eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Sáenz de Santamaría vicepresidenta y ministra de Administraciones Territoriales

- PUBLICIDAD -
Sáenz de Santamaría vicepresidenta y ministra de Administraciones Territoriales

Sáenz de Santamaría vicepresidenta y ministra de Administraciones Territoriales

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dejado en manos de la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, el que él mismo calificó en su debate de investidura como el "reto más grave que tiene España en estos momentos", el desafío soberanista de Cataluña.

Tal y como se había apuntado en los últimos días, Rajoy ha decidido sacar las competencias en materia territorial del Ministerio de Hacienda, que sigue dirigiendo Cristóbal Montoro, y encargarle esa función a su mano derecha, ahora vicepresidenta y ministra de la Presidencia y para las Administraciones Territoriales.

No es una tarea menor, habida cuenta de que el propio Rajoy admitió hace una semana en el Congreso, en su discurso de investidura, que el debate catalán es "el reto más grave que tiene España en estos momentos", porque afecta a su unidad, a la soberanía nacional y a la igualdad de todos los españoles.

Sáenz de Santamaría ya ha acumulado experiencia en esta materia en la anterior legislatura, y más desde abril pasado, cuando en la primera reunión en Moncloa entre Mariano Rajoy y el presidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont, acordaron constituir una comisión de trabajo para tratar de reconducir la situación y, en la medida de lo posible, evitar tener que acudir al Tribunal Constitucional para resolver los contenciosos.

Rajoy quiso que Sáenz de Santamaría llevara la voz cantante en esa comisión, cuya contraparte en el Govern es el vicepresidente catalán, Oriol Junqueras.

Unos días después, Sáenz de Santamaría y Junqueras mantuvieron un primer encuentro que les permitió constatar la apertura de un proceso de "deshielo" para "trabajar juntos" en beneficio de los catalanes, aunque persistían -y persisten- las discrepancias sobre el uso del Tribunal Constitucional y la financiación, y un claro desacuerdo sobre la independencia.

La vicepresidenta tendrá que explorar ahora si hay posibilidades de profundizar en ese deshielo, aunque en estos meses desde la Generalitat se ha insistido en que se continuará con el proceso secesionista y que antes de septiembre del próximo año convocarán un referéndum soberanista.

A mediados de octubre, en una conferencia en Madrid, Puigdemont ofreció al Gobierno pactar la fecha y el texto de la pregunta que se sometería a consulta, rechazada por activa y por pasiva por el Ejecutivo de Rajoy.

Fue la propia vicepresidenta quien le contestó sólo unos días después recordándole que él "no es quien para negociar algo que no le corresponde" y recalcando que sólo podría sentarse a hablar "con 47 millones de españoles que son los que tienen capacidad de negociación" respecto a la soberanía nacional.

También tendrá Sáenz de Santamaría otro importantísimo cometido en sus nuevas responsabilidades de Administración Territorial como es diseñar el nuevo sistema de financiación autonómica, una misión en la que tendrá que contar con Montoro, que es quien sigue gestionando el dinero.

Podría estrenarse en este quehacer en una reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) que tiene que celebrarse en los próximos días, y debe además organizar la Conferencia de Presidentes, que reúne a Rajoy con los mandatarios de todas las comunidades autónomas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha