eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

D'Agata se sumerge en los suburbios del mundo en su obra "Anticorps"

- PUBLICIDAD -
D'Agata se sumerge en los suburbios del mundo en su obra "Anticorps"

D'Agata se sumerge en los suburbios del mundo en su obra "Anticorps"

El fotógrafo francés Antoine D'Agata se sumerge en los rincones más oscuros y espesos del mundo en su obra "Anticorps", que se inaugura por primera vez en España hoy en el centro cultural La Térmica de Málaga.

En una sala rectangular anegada de imágenes impresas en vinilo superpuestas con fotografías, D'Agata muestra un mundo que va más allá de la ley; imágenes desgarradoras que dejan a la vista del público la violencia institucional a la que se enfrentan las personas.

"Antes de ser fotógrafo viví 15 años en el mundo de la noche, en un mundo marginal y cuando me hice fotógrafo quise demostrar el mundo en el que había vivido; era una necesidad para mí", ha explicado D'Agata.

"Anticorps" combina la realidad viva y la muerta, una fusión de los escenarios más fríos con los más cálidos, todo ello en un mundo que discrimina a nivel político, económico y social.

Imágenes nítidas y borrosas muestran a seres humanos, en ocasiones desfigurados, sometidos a diversos tipos de "violencia invisible".

El propio autor aparece reflejado en algunas de estas imágenes con el objetivo, que según define el artista, de "confrontar la necesidad de una mirada más efectiva".

D'Agata define la fotografía "una cuestión de actos, de presencia más que de mirar", de ahí que el autor se fotografíe a él mismo no sólo para refugiarse en el rol de testigo, sino de asumir su responsabilidad de fotógrafo.

Según la comisaria de la obra, Fannie Escoulen, "Anticorps" es un cómputo de más de "veinte años de trabajo, pero no de forma cronológica".

Desde 1990 a 2014, de México a Fukushima, D'Agata intenta que "unas imágenes tan distintas" coexistan entre sí, así como la violencia que hay en ellas.

Antoine D'Agata realiza en "Anticorps" un viaje a la deriva, pero consciente y cuyo objetivo es tener un compromiso de cara a la violencia del mundo.

El artista da vida a su obra para un único objeto, el "objeto-cuerpo", a través del cual transmite la alienación contemporánea.

Esta muestra fotográfica que refleja, según Escoulen, "la violencia y dolor en el mundo" llega procedente desde París con un formato único sólo expuesto en Francia con anterioridad.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha