La Xunta oculta los resultados de la segunda parte de su estudio serológico sobre el coronavirus

Test rápido de coronavirus realizado por la Xunta en su estudio.

El 17 de abril, el presidente de la Xunta anunció un estudio sobre el coronavirus “con la muestra epidemiológica más grande” nunca realizada por el Servizo Galego de Saúde (Sergas). Transcurrían las semanas más críticas de la pandemia, y Feijóo decidió usar 100.000 tests rápidos, incluídos los más de 50.000 que había enviado el Ministerio de Sanidad y de los que la Xunta había cuestionado su utilidad, para “conocer con la mayor información posible cómo está la epidemia en Galicia”. Apenas un mes más tarde presentaba un avance de los resultados de su primera fase, en la que fueron testadas 50.000 personas. Solo el 1% de la población había estado en contacto con el virus, concluía. De la segunda parte de la investigación no se ha vuelto a saber. Han transcurrido otros dos meses y medio.

La Xunta reclama información al Gobierno central sobre los viajeros tras detectar positivos que llegaron desde el extranjero

La Xunta reclama información al Gobierno central sobre los viajeros tras detectar positivos que llegaron desde el extranjero

Preguntado por elDiario.es sobre si hará públicas las conclusiones finales del "macroestudio", el Sergas no ha respondido. La iniciativa, que en su día Feijóo usó para su particular enfrentamiento con el Gobierno central durante el estado de alarma, suscitó la oposición de los médicos de atención primaria. El portavoz de la Asociación Galega de Medicina Familiar e Comunitaria, Jesús Sueiro, se reafirmaba este jueves: “El estudio era una cosa de propaganda, y una vez hecha la propaganda, ya no interesa tanto”. Sueiro certifica que en su centro médico sí realizaron las pruebas de esta segunda fase y que, como las de la primera, dio “cero prevalencia”. Lo mismo sucedió en otros ambulatorios consultados por elDiario.es. El conselleiro de Sanidade, Jesús Vázquez Almuíña, aseguró el pasado 20 de junio que la segunda fase del estudio había terminado, y que sus conclusiones se publicarían “en una semana”. Pero eso no ha sucedido.

“La cantidad de tiempo que hemos perdido...”, señala Sueiro, “porque estuvimos prácticamente sin enfermería durante semanas”. Los enfermeros y enfermeras no solo se encargaban del pinchazo -los tests rápidos funcionan así-, también debían localizar a los pacientes y rellenar el papeleo. La muestra la diseñó el Instituto Galego de Estatística y fueron los centros de salud los que se ocuparon de recogerla. “El estudio no aportó nada”, concluye el médico.

Sin embargo a Feijóo sí le aportó munición en su confrontación con Sánchez en los meses previos a la campaña electoral. “Feijóo saca los colores al Gobierno con su estudio epidemiológico: 100.000 frente a 4.000 muestras en Galicia”, tituló el diario ABC. Fue además uno de los argumentos en los que apoyó su decisión de reconvocar unilateralmente y contra el criterio de toda la oposición las elecciones el 12 de junio. O eso afirmó unos días antes de dar a conocer la primera parte de la misma, que ofreció unas cifras notablemente distintas de la elaborada por el Ministerio de Sánchez. Según este último, era el doble la gente que en Galicia había pasado el COVID-19, un 2,1%.

Cuando a mediados de abril, Feijóo avisó del estudio, afirmó que su gobierno pretendía “conocer la situación del virus en Galicia para adoptar medidas sociales y económicas”. También mencionó la necesidad de saber el “porcentaje de inmunizados”, a pesar de que la comunidad científica todavía no es unánime respecto a la duración de la inmunidad al coronavirus y la acción de los anticuerpos que genera. En todo caso, pasadas las elecciones del 12 de julio, hacer públicos los resultados finales de la estadística ya no parece encontrarse entre las prioridades de su gobierno en funciones.

Etiquetas
Publicado el
31 de julio de 2020 - 06:00 h

Descubre nuestras apps

stats