eldiario.es

Menú

EXTREMADURA

10 niños saharauis llegan a la región para estudiar en colegios e institutos de ocho localidades

Vienen de los campos de refugiados con el proyecto Madrasa

Se trata de darles una buena formación que luego revierta en bien de su pueblo

- PUBLICIDAD -
Proyecto Madrasa Saharauis Extremadura

Los muchachos y algunas familias de acogida

Han llegado a la región días atrás los 10 niños integrantes del Proyecto Madrasa, un programa  de formación que se implanta por primera vez en la Comunidad. Procedentes de diferentes ‘wilayas’ o distritos de los campamentos de refugiados saharauis en Argelia, estos chicos y chicas han viajado con el fin de cursar sus estudios; fueron recibidos en el aeropuerto de Madrid por sus familias de acogida.

El nombre de este proyecto significa “escuela” en hasanía, el dialecto que se habla en los campamentos, y consiste en un programa de acogida temporal por estudios para niños a partir de los 12 años, a través del cual pueden venir a Extremadura a estudiar mientras viven con familias extremeñas, con las que previamente han convivido durante el proyecto Vacaciones en Paz.

La finalidad según la Delegación Saharaui y la Federación de Ayuda al Pueblo Saharaui en Extremadura es que estudien en condiciones adecuadas y así mejoren su derecho de acceso a la educación y las expectativas de futuro de sus familias y de su pueblo.

Seguimiento

La evolución escolar de estos chicos y chicas es seguida por una comisión que comprueba su evolución así como el rendimiento y esfuerzo.

Estos jóvenes estudian en colegios e institutos extremeños durante todo el curso escolar y regresan en verano  durante las vacaciones escolares con sus familias biológicas a los campamentos, para volver de nuevo en septiembre con el inicio del curso escolar.

Este proyecto ha sido promovido e impulsado desde la Delegación Saharaui para Extremadura, encabezada por Fatma Brahim, delegada, y Allali El Mami, subdelegado , en una apuesta por la formación de estos jóvenes y gracias a lo cual “el movimiento solidario extremeño ha dado un paso más hacia adelante en su lucha por el apoyo a este pueblo”.

Los chicos cursarán sus estudios en institutos y colegios de Mérida, Zafra, Villafranca de los Barros, Plasencia, Cáceres, Villanueva de la Serena, Casar de Cáceres y Valdastillas, y se espera que este proyecto se extienda a otros municipios para el curso que viene.

Lo verdaderamente destacable del Proyecto Madrasa, explican sus promotores, es que reciban una formación académica en España con el fin de que luego pueda revertir en un futuro en los campamentos de refugiados saharauis. “La formación es la mejor y más potente herramienta para conseguir la tan merecida libertad de este pueblo”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha