eldiario.es

Menú

El PSPV exige el cambio de nombre de los colegios que aún mantienen referencias al franquismo

La diputada Ana Besalduch advierte que continuar con nombres como Villar Palasí, General Urrutia o Primo de Rivera contraviene la Ley de Memoria Histórica y recuerda que puede suponer la retirada de las ayudas públicas

- PUBLICIDAD -
La diputada socialista Ana Besalduch en las Corts

La diputada socialista Ana Besalduch en las Corts

La portavoz socialista de educación en las Corts Valencianes, Ana Besalduch, ha presentado una Proposición No de Ley (PNL) para eliminar cualquier referencia que ensalce el franquismo en los centros educativos valencianos. En la actualidad  todavía existen una decena de colegios o institutos que mantienen el nombre de José Luis Villar Palasí, ministro valenciano durante la Dictadura, General Urrutia, que fue uno de los sublevados junto a Franco en 1936 y posteriormente fue nombrado capitán general de Valencia, o Primo de Rivera, fundador de Falange Española y referente del fascismo en España. Besalduch advierte que estas nomenclaturas contravienen la Ley de Memoria Histórica de 2007 e insta a cambiar el nombre.

La diputada socialista lamenta que después de 39 años de democracia “todavía quedan exaltaciones públicas del periodo de la dictadura franquista”. “En ningún país democrático del mundo se entendería que un colegio público llevara el nombre de cualquier personaje, fuera de la ideología que fuera, opresor o impositor de sus ideas a través de las armas o la represión”, explica la portavoz socialista de Educación en el Parlamento valenciano. Sin embargo, lamenta, “en la Comunitat aún quedan vestigios así”.

En esa situación se encuentran siete centros educativos que mantienen el nombre del ministro franquista Villar Palasí, en València, Sagunto, Quart de Poblet, Paterna, Xirivella, Burjassot y Orihuela; dos que llevan el nombre de José Antonio Primo de Rivera, en Crevillent y Callosa de Segura, y uno con el del General Urrutia, en València.

Para Besalduch, “uno de los mayores honores que puede tener una persona es que el colegio público, instituto o universidad de su municipio lleve su nombre porque son lugares que ayudan a los ciudadanos a crecer libres y a formarse para el futuro”. Sin embargo, “no es admisible que en la Comunitat existan centro educativos que lleven el nombre de personas que tuvieran un comportamiento poco loable”, ha indicado la diputada por Castellón. Por un lado, porque “no es ético”, y por otro, “porque la ley 52/2007, en su artículo 15 lo prohíbe expresamente”.

En la PNL presentada cita la norma que establece que “las administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, del alzamiento militar, la Guerra Civil y la represión de la dictadura”, y recuerda que, según la ley, “entre otras medidas se podrá incluir la retirada de subvenciones o ayudas públicas”.

Con todo, el grupo socialista insta al Consell que exija a los centros educativos de la Comunitat, que todavía tienen el nombre de persona, lugar o hecho relacionado con el franquismo, a que empiecen el proceso para sustituir el nombre” y así, cumplir la ley que pretende “el espíritu de reconciliación y concordia, de respeto al pluralismo y la defensa pacífica de todas las ideas”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha