Aragonès condiciona la reunión con Sánchez a recibir “explicaciones cara a cara” sobre el espionaje con Pegasus

Andrés Gil

Corresponsal en Bruselas —

0

¿Hay fecha para la reunión entre Pedro Sánchez y Pere Aragonès? “No”, ha contestado el president de la Generalitat catalana en Bruselas: “Y no queremos hacer una reunión por hacer una reunión. Lo fundamental sobre el espionaje es la máxima transparencia, asunción de responsabilidad y garantía de no repetición”.

“Hace un mes que exigimos estas explicaciones en formato cara a cara”, ha proseguido Aragonès: “Exigimos que no sea sólo una foto. Aquí necesitamos explicaciones. Transparencia, asunción de responsabilidades y garantías de no repetición. Es bastante incompatible que alguien sea lo suficientemente peligroso para ser espiado, pero lo suficientemente bueno para que esté garantizado la estabilidad: es incompatible. Por tanto se necesitan explicaciones, transparencia, asunción de responsabilidades y garantías de no repetición”.

¿Y no es suficiente la destitución de la directora del CNI? “Repito”, contesta: “Transparencia, desclasificación de los documentos de las supuestas judiciales que explican las razones por las que algunos hemos sido espiados. A partir de saber quién ordenó o quién se benefició de esa información, que se asuman responsabilidades políticas al nivel que sea necesario. Y, en tercer lugar, garantías de no repetición. Si se me espió porque defendía la independencia de Cataluña hace tres años, hoy defendiendo la independencia de Catalunya. Por tanto, ¿estoy siendo espiado a día de hoy?”

Aragonès, quien se ha reunido este miércoles y jueves con Carles Puigdemont, Clara Ponsatí en el Parlamento Europeo ha comparado la actuación de la justicia española con los líderes independentistas y con el rey emérito: “Estos días me he podido reunir con tres eurodiputados que también son exiliados políticos a causa de una represión absolutamente injustificada. Una represión de carácter político que les impide volver con libertad a Catalunya, y eso contrasta con un rey emérito del que se han archivado las causas y se le pone alfombra roja. Demuestra que en materia de calidad democrática y de asunción de responsabilidades el actual estado Español deja mucho que desear”.

En este sentido, el president de la Generallitat de Catalunya ha abundado: “Lo que quiero poner de manifiesto es que vuelve el rey emérito y se le pone una alfombra roja con todos los honores. Y eso es absolutamente incompatible con una democracia que es autoexigente con sí misma en la que debería asumir responsabilidades y en lugar de haber una fiscalía que decide archivar las investigaciones que estaban en curso ”.

“Y este hecho”, dice Aragonès, “contrasta con la represión que se sufre en muchos ámbitos, con en las personas que sufren el exilio contra su voluntad”.

¿Hay fecha para la reunión entre Pedro Sánchez y Pere Aragonès? “No”, ha contestado el president de la Generalitat catalana en Bruselas: “Y no queremos hacer una reunión por hacer una reunión. Lo fundamental sobre el espionaje es la máxima transparencia, asunción de responsabilidad y garantía de no repetición”.

“Hace un mes que exigimos estas explicaciones en formato cara a cara”, ha proseguido Aragonès: “Exigimos que no sea sólo una foto. Aquí necesitamos explicaciones. Transparencia, asunción de responsabilidades y garantías de no repetición. Es bastante incompatible que alguien sea lo suficientemente peligroso para ser espiado, pero lo suficientemente bueno para que esté garantizado la estabilidad: es incompatible. Por tanto se necesitan explicaciones, transparencia, asunción de responsabilidades y garantías de no repetición”.

¿Y no es suficiente la destitución de la directora del CNI? “Repito”, contesta: “Transparencia, desclasificación de los documentos de las supuestas judiciales que explican las razones por las que algunos hemos sido espiados. A partir de saber quién ordenó o quién se benefició de esa información, que se asuman responsabilidades políticas al nivel que sea necesario. Y, en tercer lugar, garantías de no repetición. Si se me espió porque defendía la independencia de Cataluña hace tres años, hoy defendiendo la independencia de Catalunya. Por tanto, ¿estoy siendo espiado a día de hoy?”

Aragonès, quien se ha reunido este miércoles y jueves con Carles Puigdemont, Clara Ponsatí en el Parlamento Europeo ha comparado la actuación de la justicia española con los líderes independentistas y con el rey emérito: “Estos días me he podido reunir con tres eurodiputados que también son exiliados políticos a causa de una represión absolutamente injustificada. Una represión de carácter político que les impide volver con libertad a Catalunya, y eso contrasta con un rey emérito del que se han archivado las causas y se le pone alfombra roja. Demuestra que en materia de calidad democrática y de asunción de responsabilidades el actual estado Español deja mucho que desear”.

En este sentido, el president de la Generallitat de Catalunya ha abundado: “Lo que quiero poner de manifiesto es que vuelve el rey emérito y se le pone una alfombra roja con todos los honores. Y eso es absolutamente incompatible con una democracia que es autoexigente con sí misma en la que debería asumir responsabilidades y en lugar de haber una fiscalía que decide archivar las investigaciones que estaban en curso ”.

“Y este hecho”, dice Aragonès, “contrasta con la represión que se sufre en muchos ámbitos, con en las personas que sufren el exilio contra su voluntad”.

¿Hay fecha para la reunión entre Pedro Sánchez y Pere Aragonès? “No”, ha contestado el president de la Generalitat catalana en Bruselas: “Y no queremos hacer una reunión por hacer una reunión. Lo fundamental sobre el espionaje es la máxima transparencia, asunción de responsabilidad y garantía de no repetición”.

“Hace un mes que exigimos estas explicaciones en formato cara a cara”, ha proseguido Aragonès: “Exigimos que no sea sólo una foto. Aquí necesitamos explicaciones. Transparencia, asunción de responsabilidades y garantías de no repetición. Es bastante incompatible que alguien sea lo suficientemente peligroso para ser espiado, pero lo suficientemente bueno para que esté garantizado la estabilidad: es incompatible. Por tanto se necesitan explicaciones, transparencia, asunción de responsabilidades y garantías de no repetición”.