La portada de mañana
Acceder
INVESTIGACIÓN | El Gobierno de Ayuso reformó otros cinco centros sin concurso
OPINIÓN | 'Delinquir troceando', por Marco Schwartz
La causa contra el fiscal general llega al Supremo

Tiempo revuelto y fresco en Sevilla a mediados de semana antes de que el termómetro dé el primer gran estirón

Estos días puede caer algún que otro chaparrón en Sevilla.

David Gómez López

0

La primavera se resiste a irse completamente de Sevilla y, antes de que el verano entre por la puerta grande, todavía dará un último coletazo en la provincia. Lo hará de la mano de un nuevo embolsamiento de aire frío que llegará como vaguada, una onda de aire frío en altura que incluso podría generar una DANA sobre la Península Ibérica si finalmente se aísla de la circulación general de las masas de aire más frías al norte.

Aunque esto ocurrirá a partir del martes, todavía en el arranque de la semana, las temperaturas serán medianamente cálidas, incluso pueden subir algún grado en la jornada del lunes, cuando las máximas alcancen hasta los 35º C de forma puntual en la provincia. De forma generalizada estarán por encima de los 30º C y las noches en cualquier caso seguirán siendo agradables, ya que en muchos puntos bajarán hasta los 15º C y en zonas en forma de cuenca de las sierras incluso a los 10º C.

De cara al martes es cuando se producirán algunos cambios. La vaguada se adentrará en la Península por el oeste, dejando un aumento de la nubosidad a lo largo del día en la provincia y algunas precipitaciones, especialmente por la tarde y en puntos de Sierra Morena, en general débiles. Este tiempo algo más inestable vendrá acompañado de un descenso térmico, que se notará tanto el martes como el miércoles. Esto provocará que las máximas a mediados de semana se queden por debajo de los 30º C en toda la provincia, incluso con sensación de frescor debido al viento que soplará de suroeste y a la nubosidad.

De chubascos a ascenso de temperaturas

Durante el miércoles se espera que afecte a la Península el centro de este embolsamiento de aire frío, dejando una situación menos nubosa pero igualmente inestable, con chubascos y algunas tormentas que aparecerán sobre todo a partir de media mañana, sin esperarse que puedan ser muy intensas. Todo ello con viento del oeste que soplará con alguna racha destacable y temperaturas, como ya se ha mencionado, que serán plenamente primaverales.

Situación que comenzará a cambiar a partir del jueves, cuando la DANA se empiece a retirar y la reemplace una masa más cálida que irá posicionándose desde el sur. Esto provocará un ascenso paulatino de las temperaturas, que derivará en un fin de semana más cálido y con cielos más despejados y estables. Los modelos apuntan a que podría ser el inicio del primer episodio de temperaturas altas, en unos días en los que se dará la bienvenida a la estación del verano.

Etiquetas
stats