eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Manane Rodríguez lleva a Gijón el homenaje a las uruguayas que lucharon por la libertad

- PUBLICIDAD -
Manane Rodríguez lleva a Gijón el homenaje a las uruguayas que lucharon por la libertad

Manane Rodríguez lleva a Gijón el homenaje a las uruguayas que lucharon por la libertad

La cineasta Manane Rodríguez ha intentado dar visibilidad a las mujeres que en la década de los años setenta lucharon por la libertad durante la dictadura militar en Uruguay con su película "Migas de pan", seleccionada para representar al país sudamericano en los premios Oscar.

El último filme de la directora uruguaya residente en España es el primero que entra de lleno en las violaciones a los derechos humanos cometidos en su país por el régimen militar, y lo hace desde la perspectiva de las violaciones y torturas a las prisioneras que han sido "silenciadas" por la sociedad.

En la rueda de prensa que ha dado hoy en el Festival Internacional de Cine de Gijón, donde el filme compite en la sección oficial, Rodríguez ha admitido no saber las razones por la que el drama social de la dictadura no ha sido abordado por cine uruguayo hasta ahora.

"Es una película que llega tarde, pero también la Justicia llega tarde; en realidad no se hizo justicia como más o menos se hizo y se sigue haciendo en otros países que también tuvieron dictaduras", ha afirmado.

"Migas de pan" se inspira en la denuncia colectiva penal que presentaron en 2011 veintiocho expresas políticas contra un grupo de agentes de cuerpos de seguridad estatales que entre los años 1972 y 1983 las torturaron y violaron en distintas cárceles.

La película narra la historia de Liliana Pereira, interpretada por Justina Bustos en las escenas de la protagonista cuando era joven, y por Cecilia Roth en los tiempos más recientes, que fue secuestrada, encarcelada y violada por el aparato militar.

El título "Migas de pan" hace alusión al cuento infantil Pulgarcito en el que resulta muy difícil desandar un camino señalizado con migas de pan, que es lo que precisamente hicieron las mujeres que denunciaron a quienes les habían sometido.

También "se asocia" a unas semillas grises de arboles que había en el penal y que "las prisioneras recogían y utilizaban para comunicarse", ha explicado la realizadora.

Rodríguez ha destacado el coraje de estas militantes que con la consigna "de la reja para adentro nosotras, de la reja para afuera ellos", lograron "mantener la moral alta y permanecer unidas para enfrentarse con dignidad ante el horror".

Ha destacado además que después de 1983, recuperada la democracia, el papel de estas mujeres ha quedado "silenciado" por las organizaciones de izquierdas, e "ignorado" por los medios de comunicación.

"Fueron los hombres los que tomaron el micrófonos en ese momento y no lo soltaron más; luego fueron ministros y presidente, por eso esta película era necesaria", ha dicho.

La directora ha comparecido acompañada por la actriz Justina Bustos, cuya interpretación de Liliana Pereira cuando era joven ha sido elogiada por la crítica y la prensa acreditadas en el Festival de Gijón.

Han sido escenas "duras, difíciles", para lo cual contó con el apoyo de la veterana Cecilia Roth y la seguridad que le dio "un guión muy bien escrito", según ha explicado la actriz.

Sobre la dirección de actores, Rodríguez ha dicho que no cree en ella, que el 80 por ciento de una buena actuación se basa en la elección de los actores que se hace en el casting y que el resto lo hace el guión.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha