eldiario.es

Menú

Quiroga pide a Urkullu que lidere una respuesta conjunta de las instituciones a la excarcelación de presos

Espera que lleve a "un pronunciamiento" de los reclusos "de respeto a la democracia y de rechazo al terrorismo"

- PUBLICIDAD -
Quiroga pide a Urkullu que lidere una respuesta conjunta de las instituciones a la excarcelación de presos

La presidenta del PP vasco, Arantza Quiroga, ha pedido al lehendakari, Iñigo Urkullu, que lidere una respuesta conjunta de las instituciones vascas, a la que se sumen los partidos políticos, a la excarcelación de presos de ETA porque, a su juicio, no es admisible que los reptesentantes se queden como "estatuas de sal" ante la salida a la calle de los reclusos sin que exista "un arrepentimiento o condena de su pasado".

Por ello, cree necesario "un rearme moral de la democracia" en Euskadi ante "el fanatismo destructor", que lleve también a estos presos a "un pronunciamiento de respeto a la democracia y de rechazo al terrorismo".

En rueda de prensa celebrada en Bilbao, la líder de los populares vascos ha presentado públicamente la interpelación que ha presentado en el Parlamento vasco, en la que insta al lehendakari, Iñigo Urkullu, a explicar este mismo viernes si tiene previsto liderar un "reproche social permanente" contra los presos de ETA excarcelados como consecuencia de la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) contra la 'doctrina Parot'.

Quiroga ha asegurado que "es de las convencidas" de que en el País Vasco existe "una misión de gran calado", que es la de "normalizar el funcionamiento democrático pervertido por la convivencia con la violencia terrorismo durante tantas décadas", en un momento en el que regresan a Euskadi "quienes protagonizaron esa violencia sin arrepentimiento o condena de su pasado, sin el más mínimo remordimiento por asesinar, extorsionar, chantajear y hacer vivir con miedo a muchos" ciudadanos.

Tras afirmar que ellos "han conducido a muchos vascos" a abandonar Euskadi, ha apuntado que ahora hay que "acabar con cualquier resquicio por mínimo que fuere, de impunidad social de los violentos y sus cómplices".

"Es por eso que ahora, más que nunca, pedimos un esfuerzo común, un apoyo sin fisuras para legitimar y reivindicar, de una vez por todas, los valores democráticos ante quienes pretenden utilizar las excarcelaciones de presos de ETA y tratar de poner en valor, así, su trayectoria terrorista", ha añadido.

A su juicio, "la respuesta a esta situación no permite" que las instituciones se sitúen "en la indiferencia", sino que deben fomentar "la empatía con los que han sufrido el terrorismo y la obligación de poner fin a toda la connivencia con quienes estén vinculados, de uno u otro modo, a la violencia". "Tenemos la obligación de construir un discurso simétricamente opuesto al que utilizaron quienes dieron por bueno el terrorismo", ha aseverado.

En este sentido, ha precisado que ETA "ha condicionado negativamente toda la vida social, ha causado enormes sufrimientos, y quienes lo han protagonizado tienen que tener muy claros cuáles son los criterios que hoy rigen en la sociedad vasca, la supremacía moral y democrática frente al fanatismo destructor". Por ello, ha exigido "un rearme moral de la democracia en el País Vasco sobre la base de una deslegitimación del terrorismo".

La representante popular ha advertido de que "está en juego la culminación de la transición democrática en Euskadi". "Tenemos la obligación de superar en Euskadi el fanatismo practicado por quienes hoy vuelven a nuestra tierra. La persistencia del fanatismo de ETA exige una vigilancia para que no se adoctrine con él y para que se fomente el espíritu crítico con esa ideología", ha apuntado.

De esta forma, ha pedido que "no se toleren las liturgias políticas que fomenten ese fanatismo". "Cientos de miles de ciudadanos vascos no pudimos vivir en paz ni en libertad por la presión de una banda terrorista y de cuantos les apoyaron y protegieron. Por eso, nuestra obligación, la del lehendakari, es recuperar sus derechos, poner en valor la democracia, sus principios fundamentales y la necesidad de coincidir como sociedad en que el pasado terrorista sólo ha producido dolor y mucho daño", ha destacado.

PRONUNCIAMIENTO DE LOS PRESOS

Arantza Quiroga ha señalado que "esa responsabilidad tiene que llevar a la exigencia democrática, a la deslegitimación del terrorismo y a pedirle a los presos de ETA que son excarcelados un pronunciamiento de respeto a la democracia y de rechazo al terrorismo". "Ésa es una responsabilidad compartida por todos, pero que, en las circunstancias actuales, le corresponde liderar al lehendakari", ha precisado.

En esta línea, ha recordado que, en la actualidad, llegan a los pueblos de Euskadi "terroristas que nunca se arrepintieron de sus crímenes". "Ahora, en estos momentos, es la ocasión para visualizar claramente la transformación de la sociedad vasca que la sitúe crecientemente sobre los pilares morales exigibles ante el terrorismo", ha subrayado.

En su opinión, "los complejos y el autoengaño no sirven para reforzar un discurso de la convivencia en libertad". De esta forma, ha advertido de que las decisiones que se adopten ahora "determinarán el futuro". "No queremos cualquier convivencia, queremos convivir democráticamente", ha dicho.

La máxima representante de los populares vascos ha destacado que "la página del terrorismo en Euskadi no puede cerrarse desde la conveniencia del silencio ni desde la indiferencia calculada", sino "desde la exigencia democrática y el rechazo claro al terrorismo, desde un compromiso activo y compartido para deslegitimar el uso de la violencia". A su entender, "la página del terrorismo no se cierra actuando como estatuas de sal, inmóviles, quietas, mudas, amnésicas".

DECISIONES JUDICIALES Y POLÍTICAS

Quiroga ha insistido en que no van a cuestionar las decisiones de la justicia, "nos gusten más o nos gusten menos". "Lo que decimos es que la sentencia de Estrasburgo nos pone ante una realidad que tenemos la obligación de saber responder desde nuestro compromiso con la democracia", ha dicho.

Para Arantza Quiroga, "los tribunales han hablado y ahora le corresponde hablar a la política". "Ni valen los silencios ni colocarse de perfil. No hagamos de la construcción democrática de Euskadi un ejercicio abstracto y teórico, sin aplicación ni responsabilidad práctica porque la democracia en Euskadi no se puede construir desde el silencio de quienes han asesinado ni sobre el que los han jaleado, sino sobre su arrepentimiento y rechazo al terrorismo", ha precisado.

En esta línea, ha pedido "un paso adelante" porque "no es momento de callar ni de esconderse". "La deslegitimación del terrorismo hay que ejercerla de manera activa y, en esa responsabilidad, las instituciones democráticas deben estar al frente", ha subrayado.

Asimismo, ha apuntado que su partido no plantea "un goteo de pronunciamientos" de reclusos, "sino un pronunciamiento claro de las instituciones de Euskadi", que sea "compartido", porque hay que "enfrentarse" conjuntamente "a la realidad de los presos de ETA que cumplen sus condenas y vuelven a Euskadi". "Hay que dar una respuesta", ha indicado, para señalar que se podría empezar por el Parlamento vasco para extenderlo a otras instituciones.

El PP ya está trabajando, según ha asegurado, en esa propuesta de declaración, pero ha afirmado que "lo más importante es hacer entender al lehendakari que estamos en un momento clave y que requiere altura de miras". Por ello, le pide que explique "si comparte o no la necesidad de que en este momento tenga que haber un pronunciamiento claro de las instituciones".

A su juicio, también debe producirse un pronunciamiento de los presos "de arrepentimiento y respeto a la democracia" porque "no pueden volver con un reconocimiento de su trayectoria". "Eso depende de lo que estamos ahora al frente de responsabilidades en las instituciones", ha declarado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha