Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Las claves del proyecto de electromovilidad del Grupo Volkswagen en España

Barcelona —

0

Barcelona, 28 mar (EFE).- El vehículo eléctrico se ha erigido en la panacea de la industria automovilística en España, la medicina sanadora capaz de prolongar la vida de un sector que representa el 11 % del PIB.

El grupo Volkswagen y su filial española Seat han elaborado un plan para llenar de estos coches su fábrica catalana en 2025. Estas son las principales claves de ese proyecto:

OBJETIVO: COCHE ELÉCTRICO

El presidente de Seat, Wayne Griffiths, anunció el pasado lunes que los planes de la marca son llegar a fabricar más de 500.000 coches eléctricos urbanos en Martorell (Barcelona) a partir de 2025, lo que supondría prácticamente dedicarse sólo a ensamblar este tipo de vehículos.

Seat se especializaría así en estos vehículos sin emisiones de tamaño pequeño, similares al actual Arona, que saldrían al mercado por unos 20.000 euros.

Los sindicatos ya han expresado sus recelos hacia esta especialización por el peligro que creen corre la marca de quedar relegada a una simple ensambladora de coches.

LA MEGAFÁBRICA DE BATERÍAS

Desde que el Gobierno anunció su intención de constituir un consorcio público-privado para levantar la que debía ser la primera fábrica de celdas de baterías de España, el Ministerio de Industria no ha parado de recibir candidaturas para albergar esta instalación, imprescindible para ensamblar coches eléctricos.

El grupo Volkswagen y Seat forman parte de este consorcio, junto al Gobierno y a otras firmas como Iberdrola, que conforman un entramado empresarial que pretende incidir en toda la cadena de valor del coche eléctrico, desde la fabricación de baterías y su ensamblaje hasta los servicios asociados al vehículo conectado.

En plena carrera de muchas comunidades por acoger esta fábrica, Extremadura se ha avanzado y ha anunciado ya la construcción por parte de la empresa Phi4Tech de la primera planta, con una inversión de cerca de 1.000 millones de euros, en Badajoz. Si el Grupo Volkswagen se decide finalmente por situar una de las suyas en España, ya sería la segunda.

LAS FÁBRICAS DE ENSAMBLAJE

Una vez preparadas las celdas, éstas tienen que manipularse para formar las baterías definitivas en unas plantas que deberían situarse muy cerca de las fábricas de coches para reducir el coste logístico de este transporte.

Seat sopesa ubicar una de estas fábricas en sus instalaciones de la Zona Franca de Barcelona, aunque podrían haber otras opciones.

EL EMPLEO POTENCIAL

El proyecto del consorcio alemán contempla que en 2030 se podrían crear entre 300.000 y 500.000 puestos de trabajo, mientras que prevé un impacto sobre el PIB del 40 %.

Si España no se sube al tren de la electromovilidad, los especialistas y estrategas del sector advierten que en 20 o 25 años, cuando desaparezcan los coches de combustión, todos los coches se harán por encima de los Alpes.

EL LITIO DE EXTREMADURA

Este elemento que se encuentra en el subsuelo de Extremadura resultaría esencial como materia prima para fabricar las celdas de baterías de las plantas de coches eléctricos de grupo Volkswagen.

El hecho de contar ya con esta materia prima ha facilitado el desarrollo del proyecto de Phi4Tech, que plantea una planta abierta a otros usos, además de la fabricación de las baterías de coches.

El PERTE

El consorcio público-privado integrado por el Gobierno y Volkswagen utilizará como vehículo para obtener financiación de la Unión Europea -de los fondos de recuperación económica- los llamados PERTE (Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica).

El PERTE deberá ser aprobado por el Consejo de Ministros y después ir a la Comisión Europea para su validación definitiva.

PARTICIPACIÓN EMPRESARIAL

En el proyecto tractor que ha preparado Volkswagen están presentes una quincena de empresas, entre ellas dos grandes de la industria auxiliar del automóvil en España como Gestamp y Antolín, aunque también media docena de pymes.

Entre otras, Teléfónica se encargaría de los servicios vinculados a la creciente digitalización de los servicios de movilidad y CaixaBank podría jugar un papel en los nuevos modelos de renting o de suscripción de la nueva movilidad urbana.

LA INCÓGNITA DE LA ECUACIÓN

La mayor incógnita por desvelar es el socio tecnológico que se hará cargo de la fabricación de las celdas, aunque se da por hecho que será uno de los proveedores actuales del consorcio alemán, entre los que se encuentra la surcoreana LG Chem.

LOS 'DEBERES' DE VOLKSWAGEN AL GOBIERNO

Para poner en marcha todo el plan, el consorcio alemán le ha puesto unos deberes claros para este mismo 2021 al Ejecutivo español: estimular el mercado doméstico para conseguir pasar de los actuales 20.000 coches eléctricos a 100.000, y que los puntos de recarga públicos pasen de los 8.000 a los 28.000.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats