eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Angelina Jolie y Brad Pitt pinchan con un dramón

La película escrita, dirigida y protagonizada por Jolie recibe todos los palos de la crítica después de su premiere en el AFI Fest

- PUBLICIDAD -
Angelina Jolie y Brad Pitt, en una casita junta al mar

Angelina Jolie y Brad Pitt, en una casita junta al mar

"Sólo una estrella de la envergadura de Angelina Jolie Pitt puede conseguir que se haga una película como By the Sea, dice Nigel Smith en el Guardian. Y no porque la película que ha escrito, dirigido y producido Angelina Jolie, y además a co-protagonizado con su marido Brad Pitt, sea la cumbre del séptimo arte sino porque solo el polvo de estrellas combinado de las dos estrellas más rutilantes del cine habría conseguido dinero para financiar un drama setentero sobre un matrimonio hecho migas donde apenas se cruza una palabra. En 132 minutos.

El escritor Roland (Pitt) y su mujer Vanessa (Jolie) se van de vacaciones al sur de Francia. Llevan 14 años juntos, pero no parecen muy contentos. Como en la excelente Don't look know, la historia de otro matrimonio roto que va a desembocar a Venecia, hay una escena de sexo tórrido de los bellísimos protagonistas que está muy bien. Como en cualquier cosa que haya hecho Tom Ford, cada plano, cada gesto y cada prenda chorrea lujo y carisma.

La pareja es imposiblemente chic e insoportablemente infeliz. El no puede escribir, tiene mostacho y bebe a la Hemingway en el bar del pueblo. Ella no puede ni verle y se automedica con ojos postapocalípticos pero exquisitamente maquillados. Hasta el final no sabemos qué episodio traumático ha destrozado a la pareja. Una pareja francesa que está de luna de miel se instala en la habitación de al lado. Se suceden las inevitables complicaciones.

Dos años negros

Jolie contó que el rodaje había tenido lugar durante su propia luna de miel con Pitt, tras su boda en el sur de Francia el año pasado.También dijo que la película estaba inspirada por la muerte de su madre, "un estudio sobre el duelo". En los últimos años, Jolie perdió a su madre, la modelo y actriz Marcheline Bertrand, a los 56. Al mismo tiempo descubrió que tiene un 89% de posibilidades de sufrir el mismo cáncer que ella debido a una mutación genética, el mismo que mató a su abuela y a su tía. Por consejo de su médico, Jolie se sometió a una doble mastectomía y, tras un aviso, se extirpó los ovarios y trompas de falopio de manera preventiva.

Estudio o exorcismo, esos dos años justifican el estado de Jolie en By the sea y el carácter de la película que su marido califica como "muy europea", un dramón asfixiante que compite con The Deep Blue Sea (2011) o Blue valentine (2010) por el título de drama romántico más deprimente de la historia. Por otra parte, los que dicen que Jolie es mala escribiendo diálogos estarán satisfechos; en esta película prácticamente no hay.

La crítica ha sido devastadora, la media en Rotten Tomatos es un 29% y la taquilla no ha sido mejor. Pero los que esperaban una vuelta de tuerca del efervescente y divertido Mr. & Mrs. Smith, en cuyo rodaje Brad conoció a Angelina y abandonó a su pareja Jennifer Aniston, se quedarán con un palmo de narices. Eso sí, la química entre ambos actores parece seguir intacta. Si existen los amores épicos, diez años y ocho hijos más tarde, este probablemente lo es.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha