eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Filipinas reconoce las fuertes carencias de su Ejército para combatir al Estado Islámico

- PUBLICIDAD -
Filipinas reconoce las fuertes carencias de su Ejército para combatir al Estado Islámico

Filipinas reconoce las fuertes carencias de su Ejército para combatir al Estado Islámico

Las capacidades del Ejército filipinas son "inadecuadas" para combatir al Estado Islámico (EI), pese a derrotar a los yihadistas que tomaron la ciudad de Marawi, reconoció hoy el secretario de Defensa del país, Delfín Lorenzana.

El conflicto de la sureña Marawi, que concluyó el pasado 23 de octubre tras cinco meses de combates que dejaron un millar de muertos, "nos demostró que nuestra capacidad para este tipo de problemas es lamentablemente inadecuada", expuso Lorenzana en su discurso durante un foro en Manila.

"Marawi nos ha abierto los ojos", agregó el titular de Defensa, tras reconocer que, hasta que estalló el conflicto, las Fuerzas Armadas de Filipinas "habían negado la presencia del EI" en el país.

La guerra en esta urbe de 200.000 habitantes al oeste de Mindanao comenzó el pasado 23 de mayo, cuando un grupo de varios centenares de insurgentes se levantó en armas enarbolando banderas del EI y quemando a su paso escuelas, hospitales y edificios públicos.

Para recuperar la ciudad, el Ejército filipino recibió el apoyo logístico y material de EEUU y Australia, desde inteligencia, capacitación y apoyo técnico hasta equipos y aviones, y aun así los combates se prolongaron durante cinco meses en los que se contaron 920 terroristas, 165 soldados y 47 civiles muertos.

Finalizada la guerra, las tropas aún llevan a cabo estos días operaciones en Marawi para capturar o eliminar a yihadistas rezagados en las ruinas de la ciudad y desactivar bombas colocadas por el bando rebelde, entre otras tareas.

Mindanao, en el sur del país, ha sido escenario desde hace décadas de conflictos entre el Gobierno y grupos terroristas locales, de los que varios se han adscrito al EI, como Maute, Abu Sayyaf o los Luchadores Islámicos para la Liberación del Bangsamoro (BIFF por sus siglas en inglés).

El objetivo declarado de estos grupos es establecer en la región meridional de Filipinas una provincia del califato para la región del sudeste asiático.

Se espera que la lucha contra el EI sea uno de los temas importantes a debatir en la inminente cumbre de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) programada entre el 10 y el 14 de este mes, que congregará a los líderes de la región y de potencias mundiales como EEUU, China y Japón.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha