eldiario.es

Menú

Pablo Iglesias quiere que Canarias deje de ser "un ejemplo de colonialidad" para convertirse en referente en renovables

El líder de Podemos insiste en un acto de campaña en Gran Canaria en anclar en la Constitución la prohibición de las puertas giratorias

"La corrupción no es una sucesión de manzanas podridas, señor Rajoy, señor Soria, ha formado parte de las entrañas de la forma de gobierno del PP", ha aseverado Iglesias

Irene Montero advierte a José Manuel Soria de que, tras el 20D, "se la van a acabar los viajes a Punta Cana"

Victoria Rosell considera que Ciudadanos no ha entendido que existe "una violencia machista estructural"

Iñigo Errejón cree que las elecciones generales se recordarán como las del pinchazo de "la burbuja Albert Rivera"

- PUBLICIDAD -
Pablo Iglesias en Gran Canaria (ALEJANDRO RAMOS)

Pablo Iglesias en Gran Canaria (ALEJANDRO RAMOS)

Dejar de ser un ejemplo de "colonialidad, desigualdad y corrupción" para convertirse en un lugar de referencia de las renovables dentro de un Plan Nacional de Transición Energética con el que pretende crear 400.000 puestos de trabajo en toda España.  Ese es uno de los principales objetivos que se ha marcado Podemos en su proyecto para Canarias, según he defendido este jueves su líder y candidato  a la Presidencia del Gobierno, Pablo Iglesias, en un acto de campaña celebrado en Las Palmas de Gran Canaria, bastión de la formación morada en al Archipiélago -no en vano, en las pasadas elecciones autonómicas fue el único municipio de las islas en el que Podemos se erigió como primera fuerza-.

Las 600 sillas que la organización había dispuesto en la plaza del Pilar del barrio de Guanarteme, convertida ya en talismán de Podemos, se quedaron cortas para acoger a los asistentes al mitin. Más de 4.000 personas, según los datos de la formación, recibieron a Iglesias, Victoria Rosell, Iñigo Errejón, Irene Montero, Juan Carlos Monedero, Meri Pita y Noemí Santana al son de la banda sonora de Cazafantasmas. Los gritos de presidente, presidente sucedieron a los acordes de la película dirigida por Iván Reitman en 1984.

"Sonreíd, porque la sonrisa va a ser la ternura del cambio", dijo para arrancar Pablo Iglesias, que  centró su discurso -el último de la noche- en contraponer el "futuro de sonrisa" y el "estilo femenino del cambio" representado por Podemos frente a a los cuatro años de gobierno de un Mariano Rajoy que "no está a la altura de este país y su gente".   El líder del PP acaparó los ataques lanzados por Iglesias desde el atril. Antes, sus compañeros de partido habían arremetido, sobre todo, contra José Manuel Soria y  Albert Rivera, que se llevaron las dos pitadas más sonoras de la noche. "De Pedro Sánchez no voy a decir nada, porque bastante tiene ya", ironizó Iñigo Errejón, director de campaña.

Iglesias recriminó a Rajoy que haya manifestado que la corrupción "les duele" cuando ésta  "ha formado parte de las entrañas de la forma de gobierno" del PP. "No es una sucesión de manzanas podridas, señor Rajoy, señor Soria, en Canarias sabéis perfectamente lo que significa crear redes clientelares que están privando de derechos a los ciudadanos", señaló el líder de Podemos, que insistió en la necesidad de anclar en la Constitución la prohibición de las puertas giratorias "que comunican los Consejos de Administración con los Consejos de Ministros".

El candidato a la Presidencia recordó también que el Ejecutivo presidido por Rajoy ha recortado un 22% en la prevención de la violencia machista (al comienzo del acto se guardó un minuto de silencio en memoria de las últimas dos víctimas, una de ellas asesinada en Puerto del Rosario) y un 33% en políticas de igualdad."Ser presidente no es jugar a los pactos y a las sillas, es tener un proyecto de país. Si no tiene propuestas, no entiendo por qué quiere ser presidente", le espetó Iglesias, que incidió en que la violencia machista no se da sólo en el ámbito de la pareja y que es fundamental que las mujeres tengan independencia económica para protegerse, para lo que su formación propone que haya una alternativa habitacional para las maltratadas aunque no exista una denuncia de por medio. En materia de igualdad, plantea equiparar los permisos de maternidad y paternidad para evitar que "se siga despidiendo" a mujeres por este motivo.

También reprochó al presidente del Gobierno que su "única solución" al problema de las pensiones, tras haber gastado el 45% de la caja de la Seguridad Social, es "que se siga trabajando hasta los 70, 75, 80 años" y que, por ello, se reduzcan los impuestos. El líder de Podemos se dirigó a los pensionistas para pedirles que votaran teniendo en cuenta las condiciones de trabajo de sus hijos y nietos y recordó que su formación incorpora en el programa electoral una propuesta para implantar una renta mínima de 600 euros que "cubriría a todos" los jubilados.

Iglesias pronunció palabras de agradecimiento hacia miembros destacados de la sociedad civil que se han embarcado en el proyecto y, entre ellos, citó a Victoria Rosell, candidata por la provincia de Las Palmas, "una magistrada que ha tenido que colgar la toga y meterse en política porque a los magistrados que luchan contra la corrupción se les ha perseguido".

Minutos antes, Irene Montero, candidata por Madrid, auguró, haciéndose eco de la noticia publicada por Canarias Ahora, de que al ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, "se le van a acabar sus vacaciones en Punta Cana en el hotel de un señor que tiene uno ilegal en Canarias". "Mire usted a (Victoria) Rosell porque le va a ganar y le va a poder mirar en el Congreso diciéndole que es usted un sinvergüenza", ha añadido.

Soria, "nuestro Berlusconi"

"Nuestro futuro será con las mujeres, Será nuestro o no será". Rosell, que precedió a Iglesias en el acto, aseguró estar "harta" de discursos como el que pronunció la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, en el debate electoral del 7 de diciembre, en el que "se culpabiliza a las mujeres" de la violencia machista, o de propuestas como la de Ciudadanos de derogar el agravante de machismo, una muestra, según la magistrada en excedencia, de que el partido de Albert Rivera no entiende que hay una "violencia machista estructural". Para combatirla, Podemos propone "Educación en todos los nivles" y una alternativa habitacional. "Con nosotras van a tirar hacia adelante y no va a caer ni una más", sentenció.

La candidata por Las Palmas también cargó contra los "enemigos del bienestar" que han aprovechado la crisis para "recortar los derechos sociales sin ninguna justificación", como con la denominada Ley Mordaza, en la que, en lugar de analizar las causas, han optado "por la represión" hacia derechos fundamentales como los de reunión y manifestación.

Rosell recordó que en uno de los debates celebrados recientemente en la capital grancanaria, José Manuel Soria, "nuestro Berlusconi", comenzó a referirse a Podemos, PSOE-NC y Ciudadanos como el tripartito debido a las coincidencias en el diagnóstico del factor humano de la crisis. "Empezó a hacer la gracia y en ese foro empezaron a reírse y aplaudir, En Italia, la ministra no pudo evitar llorar cuando comunicaba los recortes. Aquí se pusieron a aplaudir y Andrea Fabra (la hija de Carlos Fabra, condenado por corrupción), ya se acuerdan lo que dijo (gritó "que se jodan" tras conocer el recorte a los parados). Hay una gran fractura, pero los de abajo recuperaremos los derechos, lo que nos han quitado", sostuvo Rosell, que también recordó que "el machacado pero sabio" pueblo canario dijo que no al petróleo "con el que querían manchar nuestro mar". 

"Los partidos tradicionales intentan imitar a Podemos"

Para Iñigo Errejón, director de campaña de Podemos, los partidos tradicionales (PP y PSOE) y "los partidos tradicionales que se han pintado de naranja", en referencia a Ciudadanos, están intentando en esta campaña "imitar las formas" de Podemos, de manera que "lo que antes era populista", como la pretensión de que paguen más impuestos quienes más tienen, ahora ha sido incorporado al argumentario del resto de las formaciones. Errejón ha insistido en la remontada ("Estamos a punto de lograrlo") y ha asegurado que Podemos ya ha hecho "la mitad del camino".

Los dardos de Errejón se han dirigido contra Rajoy y Albert Rivera. "Si alguien no da la talla para ir a un debate o explicar por qué tiene que ser presidente, a lo mejor no tiene por qué ser presidente", ha manifestado con respecto al líder del PP, quien "vive en otro país, que es como el de Narnia, pero de Rajoy". Un lugar en el que se dice que se está creando empleo "cuando antes había un trabajo de 800 euros y ahora hay dos de 400".

A Albert Rivera lo ha rebautizado como Míster Casi. "Si la campaña dura un poco menos, a lo mejor cuela, pero no para de meterse en charcos", ha apuntado Errejón enumerando sus propuestas para mandar tropas a Siria, subir el sueldo al presidente del Gobierno, aplicar el copago en Sanidad o la más reciente, eliminar el agravante de machismo en los casos de violencia de género. "Con un Aznar ya tuvimos bastante", ha afirmado Errejón, quien ha vaticinado que en España pasará a la historia no sólo la burbuja inmobiliaria, sino también la que "pinchará" el 20 de diciembre: "la burbuja Rivera".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha