Un duro hueso para comenzar el año

La Unión Deportiva Las Palmas vuelve a los terrenos de juego tras el parón invernal y lo hace con un reto de altura. La visita al Rico Pérez se antoja como un punto de inflexión en la temporada, que arrojará luz sobre los objetivos al alcance del club amarillo. Una victoria ante el Hércules, líder de la categoría hasta la derrota en el último encuentro del 2011, daría un impulso de gigante a una afición que se divide a la hora de marcar el límite de los amarillos entre la permanencia y el ascenso.

Ya en el partidillo del miércoles Juan Manuel Rodríguez daba pistas sobre la convocatoria al dejar en el equipo suplente a Corrales y a Herner y en la mañana del día de Reyes se confirmaba. Ambos defensores se quedan en la isla por decisión técnica, acompañando a Pedro Vega por la misma razón y a Francis Suárez por sanción federativa.

Con todo ello, la Unión Deportiva podría salir de inicio con: Barbosa bajo palos; Pignol, David García, Laguardia y Ruymán en línea defensiva; Javi Castellano y David González en la medular; Javi Guerrero, Viera y Vitolo en el motor ofensivo y Portillo como hombre más adelantado.

"Si el Hércules está donde está es por algo". Con estas palabras dejaba claro el potencial de los alicantinos, a pesar de haber sumado cinco puntos en los últimos siete partidos. "Es un equipo hecho para ascender, capaz de marcarte un gol y ganarte el partido", aseguraba el técnico de las Alcaravaneras, haciendo hincapié en la habilidad a balón parado de los de Juan Carlos Mandiá.

Sin embargo, el míster continúa con su discurso de la equidad entre los conjuntos de la categoría de plata del fútbol español, asegurnado que afrontarán "este encuentro como todos". Confesando que los jugadores amarillos "han perdido el ritmo", rompía una lanza a favor del plantel afirmando que "están trabajando muy bien, con ganas e ilusión".

En las últimas visitas amarillas al Rico Pérez, el balance se antoja positivo para los insulares. De los cinco últimos encuentros, la Unión Deportiva se ha hecho con la victoria en tres ocasiones, venciendo en el último con un solitario gol de Salomón Rondón con Sergio Kresic a los mandos del equipo.

La UD afronta el final de la primera vuelta habiendo conseguido ya los puntos proporcionales necesarios para lograr el ascenso, a pesar de restar tres encuentros para llegar a la mitad de la competición. Sin la presión de los puestos de descenso, gracias al colchón de seis puntos que los amarillos han conseguido poner frente a estos, los insulares afrontan dos salidas y recibe al filial del FC Barcelona, comenzando por uno de los principales candidatos a dar el salto a la máxima categoría. Estamos, sin duda, ante un momento crucial del campeonato.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats