eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Kore-Eda reconoce que la paternidad le ha cambiado su interés cinematográfico

- PUBLICIDAD -
Kore-Eda reconoce que la paternidad le ha cambiado su interés cinematográfico

Kore-Eda reconoce que la paternidad le ha cambiado su interés cinematográfico

El realizador japonés Hirokazu Kore-Eda ha reconocido hoy en Bilbao que su paternidad le ha cambiado su interés cinematográfico y la temática de sus películas, volcadas actualmente en explorar las relaciones familiares.

Kore-Eda, de 52 años, se encuentra en Bilbao para recibir mañana el segundo Mikeldi de Honor que concede la 56 edición del Festival Internacional de Cine Documental y Cortometraje de Bilbao (Zinebi) e inaugurar hoy el ciclo que le dedica el certamen con la proyección de cinco de sus primeros trabajos documentales, así como de su última película "De tal padre, tal hijo".

Con el Mikeldi de Honor, el festival bilbaíno ha querido reconocer "la originalidad de su filmografía, el compromiso humanista que inspiran sus películas y la personal y relevante significación en el panorama del cine actual" del laureado cineasta japonés, considerado uno de los directores más prestigiosos del cine contemporáneo.

En una conferencia de prensa previa a la inauguración del ciclo dedicado a sus documentales, el realizador japonés, que ha viajado a Bilbao en compañía de su mujer y su hija de 7 años, ha señalado que si hasta tener a su hija el cine que le interesaba estaba más centrado en la denuncia social y en destacar los aspectos negativos de la sociedad japonesa, tras ser padre esto ha cambiado.

Actualmente sus películas se centran en explorar distintos aspectos de las relaciones familiares y su manera de hacerlo también ha cambiado, ha explicado, pues si antes de ser padre lo hacía desde la perspectiva del hijo, ahora lo hace desde el punto de vista del progenitor.

"Si antes de cumplir los 40 años hacía muchos documentales denunciando las cosas negativas de la sociedad japonesa -ha explicado-, ahora solo miro en mi entorno más próximo y mis películas abarcan un territorio muy pequeñito, justo aquél en donde pisan mis pies".

"A través de esta mirada cercana se puede adivinar ahora cuál es mi visión de la sociedad en general. Esta es ahora mi forma de hacer las películas", ha agregado.

Hirokazu Kore-Eda, autor de documentales como "Quería ser japonés", "Agosto sin él", "Sin embargo" y "Sin memoria", entre otros, ha reconocido que su trayectoria como director de películas de ficción hubiera sido totalmente diferente si no hubiese realizado primero los documentales.

"La realización de documentales me ha ayudado muchísimo a crecer como persona y como cineasta", ha destacado.

Kore-Eda también ha expresado su satisfacción por que el festival bilbaíno proyecte cinco de sus documentales de juventud en un ciclo específico porque desde que los produjo "nunca" ha habido la posibilidad de ver sus documentales "juntos".

El realizador japonés, además de asistir esta tarde a la proyección de dos de sus documentales, mantendrá un coloquio con el público en el que explicará a los interesados su forma de entender el cine.

El realizador japonés recibirá mañana el premio honorífico en el Auditorio del Museo Guggenheim Bilbao, antes de la proyección de su último largometraje "de tal padre, tal hijo", Premio del Jurado en el pasado Festival de Cannes.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha