eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El milagro del fuego santo, que viaja en avión y se extiende por Grecia

- PUBLICIDAD -
El milagro del fuego santo, que viaja en avión y se extiende por Grecia

El milagro del fuego santo, que viaja en avión y se extiende por Grecia

Cada año en la Iglesia del Santo Sepulcro de Jerusalén aparece, como por arte de magia, un fuego que avisa de la resurrección de Jesucristo, y que en avión y en medio de grandes honores es llevado a Grecia y otros territorios de fe ortodoxa, donde los fieles lo extienden por todo el país.

"Es un gran honor para mí participar en esta misión, ya que para nuestra religión la Santa Luz es de gran importancia", confiesa el viceministro griego de Exteriores, Kostas Tsiaras, que encabeza la delegación griega a Tierra Santa.

El milagro ocurre con puntualidad de relojero pero de acuerdo al calendario ortodoxo, es decir, el Juliano, en el sábado anterior a la Pascua Ortodoxa, que se celebra hoy domingo.

Tras ser registrado por la seguridad israelí para comprobar que no lleva ningún instrumento para encender fuego, el Patriarca greco-ortodoxo se introduce en el edículo que cobija lo que se considera la tumba del profeta de los cristianos.

Al cabo de un rato, el prelado aparece portando una llama encendida como por arte de magia (otros consideran que usando artimañas para el engaño de los crédulos). Es el fuego sagrado o Santa Luz (Agion Fos), del que se dice que no quema en los primeros 33 minutos que arde y porta buena fortuna.

El archimandrita greco-ortodoxo de Jerusalén, Damianos, transporta la vela en un vehículo hasta Tel Aviv, donde espera el vuelo fletado por el Gobierno griego. "Antes venía una delegación de 150 personas, pero ahora, ya sabe usted que vivimos una crisis económica y hemos recortado los gastos. Ya sólo venimos unos 15", explica Tsiaras.

Cualquiera que haya tomado un avión se preguntará cómo es posible transportar un cirio ardiendo en pleno vuelo teniendo en cuenta las duras regulaciones en vigor, pero el viceministro asegura que se hace "con las mayores medidas de seguridad" y dentro de una fanal.

Una vez llegado a Atenas a media tarde, la santa luz es recibida con una ceremonia en el aeropuerto. "Se le otorgan los mismos honores que a un jefe de Estado", dice Tsiaras.

Desde el aeropuerto, cada vuelo que sale entre esa hora y hasta la media noche con dirección a las diferentes partes de la península griega y sus islas, porta una vela prendida con el sagrado fuego a fin de extenderlo por la intrincada geografía helena.

Y en coche, primero, y en procesión después, llega hasta el centro de Atenas. En concreto a la Iglesia del Santo Sepulcro de Plaka, donde cientos de fieles se congregan, nerviosos y apretujados, preguntándose, llamando por el móvil y consultando internet en sus teléfonos para averiguar cuánto tiempo le falta para llegar.

"Yo he venido para recoger la Santa Luz y llevarla a mi parroquia", explica el padre Evmenios.

A partir de que el fanal que alberga la luz divina es instalado en el templo del barrio de Plaka, los feligreses ya pueden tomar una muestra y llevársela a sus casas, pero muchos esperan a la celebración de la misa nocturna.

Entonces, a medianoche, cuando el fuego santo ha sido ya distribuido a todas las iglesias del país, y los sacerdotes de cada iglesia pronuncian las palabras "Jristos Anestis" (Cristo ha resucitado), estallan los fuegos artificiales para celebrarlo y miles de griegos, portando la llama de Jerusalén, en velas, cirios, farolillos o lámparas, regresan en procesión a sus casas, donde en el dintel de sus puertas hacen la señal de la cruz, algo que traerá fortuna y buenos augurios para el resto del año.

Al día siguiente, Domingo de Pascua, el fuego sagrado da paso a uno más prosaico y más sabroso. Aquel sobre el que en cientos de lugares a lo largo y ancho de Grecia, insertado en un espetón, el cordero pascual gira y gira durante horas. La penitencia ha terminado.

Por Andrés Mourenza

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha