eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

El gueto de Lisboa viene a quemar Madrid

DJ Marfox, ex DJs Do Guetto y uno de los jefes del Lisbon Ghetto House, se trae las Noites Africanas a la capital 

- PUBLICIDAD -
Dj Marfox, sonidos del guetto

Dj Marfox, sonidos del guetto

Para los aficionados a la electrónica, Lisboa se ha convertido en una meca inesperada, el centro de una escena postcolonial que surge de los bairros sociais y de la crisis económica y que se concentra alrededor de Príncipe discos y de un grupo anárquico y descentralizado que se conoce como DJs Do Guetto. Eran varios pero nos gustaban cuatro: DJ Pausas, DJ Fofuxo, DJ Jesse y DJ Marfox. Es este último, uno de los jefes de la nueva escena portuguesa, el que estará pinchando este viernes en La Morada de Madrid con su propia versión del kuduro, un género angoleño-portugués de caderas rotantes que cruza los ritmos africanos con el house, el techno y el trance. 

DJ Marfox tiene 27 años y es de Portela, el barrio cercano al aeropuerto. Su padre tenía un equipo de sonido, su primo pinchaba. En las fiestas que organizaban se mezclaba la música de baile de las colonias -semba, kizomba- con Los Beatles y los Kinks. Su nombre viene del otro vicio que consumió su adolescencia: la saga Star Fox, un shooter de Nintendo. Se encontró con el resto en las Maquinas do Kuduro, citas clandestinas donde los chicos de las barriadas se juntaban en espacios abiertos o edificios abandonados para bailarse unos a otros bajo la mesa. Un poco a lo Footloose, pero salvaje. Kuduro no es un antiguo vocablo angoleño vinculado a rituales ancestrales; significa literalmente culo duro y tiene su razón de ser.

Lisbon ghetto house is in da house

Las cintas que se escuchaban en estos encuentros son el germen verdadero de los sonidos del ghetto de Lisboa: batida, kizomba, funaná, house, afro house, tarraxinha y otros géneros escapados de Angola, Cabo Verde y Guinea-Bissau. Los chicos empezaron a hacer sus propias cintas y así nacieron los DJs Do Guetto.

En ese sentido, el Lisbon ghetto house es necesariamente lo opuesto a, por ejemplo, el delicado house nostálgico, ordenado y documental de Jamie XX y su banda. "Los tres amigos se conocieron en el colegio y consiguieron su sonido practicando calladamente de noche, en sus cuartos, conscientes de que sus familias estaban intentando dormir", observaba el crítico Hua Hsu en su revisión de In Colour, el disco de Jamie.

Un contexto exáctamente opuesto al que describe en una entrevista DJ Firmeza, la nueva estrella emergente del guetto portugués: "Como eran barriadas hacíamos todo lo que queríamos. Es nuestro mundo, nadie nos molesta. Un vecino no molesta al otro, es todo al aire libre". La música del guetto pertenece a los espacios abiertos, los bloques abandonados y los centros comerciales fantasma y por eso es brutal, tribal, obsesiva, orgiástica, irredenta e irresistible, una apisonadora trance que se enrosca sobre sí misma con la energía destructiva e intoxicante de una revolución.

Un crítico portugués dijo que la discográfica Príncipe ha sido más influyente que mil manifestaciones políticas.

Lo mismo piensa su fundador, Pedro Gomes, quien se tropezó con la escena en 2007 cuando era promotor de conciertos de gente como Animal Collective, Gang Gang Dance o Ariel Pink. "Era uno de esos eventos en los que una organización cultural paga a los barrios pobres para que presenten a sus mejores músicos". Además de DJ Marfox, Príncipe ha reeditado los archivos eMule de DJs Do Guetto y se ocupa de las estrellas de la nueva generación, Nigga Fox, Nidia Minaj y Firmeza. Autoreferencial y lisérgica, todos estarán esta noche en los platos de DJ Marfox a partir de las 22h en la Morada Madrid, Madrid. La entrada, de 5€, incluye una caña.

B2B: La Morada + Giradiscos

Por circunstancias de naturaleza casual, más geográfica que política, la residencia del sello Giradiscos en el recién inaugurado espacio social de Podemos en el madrileño barrio de Embajadores (Fernando Poo, 4) está generando uno de los programas de actividades más arriesgados e interesantes de la capital. Bitchin Bajas, música electrónica para niños de 0 a 99 años, tuvo una gran acogida, así como la proyección de AKOUNAK TEGGDALIT TAHA TAZOUGHAI. Se trata de la primera película hecha en Tuareg -y producida con Kickstarter- y relata la increíble aventura del guitarrista tuareg Mdou Moctar para alcanzar la gloria en las condiciones más adversas. 

Esta semana empezaba con una sesión de John Fitzgerald, mas conocido como DJ FITZ, que ya paseó su bacanal de psicodelia, música disco y "el boogie de los rincones más recónditos del planeta" en el pasado Villamanuela. Esta noche reina Marfox y lo que surja. Así está Madrid.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha