Andalucía Blogs y opinión

Sobre este blog

Desdeelsur es un espacio de expresión de opinión sobre y desde Andalucía. Un depósito de ideas para compartir y de reflexiones en las que participar

Madrid, rompeolas de España dentro de España

Ayuso

0

Isabel Díaz Ayuso y José Luis Martínez Almeida entonan el No Pasarán frente al Estado opresor, cuyo Gobierno socialcomunista ha convertido a Madrid en un gulag. Emociona comprobar ese denuedo libertario en dos líderes del Partido Popular, una formación alineada con la derecha antifascista europea pero que no condenó la dictadura franquista hasta 2002 y de chiripa, en una especie de gol en propia puerta.

Los imagino a ambos, la presidenta de la Comunidad y el alcalde de La Villa, en las huelgas de autobuses de los años 50, en la caída de sindicalistas y rojos que dio lugar al Proceso 1001, en las galerías de políticos de las prisiones de Carabanchel o Las Salesas, en las manifestaciones al lado de Arturo Ruiz o de Yolanda González, cuando los subversivos volaban porque a veces morían y eso que la policía siempre disparaba al aire. Con ella y con él, paladines de la democracia y de la supremacía del individuo sobre las masas, el franquismo habría durado un par de horas. Qué pena que nuestra distopía sea otra bien distinta.

Qué poco duró, malhaya, la feria de las banderas en la Puerta del Sol: "Madrid solo es Madrid si es libre; no vamos a renunciar a la defensa de la libertad", proclama la nueva lideresa, una Juana de Arco rediviva, rodeada por las huestes del sanchiglesismo y del coronavirus confabuladas en su contra. A su lado, el regidor emula la estampa de Torrijos, antes de ser fusilado en la playa de Málaga, según el célebre lienzo de Gispert.

El Gobierno central ataca las libertades individuales y la libertad del Gobierno que ella preside para liberar Madrid. Dentro de un rato, probablemente diga ya, directamente, que España nos roba; si no fuera, eso sí, porque Madrid es España dentro de España, en una frase magistral que le desvela como una epígona aventajada de Mariano Rajoy. Si Dámaso Alonso viviera, lo mismo escribiría que Madrid es una ciudad de 700.000 votantes de esta señora, pero esperemos que nunca sea una ciudad de un millón de cadáveres. 

"La libertad requiere de un marco legal que sea justo –proclama la community manager con la sensación del deber cumplido, sintiendo en su cartera el carnet del partido salpicado todavía por los renglones torcidos de la Gürtel-. Esta manera de actuar del Gobierno, con el aval de sus socios contra Madrid, es una sucesión de ataques contra las libertades individuales y contra este Gobierno", ha sentenciado la presidenta; y uno imagina a los CDR vigilando si los vecinos llevan puesta la mascarilla, a la Gestapo interrogando puerta por puerta a los barberos por si afeitan clandestinamente el bigote de sus clientes, a los camisas pardas señalando con una letra escarlata los balcones del barrio de Salamanca por donde asome la más mínima cacerola.

Que el Consejo de Ministros intente evitar –a trompicones, vale-- que la pandemia se extienda incluso por encima de la economía de mercado y la prima de riesgo se convierte, en sus discursos, en un "atropello" que "dinamita el estado de derecho" y mantiene a los madrileños "secuestrados" como rehenes de una batalla política. Al menos, eso opina el librepensador que prefería salvar Notre Dame antes que el Amazonas, como si no fuera legítimo aspirar a levantar a ambos de sus cenizas. Cualquier día, uno y otra terminarán llamando cipayos a Núñez Feijoo y a Moreno Bonilla, al tiempo.

Seamos enteramente libres según sus proclamas: libres de circular a contramano, libres de expresar nuestra opinión a puñetazos, libres de fumar caballo en las terrazas.

Seamos enteramente libres según sus proclamas: libres de circular a contramano, libres de expresar nuestra opinión a puñetazos, libres de fumar caballo en las terrazas. Madrid es una cortina de humo para no hablar de los fracasos de La Moncloa en esta crisis, afirma la mayor influencer de la España Covid. Como si Madrid no pareciera, en realidad, una cortina de humo para no hablar de la Kitchen.

Arde Madrid, en cualquier caso. Desde la colina del Palatino de Génova, Pablo Casado toca la lira. Allá abajo, la libertad es una hora de transporte público para acudir a un trabajo precario. La libertad es un centro de salud atestado mientras parte de nuestros impuestos beneficiaron y benefician a la sanidad privada. Allá abajo, los viejos mueren de coronavirus o de tristeza, con la satisfacción de la libertad cumplida. Allá abajo, allá abajo: donde hay niños que libremente no comen si no abren los comedores escolares y hay gente que sigue siendo libremente pobre aunque tenga trabajo. Pura demagogia, ya saben. 

Cuando acabe todo este ruido, si es que queda alguien para contarlo, hablarán las encuestas. Y los sondeos terminarán haciendo que las urnas hablen a favor de sus pronósticos. Pero, alto ahí, el ímpetu libérrimo de Martínez Almeida y de Díaz Ayuso también tiene líneas rojas. Jamás dirán que los que exigen abolir los impuestos que perjudican a los ricos, tarde o temprano pretenderán abolir con toda libertad las leyes que nos protegen de los más poderosos.

Libertad de prensa, de expresión, de asociación, de reunión, artículo 20 de la Constitución española; esas son algunas de las garantías democráticas que debemos proteger con ahínco. Si otros lo hicieron a riesgo de sus vidas, bien podríamos seguir defendiéndolas a riesgo de perder un empleo o a un amigo. Libertad de crítica, libertad de costumbres y de disidencia, también, aunque ningún papel las santifique.

Cada vez creo más en la libertad, pero a veces pienso que hay libertades que pueden ser liberticidas. Cosas mías, seguro. Viva Madrid, mientras tanto. El de Enrique Tierno Galván, naturalmente. El de hoy, si es que sus representantes lo representan, es el rompeolas de la estulticia. Dudo, por cierto, que sus próceres sepan lo que significa esa palabra.  

Sobre este blog

Desdeelsur es un espacio de expresión de opinión sobre y desde Andalucía. Un depósito de ideas para compartir y de reflexiones en las que participar

Etiquetas
Publicado el
14 de octubre de 2020 - 10:28 h

Descubre nuestras apps

stats