consecuencias.

Algunas de las personas que lo proclaman parecen aludir a un aspecto cuantitativo: sencillamente a la necesidad de incorporar mujeres en los puestos de decisión política, es decir, alcanzar la paridad. Sería, ciertamente una medida de justicia, en estos momentos no vigente, y, desde esa perspectiva, el término “feminizar” sería correcto y no habría más que decir.

Seguir leyendo »

Feminitzar la política

En els darrers temps hem escoltat alguns líders afirmar la seva intenció de "feminitzar la política". Com el terme no és molt clar, ha provocat alguns debats interessants sobre el seu significat i possibles conseqüències.

Algunes de les persones que ho proclamen semblen al·ludir a un aspecte quantitatiu: senzillament, a la necessitat d'incorporar dones als llocs de decisió política, és a dir, assolir la paritat. Seria, certament una mesura de justícia, a hores d'ara no vigent, i, des d'aquesta perspectiva, el terme "feminitzar" seria correcte i no hi hauria més a dir.

Seguir leyendo »

La vida en rosa

Si ets dona i algú t'ofereix un producte rosa ... fuig! Personalment no tinc res en contra d'aquest color ni el meu consell té res a veure amb les seves propietats estètiques. No obstant això, cada vegada que el rosa s'associa a les dones sortim perdent en alguna esfera de la nostra vida.

Quan naixem els éssers humans venim ja amb colors diferenciats, no sigui que algú es confongui i tingui la temptació de considerar iguals a nens i nenes. Les nenes inicien un periple de colors rosats i tons pastís que les acompanyarà durant tota la infància i l'adolescència. Aquesta circumstància, que sembla innòcua, té en realitat greus conseqüències sobre les vides femenines. El passadís del supermercat identificat de color rosa conté nines, princeses, vestits de fades, perruques, primers maquillatges, nadons per tenir cura, cuinetes, estris per al treball domèstic i l'última novetat ¡una fantàstica aspiradora mida infantil d'un preciós color rosa!

Seguir leyendo »

La vida en rosa

Si eres mujer y alguien te ofrece un producto rosa… ¡huye! Personalmente nada tengo en contra de ese color ni mi consejo tiene nada que ver con sus propiedades estéticas. Sin embargo, cada vez que el rosa se asocia a las mujeres salimos perdiendo en alguna esfera de nuestra vida.

Cuando nacemos los seres humanos venimos ya con colores diferenciados, no sea que alguien se confunda y tenga la tentación de considerar iguales a niños y niñas. Las niñas inician un periplo de colores rosados y tonos pastel que las acompañará durante toda la infancia y la adolescencia. Esa circunstancia, que parece inocua, tiene en realidad graves consecuencias sobre las vidas femeninas. El pasillo del supermercado identificado de color rosa contiene muñecas, princesas, vestidos de hadas, pelucas, primeros maquillajes, bebés para cuidar, cocinitas, utensilios para el trabajo doméstico y la última novedad ¡una fantástica aspiradora tamaño infantil de un precioso color rosa!

Seguir leyendo »

Artemisa o el espíritu rebelde

Mary Wollstonecraft, George Sand o Simone de Beauvoir hicieron saltar por los aires, cada una en su época, la concepción del “ser mujer”. Fueron brillantes intelectuales, amaron la literatura y el pensamiento, buscaron activamente la independencia económica, exploraron nuevas fórmulas afectivas fuera del matrimonio, se implicaron apasionadamente en la defensa de las mujeres y el cambio social y todas, invariablemente, fueron acusadas de comportarse como “mulier virilis”.

Junto a mí está la Dra. Jean Shinoda Bolen mirándome seriamente mientras preparo mis notas y pienso que ser una “mujer viril” es una acusación que todavía hoy se oye frecuentemente destinada a mujeres que no actúan como se espera de acuerdo al estereotipo. “Son como hombres” –se dice de ellas, o bien “se masculinizan”. Sin embargo, afortunadamente para las mujeres, el rango de posibles comportamientos femeninos es mucho más amplio de lo que el encorsetado canon designa para nosotras.

Seguir leyendo »

Artemisa o l'esperit rebel

Mary Wollstonecraft, George Sand o Simone de Beauvoir van fer saltar pels aires, cadascuna a la seva època, la concepció del "ser dona". Van ser brillants intel·lectuals, van estimar la literatura i el pensament, van buscar activament la independència econòmica, van explorar noves fórmules afectives fora del matrimoni, es van implicar apassionadament en la defensa de les dones i el canvi social i totes, invariablement, van ser acusades de comportar-se com "dones virils".

Al meu costat la Dra. Jean Shinoda Bolen em mira seriosament mentre preparo les meves notes i penso que ser una "dona viril" és una acusació que encara avui se sent freqüentment destinada a aquelles que no actuen com s'espera d'acord a l'estereotip. "Són com homes" -es diu d'elles, o bé "es masculinitzen". No obstant això, afortunadament per a les dones, el rang de possibles comportaments femenins és molt més ampli del que l’encotillat cànon designa per a nosaltres.

Seguir leyendo »

Les grans invisibles de la salut mental

Les dones espanyoles pateixen el doble de problemes mentals que els homes. Es tracta d'una dada que poques vegades es té en compte quan es parla de salut i, atès que el proper 10 d'octubre és el Dia Mundial de la Salut Mental, crec que val la pena reflexionar-hi.

La veritat és que en l'última dècada s'ha produït un alarmant augment dels trastorns mentals, sent la patologia que més creix en termes absoluts. Segurament a causa d'això algun mitjà de comunicació ha qualificat la malaltia mental com l'epidèmia invisible del segle XXI. Es calcula que més d'un 15% de la població pateix o patirà un trastorn mental al llarg de la seva vida.

Seguir leyendo »

Las grandes invisibles de la salud mental

Las mujeres españolas sufren el doble de problemas mentales que los hombres. Se trata de un dato que pocas veces se tiene en cuenta cuando se habla de salud y, dado que el próximo 10 de octubre es el Día Mundial de la Salud Mental, creo que vale la pena reflexionar sobre él.

Lo cierto es que en la última década se ha producido un alarmante aumento de los trastornos mentales, siendo la patología que más crece en términos absolutos. Seguramente debido a ello algún medio de comunicación ha calificado la enfermedad mental como la epidemia invisible del siglo XXI. Se calcula que más de un 15% de la población sufre o sufrirá un trastorno mental a lo largo de su vida.

Seguir leyendo »