eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Plan de Paz pide el fin de ETA "sin condicionamiento", cuyo primer paso sería un desarme y desmantelamiento ordenado

Incluye "el suelo ético", y destaca que no puede establecerse "un relato del pasado por decreto", sino "una reflexión compartida"

- PUBLICIDAD -

El secretario para la Paz y Convivencia del Gobierno vasco, Jonan Fernández, reclama la disolución de ETA "sin condicionamientos", cuyo primer paso sería un desarme y desmantelamiento "ordenado, seguro y definitivo". Además, incluye "el suelo ético", y destaca que no puede establecerse "un relato del pasado por decreto", sino que debe surgir de "una reflexión compartida".

En una rueda de prensa celebrada en San Sebastián para presentar el documento, Fernández ha afirmado que han incorporado al texto un preámbulo y 27 enmiendas puntuales que corresponden a 28 aportaciones y coinciden en positivo con 42 sugerencias.

En el preámbulo se hace referencia a cómo se tiene que interpretar el documento y el Plan se estructura en cinco apartados. En el primero de ellos se explican "los mínimos éticos y democráticos para situarnos en el presente", que es incluye "el suelo ético".

También incluye "la posición ante el final de ETA", en el que se exige la disolución de la banda "sin condicionamiento político". El primer paso sería el desarme, el desmantelamiento "ordenado, seguro y definitivo". Ésta será una "prioridad" a la que deberán atender las instituciones.

Otro de los puntos será "la narrativa del pasado", y Jonan Fernández ha aseverado que "no se puede establecer un relato del pasado por decreto", sino crear las condiciones que "hagan posible una reflexión compartida entre todos", pero "con unos mínimos".

En este sentido, ha explicado que esos "mínimos" suponen que "ningún argumento puede ser invocado para minimizar, justificar o legitimar la violencia de ETA ni ninguna otra violación de derechos humanos".

DIFERENTES VULNERACIONES

El cuarto apartado se refiere al tratamiento de "vulneraciones de signo diferente". En este sentido, ha precisado que hay que "reconocer y reparar todas las vulneraciones sin excluir ni diluir ninguna de ellas".

El último punto habla del "sentido de la prioridad ante el futuro". En esta línea, indica que "la factura" que ha de pagarse por la construcción del futuro "no puede ser ni olvidarse del pasado ni despreciar lo preexistente".

De las aportaciones que han recibido, Jonan Fernández ha destacado las que se refieren a crear "algún mecanismo independiente de investigación sobre torturas" y que incorpore el caso de "los huidos de ETA", y la necesidad de elaborar "un marco de prioridades" en materia de memoria histórica en los próximos meses, entre otras.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha