eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Exgerente del PP de Ourense asegura que Baltar Blanco conocía la "contabilidad B"

El que fue gerente del PP de Ourense entre los años 1983 y 2010, Emilio Pascual Vázquez, asegura que decidió "romper el pacto de silencio" y destapar ante la jueza instructora de la Operación Pokémon, Pilar de Lara, irregularidades en la financiación de este partido para defenderse de las acusaciones que había hecho contra él José Luis Baltar Pumar en sede judicial. Además, afirma que el actual presidente del PP de Ourense e hijo de su predecesor en el cargo, José Manuel Baltar Blanco, sabía que había "contabilidad B".

- PUBLICIDAD -

En declaraciones a Europa Press, Emilio Pascual explica que en la declaración ante Pilar de Lara como imputado, el exbarón ourensano dijo que todas las donaciones figuraban en la contabilidad oficial, pero que si hubiera otras, quien sabría de ellas sería el que fue gerente del PP de Ourense hasta 2010.

El exgerente del PP recuerda que cuando su nombre apareció en un listado de uno de los hombres de Francisco Correa en la red Gürtel, José Luis Baltar declaró públicamente que Emilio Pascual "no es responsable absolutamente de nada, porque lo único que hace es cumplir órdenes del partido". En 2009, el entonces presidente del PP ourensano había dicho que Emilio Pascual "no es la persona que maneja los fondos del PP". "El gerente hace lo que se le ordena", había agregado.

"Baltar Pumar tendrá que aclarar por qué dijo eso en un momento dado, y más tarde dijo que yo era el único que podía saber de donaciones en negro, lo que da a entender que si no aparecen, y sólo las conozco yo, me quedaría con el dinero, y eso no es así", argumenta Emilio Pascual.

Por consiguiente, dijo que rompe el "pacto de silencio" que hizo con Baltar antes de abandonar la gerencia del PP de Ourense, para defenderse de sus acusaciones ante la jueza De Lara y rechazó que pueda tratarse de una venganza. "Llevo cuatro años callado y seguiría así, pero no puedo dejar que se piense que yo me quedé con nada, porque no soy rico y otros sí", subraya.

"Que diga qué motivos tengo para vengarme, salvo querer defenderme de sus acusaciones, porque en este tiempo yo no me hice rico pero otros sí, y fui llamado por la jueza como testigo después de que él dijese lo que dijo como imputado", agregó el exgerente.

DONACIONES IRREGULARES

Asimismo, frente a la afirmación del actual presidente del PP de Ourense en la que sostuvo que las donaciones que pudieran existir "son tramitadas legalmente", el exgerente se reafirmó en que las aportaciones no incluidas en la contabilidad oficial --el "dinero negro", le llama-- "eran gestionadas por Baltar Pumar" y por él mismo.

"Nunca vi a Baltar Pumar recibir dinero, pero sí contarlo, y tanto su hijo (José Manuel Baltar Blanco) como toda la ejecutiva sabían cómo estaba todo esto, aunque les puede gustar o no que se diga", afirmó. Según Pascual, la "contabilidad B" del PP de Ourense la llevaban entre el expresidente y él "y lo sabía todo el partido y todo el mundo en Ourense".

DESPIDO O ABANDONO

El exgerente también rebate la afirmación de Baltar Blanco acerca de que una de sus primeras decisiones al asumir, en enero de 2010, la Presidencia del PP de Ourense fue prescindir de sus servicios como gerente por el "pésimo concepto" que tenía de "su profesionalidad y por la pérdida de confianza en su persona". "Miente y sigue mintiendo", acusa.

Según su versión, negoció su salida con el ya expresidente Baltar Pumar y se cogió la jubilación un año antes de lo que le correspondía "porque, además, así había beneficios fiscales para el partido al poder contratar un nuevo gerente por jubilación del anterior".

"Yo soy funcionario del PP de Madrid y sólo me puede echar el secretario o el presidente nacional, pero en este caso, decidí pedir la baja e irme al llegar Baltar Blanco a la presidencia, porque no nos aguantábamos, y así se lo dije a su padre", aseveró.

Por ello, Pascual Vázquez retó al presidente del PP de Ourense a que "demuestre" que habría sido despedido y enseñe la supuesta carta de despido. También aludió a la afirmación de falta de profesionalidad para recordar que "nunca nadie dudó de ella durante los 28 años" que ocupó la gerencia del PP provincial.

Al respecto, relató que trabajó con los expresidentes Emilio Nogueira, Antonio Tabarés, Ángel Mario Carreño, Jaime Tejada, Antonio Pol, Manuel Montero, Tomás Pérez Vidal y el propio José Luis Baltar Pumar. "Yo sí tengo cartas de agradecimiento por mi trabajo, firmadas por secretarios y presidentes nacionales del PP, y su padre me tuvo con él durante 19 años, después de hacer lo mismo con otros siete presidentes del partido en la provincia", concluyó.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha