eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La taquilla española en 2013, crónica de un desplome anunciado

- PUBLICIDAD -
La taquilla española en 2013, crónica de un desplome anunciado

La taquilla española en 2013, crónica de un desplome anunciado

Los datos han acabado por confirmar los malos augurios: la taquilla española registró en 2013 el peor resultado de la última década, con una recaudación total de 508 millones de euros, un 16 % menos que el año pasado, y ningún título español entre las diez películas más vistas.

Sin el impulso de películas como "Lo Imposible" de Juan Antonio Bayona y "Las aventuras de Tadeo Jones", que salvaron 2012, la cuota de pantalla del cine español cayó cinco puntos porcentuales y medio hasta el 14 %, según el Informe Anual de Cine de la consultora Rentrak.

Desde 2004, cuando se recaudaron más de 691,6 millones, la caída acumulada es del 26,5 %, como resultado de una combinación explosiva: piratería (más del 18 % de la población española accede a contenidos pirateados), subida del IVA del 8 al 21 % y crisis económica general.

Los datos no han pillado de sorpresa al sector, que venía previéndolos desde septiembre pasado.

"Es la confirmación de las previsiones, se ha cerrado un año muy malo", ha dicho a Efe el portavoz de la federación de exhibidores de cine FECE, Borja de Benito. "Salvo diciembre, que se ha comportado casi igual que el año anterior, con un poco más de espectadores, el resto de meses -octubre y noviembre- ha ido a la baja", confirma.

El anuario de Rentrak se elabora con los datos que proporcionan los cines semana a semana, por lo que no suele variar mucho con respecto a las cifras oficiales que facilita unos meses más tarde el Instituto de Cinematografía y Artes Audiovisuales (ICAA).

La película más vista del año pasado fue la producción animada de Dreamworks "The Croods". Las aventuras en 3D de esta familia cavernícola vendieron entradas por un total de 13,8 millones de euros.

Le siguen la segunda entrega de "El Hobbit", con 13,6 millones de euros; la también animada "Gru 2. Mi villano favorito" -una creación del español Sergio Pablos pero producida entre Francia y Estados Unidos- con 13 millones; "Guerra Mundial Z" con Brad Pitt (12,1 millones) y "Frozen", de la factoría Disney (11,6 millones).

Ninguna española por tanto en el top 5, ni tampoco en el top 10. En la lista más larga de Box Office Mojo -con datos hasta el 15 de diciembre- encontramos en el puesto 15 la hispano-canadiense "Mamá" (7,5 millones de euros) y en el 27 la primera cinta producida íntegramente aquí, "Zipi y Zape y el club de la canica" (5 millones).

Por detrás quedan "Los Amantes Pasajeros" de Pedro Almodóvar (4,8 millones), "Las Brujas de Zugarramurdi" de Álex de la Iglesia (4,7 millones) o una de las sorpresas del año, "Tres bodas de más", de Javier Ruiz Caldera, que ya roza los 4,3 millones de euros.

"Este año no ha habido potencia española", afirma De Benito, para quien "la fortaleza de la producción nacional marca cual va a ser el resultado cada año".

"Si vemos la recaudación de los últimos años, las más altas siempre coinciden con una película española en las primeras posiciones, la aportación del cine nacional para los resultados globales es fundamental", subraya.

Claro que no todo puede achacarse a eso. "Hay una situación económica del país donde todo cae, y el cine no es ajeno. A medida que el país se recupere, lo haremos nosotros, cuando la gente tenga más renta disponible para el ocio".

Además del IVA y la caída de espectadores -78 millones en 2013 frente a 94 millones del año anterior-, los propietarios de las salas afrontan un reto añadido: la digitalización.

"El suministro en 35 milímetros terminará, no hay una fecha exacta pero se prevé que a lo largo de 2014", explica el portavoz de FECE. "En ese momento, el cine que no tenga proyector digital tendrá que decidir entre invertir 50.000 euros por pantalla o cerrar".

Aproximadamente hay un 20 % de salas que aún no hay cambiado sus pantallas.

Tras un año que ha visto caer a todo un buque insignia de la exhibición como era Altafilms, 2014 ha arrancado con el anuncio del cierre de los cines más antiguos de Valladolid, los Roxy, que apagarán definitivamente sus proyectores el próximo miércoles, 8 de enero.

Por Magdalena Tsanis

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha