La portada de mañana
Acceder
El estigma por la viruela del mono: ni es ETS ni se transmite solo entre hombres
Opinión - 'El circo de los borbones', por Esther Palomera
Feijóo acelera su aterrizaje en Madrid

El Gobierno deniega el indulto a Millet y Montull, los saqueadores del Palau de la Música

No habrá indulto para Fèlix Millet y Jordi Montull. El Gobierno ha descartado conceder la medida de gracia para los dos saqueadores confesos del Palau de la Música, el mayor caso de corrupción contemporánea de la historia de Catalunya que sentenció el expolio de 23 millones de euros perpetrado al auditorio por sus dos exmandamases y las comisiones ilegales que cobró Convergència Democràtica de Catalunya (CDC).

En sendos oficios, a la que ha tenido acceso elDiario.es, la subsecretaria del Ministerio de Justicia, Ana Sánchez, comunica que el Consejo de Ministros, en su reunión del pasado 28 de diciembre, acordó “no conceder el indulto solicitado” por los dos condenados. Los documentos no exponen los motivos de la denegación de la medida de gracia, que Millet había solicitado amparado en su mal estado de salud, al tiempo que se declaraba “reinsertado socialmente”.

La petición de indulto fue el último intento de Millet y Montull para evitar la cárcel, algo que no lograron. La solicitud fue formulada en junio de 2020, después de que su ingreso en prisión fuera ya imposible de sortear una vez el Tribunal Supremo había confirmado la sentencia que les condenaba a 9 años y 8 meses y 7 años y medio de cárcel respectivamente. Montull pasó 14 meses entre rejas y en septiembre del año pasado la Generalitat le concedió el tercer grado, semilibertad que no ha recibido Millet.

La denegación del indulto es un nuevo capítulo en la larga historia del caso Palau, que estalló en 2009. Condenados ya los principales responsables, entre ellos el extesorero de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) Daniel Osàcar, la causa se centra ahora en que el Palau recupere el dinero saqueado por Millet y Montull y en que el partido fundado por Jordi Pujol devuelva los 6,6 millones de euros que cobró a través del auditorio de la constructora Ferrovial a cambio de obras públicas.

La sentencia judicial acreditó que Millet y Montull destinaron dinero del Palau de la Música para obras en sus casas, viajes de lujo con sus familias y compras personales, entre ellas paquetes de tabaco. Doce años después todavía no han reintegrado al Palau todo el expolio. Las negociaciones iniciales con el auditorio para reembolsar el saqueo fracasaron, por lo que se está procediendo a la venta de las casas y bienes que ambos tienen embargados, un proceso lento.

Pero además ambos exresponsables del Palau están poniendo trabas para devolver el dinero: una jueza investiga a Fèlix Millet por la desaparición de objetos embargados del caso Palau, mientras que Montull también afronta otra causa penal por ocultar sus bienes para no pagar su parte del expolio del auditorio. Respecto a Convergència, la Justicia tiene pendiente decidir si el PDeCAT y Junts, como formaciones herederas, deben devolver los 6,6 millones cobrados en comisiones.

No habrá indulto para Fèlix Millet y Jordi Montull. El Gobierno ha descartado conceder la medida de gracia para los dos saqueadores confesos del Palau de la Música, el mayor caso de corrupción contemporánea de la historia de Catalunya que sentenció el expolio de 23 millones de euros perpetrado al auditorio por sus dos exmandamases y las comisiones ilegales que cobró Convergència Democràtica de Catalunya (CDC).

En sendos oficios, a la que ha tenido acceso elDiario.es, la subsecretaria del Ministerio de Justicia, Ana Sánchez, comunica que el Consejo de Ministros, en su reunión del pasado 28 de diciembre, acordó “no conceder el indulto solicitado” por los dos condenados. Los documentos no exponen los motivos de la denegación de la medida de gracia, que Millet había solicitado amparado en su mal estado de salud, al tiempo que se declaraba “reinsertado socialmente”.

La petición de indulto fue el último intento de Millet y Montull para evitar la cárcel, algo que no lograron. La solicitud fue formulada en junio de 2020, después de que su ingreso en prisión fuera ya imposible de sortear una vez el Tribunal Supremo había confirmado la sentencia que les condenaba a 9 años y 8 meses y 7 años y medio de cárcel respectivamente. Montull pasó 14 meses entre rejas y en septiembre del año pasado la Generalitat le concedió el tercer grado, semilibertad que no ha recibido Millet.

La denegación del indulto es un nuevo capítulo en la larga historia del caso Palau, que estalló en 2009. Condenados ya los principales responsables, entre ellos el extesorero de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) Daniel Osàcar, la causa se centra ahora en que el Palau recupere el dinero saqueado por Millet y Montull y en que el partido fundado por Jordi Pujol devuelva los 6,6 millones de euros que cobró a través del auditorio de la constructora Ferrovial a cambio de obras públicas.

La sentencia judicial acreditó que Millet y Montull destinaron dinero del Palau de la Música para obras en sus casas, viajes de lujo con sus familias y compras personales, entre ellas paquetes de tabaco. Doce años después todavía no han reintegrado al Palau todo el expolio. Las negociaciones iniciales con el auditorio para reembolsar el saqueo fracasaron, por lo que se está procediendo a la venta de las casas y bienes que ambos tienen embargados, un proceso lento.

Pero además ambos exresponsables del Palau están poniendo trabas para devolver el dinero: una jueza investiga a Fèlix Millet por la desaparición de objetos embargados del caso Palau, mientras que Montull también afronta otra causa penal por ocultar sus bienes para no pagar su parte del expolio del auditorio. Respecto a Convergència, la Justicia tiene pendiente decidir si el PDeCAT y Junts, como formaciones herederas, deben devolver los 6,6 millones cobrados en comisiones.

No habrá indulto para Fèlix Millet y Jordi Montull. El Gobierno ha descartado conceder la medida de gracia para los dos saqueadores confesos del Palau de la Música, el mayor caso de corrupción contemporánea de la historia de Catalunya que sentenció el expolio de 23 millones de euros perpetrado al auditorio por sus dos exmandamases y las comisiones ilegales que cobró Convergència Democràtica de Catalunya (CDC).

En sendos oficios, a la que ha tenido acceso elDiario.es, la subsecretaria del Ministerio de Justicia, Ana Sánchez, comunica que el Consejo de Ministros, en su reunión del pasado 28 de diciembre, acordó “no conceder el indulto solicitado” por los dos condenados. Los documentos no exponen los motivos de la denegación de la medida de gracia, que Millet había solicitado amparado en su mal estado de salud, al tiempo que se declaraba “reinsertado socialmente”.