eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Inés Criado García

Es periodista licenciada por la Universidad Complutense de Madrid, actual vocal de Comunicación de la Asociación de Productores y Consumidores Subbética Ecológica, colectivo que, desde el centro de la provincia de Córdoba, aúna el esfuerzo de más de 500 familias socias para lograr un consumo consciente y una producción ecológica. Es co-directora del largometraje documental “Cargada de Presente”. Ha trabajado en diversos países de Latinoamérica, entre ellos, durante tres años con la Agencia EFE en Ecuador, y ha residido también varios años en Bruselas. Es integrante de la productora de comunicación multimedia NanoMundo desde hace más de una década.

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 0

Alimentos por el bien común cargados de presente

Cuando hace casi diez años, la Asociación de Productores y Consumidores Subbética Ecológica comenzó a tomar forma en la comarca cordobesa de la Subbética, en pleno centro de Andalucía, nunca se imaginó que podría llegar a alcanzar el desarrollo con el que hoy cuenta. Radicado en Cabra, región ancestral de huertas de regadío desde tiempos de los romanos, este colectivo se planteó como objetivo primordial intentar dar un vuelco al estado de abandono de la huerta tradicional, aquejada de un monocultivo agresivo y, sobre todo, volver a poner en valor el trabajo en el campo, rescatar la figura de las hortelanas y los hortelanos y hacer frente a un mercado de especulación que paga precios irrisorios a las familias productoras.

El sistema con el que conseguir ese objetivo, que se ha ido perfeccionando con los años, priorizó un canal corto de distribución, a través del cual, las familias consumidoras van semanalmente a la huerta a adquirir allí sus verduras y hortalizas. De esta manera, establecen una relación de cercanía no sólo con las personas productoras sino también con la tierra, conociendo paulatinamente los ciclos de cultivo, los alimentos de temporada y estando al tanto de plagas y enfermedades. A este abastecimiento semanal, se fueron sumando otros complementos producidos en la zona y también certificados en ecológico, como frutas, huevos o pan, convirtiéndose poco a poco la cesta en una compra indispensable para las familias.

Seguir leyendo »