eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

El pleno de Torrejón el Rubio expulsa al alcalde, condenado por prevaricar, con un PSOE dividido

En la sesión ha habido un bloque de oposición de cuatro concejales (IU, PSOE y PP) y otro de gobierno formado por una concejala socialista

El alcalde inhabilitado estaba entre el público, y tampoco ha ido el concejal de Torrejón Unido

- PUBLICIDAD -
Pleno Torrejón Rubio

Pleno con los concales de oposición a la izquierda, y a la derecha el secretario y la teniente de alcalde del PSOE

La oposición en el Ayuntamiento de Torrejón el Rubio (Cáceres) ha conseguido destituir al alcalde después de que se negara a abandonar el cargo pese a una sentencia judicial por prevaricación que le inhabilita para ser concejal.

Ha sido en un pleno este martes, convocado por fin y en el que la oposición, con un PSOE dividido, ha conseguido restablecer la legalidad.

El ex alcalde, Luis Miguel Vacas, fue elegido en la lista del PSOE pero luego fue expulsado del partido, sin embargo ha conseguido hasta el momento el apoyo de la teniente de alcalde socialista, y sin embargo una segunda concejal del PSOE se ha alejado finalmente de ellos y unido a la oposición.

El pleno se ha desarrollado en ausencia del alcalde y el cese ha contado con los votos a favor por la situación de incompatibilidad con cargo público de los dos concejales de IU, uno del PP y de una de las dos concejalas del PSOE. La otra es la teniente de alcalde Nazaret Gordo, que queda de alcaldesa.

El exalcalde se ha ausentado haciendo caso de un dictamen jurídico de Diputación Cáceres que le obligaba a abstenerse; tampoco ha estado, por vacaciones, el concejal de Torrejón Unido que le apoyaba.

El portavoz del Grupo Municipal de Izquierda Unida, Miguel José González, ha indicado a Efe, que con esta salida del alcalde que había sido expulsado del PSOE, vuelve a quedar una situación "compleja" en el ayuntamiento y no está claro quién será elegido para gobernar el consistorio, aunque apunta que, de momento, lo que le preocupa es que "se recupere la normalidad".

Moción de censura

Tras las elecciones de mayo de 2015, González fue elegido alcalde y a los cuatro meses hubo una moción de censura que colocó al mando al socialista Luis Miguel Vacas, que ha sido cesado por la sentencia de la Audiencia de Cáceres que ratificaba la condena de 8 años, 6 meses y un día de inhabilitación por beneficiar a su mujer y a su hijo en procesos selectivos de empleo municipal; la sentencia aún no es firme pero le inhabilita.

El PSOE volverá a recuperar un concejal ya que correrá la lista. La situación de la corporación, por tanto, será de 3 concejales del PSOE, 2 de IU, uno del PP y otro de Torrrejón Unido..

El pleno ha tomado conocimiento de la situación de incompatibilidad recogida en los artículos 6.2 y 6.4 de la Ley Electoral (LOREG), que establece que todos los cargos públicos que hayan sido condenados por un delito contra la Administración Pública (la prevaricación lo es) son incompatibles aunque su sentencia no sea firme.

Además ha declarado la vacante de alcalde y concejal para que se pueda solicitar una nueva credencial de concejal a la Junta Electoral Central, según ha informado Izquierda Unida en nota de prensa.

El pleno se ha desarrollado sin contratiempos, salvo la presencia del alcalde cesado que se encontraba merodeando, entre el público, en el salón de plenos.

Los concejales de la oposición han exigido en un escrito a la teniente de alcalde que urgentemente se tramite la solicitud de nueva credencial para un nuevo concejal a la Junta Electoral Central, y que en el plazo de 10 días convoque pleno para elegir alcalde.

Los concejales de la oposición, Ana Isabel Pérez, (PP), Encarnación Raigal (PSOE) y Jorge García y Miguel José González (IU), tras el pleno, han registrado un escrito recordando a la teniente de alcalde la obligación legal que tiene para hacer cumplir lo acordado por el pleno, es decir cesar al alcalde como representante legal, la retirada de su condición de autorizado en las cuentas bancarias, la retirada de todas las llaves de los lugares  y vehículos propiedad del ayuntamiento, así como la baja del mismo en la seguridad social como persona contratada por el Ayuntamiento.

Sobre el alcalde pesa una segunda sentencia firme que le condena a 4 meses de multa con una cuota diaria de 6 euros por defraudar en el suministro de agua en su domicilio particular. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha