eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Adriana Lastra

Diputada socialista por Asturias.

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 132

Diálogo y reformas: el camino y la solución

El Congreso de los Diputados, al aprobar la Comisión no permanente para la evaluación y la modernización del Estado autonómico que propuso el secretario general del PSOE hace apenas 10 días, ha iniciado el camino para, por fin, abordar la solución política que requiere una crisis institucional como la que enfrentamos. Porque el desafío secesionista, y la respuesta que debe ofrecerse desde la legitimidad del Estado de Derecho, no pueden impedirnos constatar que el edificio territorial que se construyó hace casi cuarenta años, sufre hoy de tensiones, desajustes y malestares que requieren ya de puestas en común y soluciones compartidas.

El diálogo, la conversación democrática, es sin duda el camino que como decía al principio iniciamos en el seno de la Comisión no permanente. La razón del éxito de la democracia española desde finales de los setenta se encuentra en la gestión inteligente de la pluralidad. La integración de ideologías diferentes con un proyecto común aseguró el tránsito desde la dictadura al actual sistema de libertades y hoy continua siendo la única hoja de ruta capaz de garantizarnos que la respuesta a la crisis territorial tiene como condición imprescindible para su legitimación que sea compartida.  

Seguir leyendo »

Nuestra identidad socialista

El indiscutible referente moral del PSOE en Asturias es una mujer y se llama Ángeles Flórez, Maricuela. Fue miliciana en la Guerra Civil, con 18 años, y sufrió luego las cárceles franquistas y 57 años de exilio en Francia. Milita en el PSOE desde hace 80 años. Hace unos días, en una asamblea del partido en Gijón, convocada para analizar la actual situación política, pidió la palabra, esperó cuatro horas a que llegara su turno y, tras alcanzar con dificultades al atril, dijo que dentro de un mes sería su cumpleaños y que "desearía que a mis 98 años me dieseis el regalo de decir no, no y no".

El debate sobre la posición que debe mantener el PSOE ante la investidura de Rajoy, por muchas vueltas que se le quiera dar, es un debate sobre nuestra identidad. Por eso repugna más que a nadie a nuestros militantes históricos, que han realizado con dolor muchas gimnasias ideológicas pero se niegan a aceptar la última derrota de ver a nuestro partido aupar al Gobierno a Rajoy, como si en estos cinco últimos años aquí no hubiese pasado nada.

Seguir leyendo »

Nada para la gente

Cuando las negociaciones para formar gobierno ya parecen abocadas al fracaso, parece claro que nos encontramos a las puertas de repetir unas elecciones por una nueva decisión táctica de Podemos. Se miente a sabiendas cuando se dice que el acuerdo no se produjo por diferencias programáticas, porque no dieron tiempo siquiera a que estas se constatasen. ¿Cómo se puede entregar un documento con veinte propuestas en una mesa de negociación y dinamitarla al día siguiente, sin haber recibido una respuesta, cuando estábamos todavía valorándolas, tal como habíamos acordado? Ese documento tenía el mismo valor que las palabras previas de Iglesias, su teatralidad o el libro de baloncesto: generar un titular y una foto.

Muchos socialistas tenemos desde hace tiempo la certeza de que toda la estrategia política de Iglesias pasa por la eliminación del PSOE. Para ello, el líder podemista se plantea únicamente dos escenarios posibles: adelantarnos electoralmente o, de no conseguir el anhelado sorpasso, bloquear cualquier posibilidad de acuerdo para abocar al país a esa gran coalición que él desea más que nadie. No existen más opciones para Iglesias. O gano o bloqueo.

Seguir leyendo »

Recuperar la confianza

Los socialistas concurrimos a las próximas elecciones municipales pensando más que nunca en las personas, porque sabemos que en España muchas personas lo están pasando mal. La crisis ha empeorado la vida de muchas familias, el desempleo se ha incrementado y los recortes sociales y los derechos de la ciudadanía, cada día que pasa, están más mermados por culpa de una derecha omnipotente que gobierna casi todo.

Nuestra razón de ser, nuestro ADN, tiene que ver con la defensa de los derechos de los más débiles, que son los trabajadores, las mujeres, los jóvenes. Los socialistas queremos impulsar más que nunca las políticas de proximidad y en el escenario de esta crisis económica tan dura hay mucha gente que necesita nuestro apoyo.

Seguir leyendo »