eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El Supremo de Kenia anula contrato para la impresión de papeletas electorales

- PUBLICIDAD -
El Supremo de Kenia anula contrato para la impresión de papeletas electorales

El Supremo de Kenia anula contrato para la impresión de papeletas electorales

El Tribunal Supremo de Kenia canceló un contrato adjudicado a una compañía con sede en Dubai para imprimir las papeletas electorales, lo que, según la comisión electoral, podría afectar a la celebración de los comicios previstos para el 8 de agosto, informaron hoy los medios locales.

La opositora Super Alianza Nacional (NASA, en sus siglas en inglés), encabezada por el candidato Raila Odinga, acudió al tribunal para solicitar la anulación de este contrato al asegurar que la empresa Al-Ghurair tenía vínculos con el presidente de Kenia, Uhuru Kenyatta.

Aunque los jueces del Supremo aseguraron que no se ha podido probar este vínculo, justificaron su decisión al considerar que el proceso de adjudicación del contrato no fue suficientemente transparente.

"La falta de consulta a todos los candidatos presidenciales (durante el proceso de adjudicación) fue injusto. La Comisión Electoral Independiente (IEBC) debería haber tratado a todos los candidatos por igual", consideraron los jueces.

Por ello, instaron a la comisión a iniciar de nuevo el proceso de licitación consultando esta vez a todos los partidos.

Tras conocer la decisión judicial, el presidente de la IEBC, Wafula Chebukati, aseguró al diario Daily Nation que la anulación del contrato podría afectar a las elecciones debido a que solo queda un mes para su celebración.

En octubre del año pasado, la cúpula de la comisión electoral presentó su dimisión tras meses de protestas de la oposición, que acusaba al organismo de haber pactado ya con el Gobierno el amaño de las elecciones presidenciales de 2017.

Kenia celebra estos comicios bajo la atenta mirada de la comunidad internacional, que teme que la tensión que se ha vivido en algunas zonas del país durante las primarias pueda desencadenar en episodios de violencia postelectoral como los ocurridos en 2007.

Entonces, unas 1.300 personas murieron y más de 600.000 se vieron obligadas a abandonar sus hogares después de las elecciones en actos de violencia entre simpatizantes del ganador, Mwai Kibaki, y del candidato perdedor Raila Odinga, que denunciaban un supuesto fraude electoral contra su líder, y choques con la Policía.

Kenyatta formaba parte en aquel momento del Partido de Unidad Nacional (PUN) del presidente Kibaki, y fue acusado de financiar y orquestar acciones violentas de sus simpatizantes por la Corte Penal Internacional de La Haya, que archivó en 2014 por falta de pruebas el caso contra el actual presidente de Kenia.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha