eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Barroso: la unión bancaria no será la "varita mágica" para la eurozona

- PUBLICIDAD -

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, advirtió hoy de que la unión bancaria no será la "varita mágica" que permita a Europa hacer desaparecer la crisis de la noche a la mañana, pero aseguró que es un paso crucial para restablecer la confianza de ciudadanos, socios e inversores.

En un artículo publicado en el blog Project Syndicate, Barroso anuncia que la propuesta de la Comisión Europea para la creación de un supervisor bancario único para la eurozona se presentará el próximo 12 de septiembre en el Parlamento Europeo de Estrasburgo, coincidiendo con su discurso sobre "el estado de la Unión".

La propuesta se apoyará en tres pilares: la supervisión única en la eurozona, la credibilidad y el alcance amplio de la medida.

El Banco Central Europeo (BCE) será la institución que asumirá esta responsabilidad -separada plenamente de su tarea de velar por la adecuada política monetaria en la eurozona- en estrecha cooperación con los organismos reguladores nacionales.

La Autoridad Bancaria Europea (EBA, en inglés) seguirá encargándose de desarrollar el código normativo único para los servicios financieros en todo el Mercado Único y garantizando prácticas convergentes de supervisión en toda la UE, explicó.

Además, el supervisor bancario único cubrirá "todos los bancos en la eurozona", es decir unas 6.000 entidades, en tanto que los países miembros que no pertenecen al euro y quieran, podrán sumarse al mecanismo.

De acuerdo con Barroso, la propuesta permitirá avanzar rápidamente en la creación del supervisor bancario, dado que el mecanismo no requiere cambios en el Tratado de la UE y, por ende, "debería estar en vigor en enero de 2013".

"Tenemos que romper de una vez por todas el vínculo entre la deuda soberana y la banca", y la creación del supervisor bancario único permitirá recapitalizar directamente a la banca, afirma.

El próximo paso será avanzar en las propuestas de la Comisión para crear un sistema de garantías de depósitos europeo y un mecanismo de resolución o liquidación bancaria europeo.

"Una vez estas propuestas sean implementadas, la unión bancaria estará completa", señala Barroso.

No obstante, advierte, "crear una unión bancaria para 2013 no proporcionará a Europa la varita mágica con la que hacer desaparecer la crisis económica de la noche a la mañana".

No en vano, prosigue, "es un paso importante y crucial para restaurar la confianza de los ciudadanos europeos, socios internacionales e inversores", y "garantizará la estabilidad financiera, aumentará la transparencia, obligará al sector bancario a rendir cuentas y protegerá el dinero de los contribuyentes".

"Es el comienzo de algo mucho más grande", señala, apuntando a la nueva integración que prevé la unión económica y monetaria con la creación de la unión bancaria, política y fiscal.

"Eso es una buena noticia no sólo para el euro sino para la economía global", sostiene Barroso.

El presidente de la Comisión Europea ha recalcado que la UE lleva a cabo reformas y medidas de consolidación, se han creado fondos de rescate y el BCE ha demostrado "constantemente que respaldará el euro", pero, aún así, expertos y socios internacionales "subestiman muchas veces nuestra determinación" por salir de la crisis.

Todos los pasos tomados hasta ahora han resultado en una mayor integración, no menos, aunque el proceso de toma de decisiones tome a menudo tiempo en el sistema democrático de Europa, admite.

Sin embargo, las negociaciones no giran en torno al resultado final, sino sobre cómo alcanzarlo y si "hay suficiente voluntad política en la UE para hacer todo lo que sea necesario para proteger el euro", porque el futuro de la moneda única "determinará el de la integración europea", destaca Barroso.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha