eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

¿Y tú, cuánta gente matas en 24 horas?

"24", la serie creada en 2001 por Robert Cochran y Joel Surnow, es un thriller de acción trepidante basado en lo que se ha dado por llamar un high concept: los eventos ocurren en tiempo real.

Cada temporada (de las ocho que ha habido) sigue los pasos de Jack Bauer, el director de la unidad antiterrorista de los Ángeles, que lucha contra el reloj para detener grandes atentados contra su presidente, su país e incluso el mundo. La diferencia es que, al transcurrir en tiempo real, cada capítulo es una hora, y cada temporada cuenta con 24 episodios. 

Seguir leyendo »

La Marca España en nuestras series

59 Comentarios


Antes de todo, tienen que saber esto de mí: yo soy una de esas personas que, junto a otros miles de trabajadores, se gana el pan en las series españolas. También he escrito cine, pero los últimos años me he dedicado a la televisión, y ante el porvenir que se avecina, en el que el cine quedará bien como reducto de aventureros con cámaras HD que montarán películas en sus portátiles, o bien como fastuosas demostraciones de poderío hollywoodense a lo "Lo Imposible", tendré suerte si puedo seguir escribiendo para la televisión. Por tanto, como guionista, no esperen que emita juicios críticos sobre el trabajo de mis compañeros. Con este texto solo quiero enumerar algunas de las condiciones en las que se hacen las series que determinan la Marca España en nuestra ficción televisiva.

Seguir leyendo »

Mujer Trabajadora: Tina Fey

No creo mucho en el día de la mujer, porque siempre que hay un día para una causa significa que hay mucho por hacer. Siendo la mitad de la humanidad, que haya un día para nosotras parece algo paradójico y si encima le añades el punto "trabajadora", como excluyendo a las ¿vagas? ya es como para morirse de la risa. En cualquier caso, y por si hay alguna duda, estoy con todas las mujeres, y con las trabajadoras especialmente. Especial respeto y admiración me merecen las que no sacrifican sus aspiraciones por su familia, aunque del mismo modo respeto a aquellas que lo hacen porque creo que es un asunto de libertad personal.

Siempre apoyo, sobre todo, a las mujeres a las que nadie les dice lo que pueden hacer y lo que no. Y de estas mujeres seguramente la que más admiro es a Tina Fey. Porque ha roto muchos esquemas. El de que las mujeres no pueden ser graciosas, el de que las mujeres no pueden mandar, el de que una mujer puede ser actriz, productora, guionista, cómica... y hacerlo todo extraordinariamente bien. Su personaje en la comedia 30 Rock, basada en sus experiencias en SNL, es una mujer de treinta y muchos, jefa de un equipo de guionistas, cuyos conflictos y preocupaciones resumen uno de los grandes problemas que enfrentamos las mujeres hoy: las agotadoras exigencias a la que estamos sometidas, desde la dificultad de conciliar vida profesional y personal hasta la dictadura del físico, pasando por el infinito y más allá.

"Parece que todas las chicas deben tener ojos azules caucásicos, gruesos labios de hispana, la clásica nariz de boto, piel asiática sin pelo con bronceado californiano, largas piernas de sueca, pequeños pies de japonesa, los abdominales de una lesbiana dueña de un gimnasio, las caderas de un niño de nueve años, y los brazos de Michelle Obama. La única mujer que tiene este look es Kim Kardashian, quien, como sabemos, fue creada por científicos rusos para sabotear a nuestros atletas. El resto seguimos intentándolo".

Tina Fey

Respecto al mencionado tema de la conciliación, Tina Fey ha sido madre dos veces, a los 35 y a los 41, primero estando en SNL y después en Rockefeller Plaza. Respecto a este tema, otros de los que obsesionan a su alter ego Liz Lemon, una mujer trabajadora y soltera que quiere ser madre, dijo:

(Después de su baja de maternidad de solo seis semanas) "Tuve que volver a trabajar. Tengo que cumplir un contrato con NBC, pero el bebé y yo solo tenemos un acuerdo verbal."

Y también dijo esto sobre otra gran mujer dedicada a la televisión:

"Mary Tyler Moore era una mujer trabajadora cuyos diálogos no iban siempre sobre citas o sobre hombres. Hablaban de amistad en el trabajo y relaciones, que es lo que más he experimentado en mi vida adulta."

Fey, que se declara feminista, también ha sido criticada por las feministas por chistes que tachan de misóginos en su serie, o por el personaje de Cerie, una becaria joven y guapa pero totalmente descebrada. A pesar de ello, Fey defiende el rol de las mujeres en el mundo del espectáculo en su libro "Bossypants":

"Aunque no quieras acostarte o ni siquiera flirtear para trepar en la profesión, siempre hay gente que te lo adjudica. Creo que el mejor remedio a esos prejucios es que haya más mujeres productoras, y contratar a mujeres de todas las edades. De alguna manera me siento obligada a continuar en la industria y luchar duro para llegar a un lugar en el que conseguir oportunidades para otras mujeres."

Pero la mejor defensa es su talento, y las horas de risas, entretemiento e inspiración que brinda a las mujeres... y también a los hombres. Gracias, Tina.

Para verla en acción, el speech inaugural de los Globos de Oro con su amiga Amy Poehler.

Seguir leyendo »

Friends y el mito de la eterna juventud


El 6 de Mayo de 2004 se emitió el último capítulo de "Friends", la mítica sitcom creada por Martha Kauffman y David Crane, oportunamente titulado "The Last One". (Espoiler del desenlace de la serie.) Después de diez temporadas, la madurez había llegado por fin de la única manera posible: los amigos, cuya unión (o más bien reunión) había sido el detonante de la serie, se separaban. Cada uno tomaba diferentes rumbos: Ross y Rachel se daban cuenta in extremis, después de mil idas y venidas, de lo mucho que se amaban y decidían estar juntos. Chandler y Mónica se mudaban a los suburbios con sus gemelos. En la última escena, los amigos dejaban sus seis llaves en el piso vacío. (Hasta aquí el espoiler.)

Y así acababa una serie perfecta, que forma parte del patrimonio emocional de muchísimas personas, un recuerdo colectivo compuesto de chistes, escenas emocionantes y tramas originales y bien estructuradas. Por supuesto, los espectadores más jóvenes no habrán podido disfrutarla, y el tiempo ha pasado por ella, pero creo que como buen clásico sobrevive lo que le echen.

Seguir leyendo »

THE NEWSROOM: Will McAvoy vs. William Shirer


Por la redacción de "The Newsroom", la serie de Aaron Sorkin que trata sobre el día a día de un informativo, pululan varios personajes, casi todos ellos periodistas. Salvo los "mandamases malos", todos están impregnados de buenas dosis de idealismo, profesionalidad, rigor, valentía y compromiso con la verdad. Esta es la deslumbrante escena inicial de la serie:

Seguir leyendo »

Black Mirror: ¿Podría suceder?


Ya hemos hablado en este blog de Black Mirror. Hace unos días, ví el primer episodio de la segunda temporada, llamado "Be Right Back", (aviso espoiler del planteamiento), en el que una joven supera la pérdida de su novio gracias a un software que, utilizando la información vertida en redes sociales, los vídeos y grabaciones de todo tipo almacenadas en internet, recrea la personalidad de su pareja. (Fin del espoiler)

 Al igual que el segundo episodio de la primera, "15 million merits", Black Mirror plantea una realidad en la que las experiencias tecnológicas sustituyen a las reales. ¿Podría pasar? ¿Hacia dónde camina esta sociedad?

Como sucede con varios capítulos de la serie de Brooker, "Be Right Back" nos hace pensar en varios temas inquietantes. ¿Qué uso oculto se le dan a nuestras fotos, nuestra información personal, nuestros chistes...? Aparte del evidente (y no precisamente tranquilizador) empleo comercial de nuestros hábitos, circunstancias, preferencias y datos biográficos, ¿hay un siguiente paso en esta espiral de exhibicionismo en el que casi todos participamos? Primero, alegres y condescendientes, y después, ávidos de retroalimentar nuestros egos como adictos.

Curiosamente el correo de google, que muestra anuncios personalizados dentro de su interfaz, ya tiene detractores que atacan el uso de la información involuntariamente proporcionada por el usuario. Lo lamentable del asunto es que quien presenta batalla no es otro que Microsoft, rival de gmail: esta es la campaña.

Con todo esto, se plantean (al menos) dos cuestiones.

Primera: ¿Podríamos ser, individualmente, sustituidos por máquinas?

Si existe un archivo individual de todos nuestros correos, chats, compras, fotos, vídeos, búsquedas, la conciencia googlera sabe más de nosotros que nosotros mismos, que nuestra madre o que nuestra pareja. Si hay alguien que pudiera reemplazarnos, sin duda sería una máquina que usara todo nuestro rastro en la red. Es un clásico del terror: la suplantación, normalmente a cargo de zombies, alienígenas, vampiros, terminators... enemigos que emplean nuestra apariencia exterior y lo que saben de nosotros para hacernos desaparecer uno a uno.

Segunda: ¿Aceptaremos, a la postre, las experiencias vicarias como reemplazo de la realidad?

Todos parecemos estar de acuerdo en que nada es tan bello como ver una puesta de sol, disfrutar de una copa de vino con la persona amada o pisar la primera nieve del año. Pero la vida moderna, la escasez de medios o/y de tiempo, hace que acabemos conformándonos con las copias o sustitutos de lo real. Un rato de whatsapp en vez de una charla por teléfono o un café, felicitaciones en facebook en vez de fiestas de cumpleaños, compras online, marear la perdiez en google street view en vez de pasear, ver contenidos en streaming en vez de acudir a una sala, escuchar spotify en lugar de ir a un concierto, indagar sobre un tema consultando enlaces en vez de haciendo acopio de libros... Todo parece tener su versión cómoda y asequible en internet. Y a veces la calidad o la espectacularidad del sustituto desmerece nuestras posibilidades reales. Porque... ¿Quién querría ir en globo o aprender a hacer acrobacias si a través de las grabaciones que otros hagan con Google Glass ya podemos percibir el mundo desde su subjetividad?

Seguir leyendo »

HOUSE OF CARDS

Aviso: El tipo de información que vas a leer en este post supone un espoiler leve, de impacto parecido a ver el trailer. Si prefieres verla sin saber nada, vuelve otro día. 


Seguir leyendo »

Pánico a una muerte ridícula (Vuela, Lara, Vuela)


Hace algunas semanas un amigo mío me habló de una de las muertes televisivas más estúpidas de todos los tiempos. Se trata del final del personaje de Lara Flynn Boyle en la serie "Las Vegas."

Diréis, ¿por qué? ¿Acaso una muerte para una actriz no es un momento lucido, muy dramático, la ocasión perfecta para conmover los corazones y las almas, para impresionar a algún ejecutivo para que le dé un papel en otra serie? Seguramente los responsables de "Las Vegas" no pensaron en regalarle a Lara unas líneas memorables, una trágica y escalofriante despedida del planeta Tierra. Más bien, para pergeñar algo así, resulta sencillo imaginarse a los productores ejecutivos, borrachos como piojos en un bar, comentando lo pesada que es Lara.

Seguir leyendo »

CARRIE vs. HANNA

Carrie Bradshaw (menos de 40) es la protagonista de la mítica serie "Sexo en Nueva York". Hanna Horvath (veintitantos) es la estrella de la serie "Girls" de la HBO, que recientemente ha comenzado a emitir su segunda temporada. A simple vista son dos mujeres muy distintas, por edad, físico, y actitud, pero hay varias cosas que tienen en común: son escritoras, persiguen a hombres que no les convienen, tienen un grupo de amigas estable y viven en Nueva York.

Analicemos un poco más las diferencias.

En lo profesional, Carrie es una columnista freelance de lo más cool. Deducimos que tiene éxito porque para pagarse los Manolos y la mascarilla para puntas abiertas de su impresionante pelazo, más el alquiler de su piso en Nueva York, (que acaba comprándose al final de la serie) hace falta bastante dinero. Pasa por ser una mujer brillante, atractiva, con cierto halo de notoriedad, independiente y más o menos libre: una triunfadora.

En lo profesional, Hanna es una aspirante a escritora insegura sobre sus habilidades. Escribe un diario personal, y en general sobre sí misma y el mundo que la rodea. No tiene ningún trabajo conocido, ninguno que le dure más de quince minutos, y vive sableando a sus padres. Le gusta rodearse de ambientes artísticos, acudir a lecturas y presentaciones de libros donde ve cómo sus coetáneos destacan más que ella. Es una perdedora, con talento, pero aún no ha conseguido nada.

Seguir leyendo »

Lo que viene: Black Mirror 2

Existen series maravillosas y existen series rompedoras, que te rompen la cabeza y te hacen reflexionar sobre tu vida. Y no son solo rompedoras, sino rupturistas. La serie que más ha hecho avanzar la ficción audiovisual en los últimos años, en mi humilde opinión, es Black Mirror, la serie creada por Charlie Brooker (también creador de Dead Set) para el británico Channel Four y producida por una empresa del grupo Endemol, el responsable de programas de éxito global como Gran Hermano u Operación Triunfo. Brooker, humorista, periodista, presentador y guionista explica el concepto y el título de la serie:

"Si la tecnología es una droga -y se siente como una droga- entonces, ¿cuales son los efectos secundarios?. Esta área -entre el placer y el malestar- es donde Black Mirror, mi nueva serie, está establecida. El "espejo negro" (black mirror) del título es lo que usted encontrará en cada muro, en cada escritorio, en la palma de cada mano: la pantalla fría y brillante de un televisor, un monitor, un teléfono inteligente."

Seguir leyendo »