eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los bancos de alimentos se multiplican en el Reino Unido por la crisis

- PUBLICIDAD -
Los bancos de alimentos se multiplican en el Reino Unido por la crisis

Los bancos de alimentos se multiplican en el Reino Unido por la crisis

La crisis y los recortes han triplicado este año la actividad de los bancos de alimentos en el Reino Unido, sobre todo en Londres, donde la pobreza afecta a distintos estratos sociales a las puertas del invierno.

En la capital británica, una de las más caras del mundo, el 28 % de la población vive con unos ingresos más bajos que la media británica, más de dos millones de personas, según el estudio "Perfil de la pobreza en Londres 2013".

"Hay un incremento del nivel de pobreza entre gente trabajadora, personas solteras y familias con niños que se han visto afectadas por las subidas de precios de los productos y de la vivienda", dijo a Efe Rachael Takens-Mince, directora gerente de la entidad social "Trust for London", autora del estudio.

La investigación constató que la pobreza en la capital británica aumentó entre 2003 y 2013 en 180.000 personas, hasta llegar a los 2,1 millones de pobres de un total de más de 8 millones de habitantes del llamado "Gran Londres".

La organización "The Trussell Trust", que se encarga de gestionar varios bancos de alimentos en el Reino Unido, ha alertado que más de 350.000 británicos recibieron al menos tres días a la semana alimentos para cubrir sus necesidades básicas entre abril y septiembre de 2013, el triple que durante el mismo período de 2012.

"El nivel de pobreza alimentaria en nuestro país es inaceptable. Tenemos que reconocer que algo se está haciendo mal", aseguró a Efe Chris Mould, responsable de esa fundación, que urgió a la necesidad de "actuar cuanto antes para evitar que la situación empeore".

El uso de estos servicios sociales en Londres ha crecido notablemente, también en barrios tradicionalmente más acomodados.

En Greenwich, al sur de la ciudad, la situación de pobreza ha empeorado respecto al año anterior y eso se traduce en más trabajo para las organizaciones caritativas, como el banco local de alimentos, que en lo que llevamos de año ha atendido a 2.020 personas, el mismo número que todo el año en 2011 y 2012.

"Los retrasos en los pagos de las ayudas sociales estatales y los recortes en algunas de ellas son los principales motivos de este significativo aumento", dijo a Efe Alan Robinson, director del banco local de alimentos, que reconoció que cada semana aumenta el número de personas que acuden en busca de ayuda.

Este invierno y por primera vez en 70 años, la Cruz Roja británica ayudará a las familias más necesitadas y lanzará una campaña en los supermercados para que los clientes donen comida.

"El aumento de los precios de los alimentos básicos y de las facturas de servicios públicos han ayudado a empujar más de cinco millones de personas en el Reino Unido en la pobreza extrema", aseguró la Cruz Roja en un comunicado.

Por su parte, Takens-Milne recordó que "muchas familias han sido golpeadas por los cambios en las políticas sociales del gobierno, como la disminución de ayuda social en el alquiler de viviendas, y se han visto obligadas a acudir al banco de alimentos más próximo".

En los últimos meses, el Gobierno británico recortó su presupuesto en algunos programas sociales, como el apoyo económico para los que tienen ingresos más bajos, cuya partida presupuestaria ya disminuyó un 13,2 % entre 2011 y 2012.

Como consecuencia de este recorte, alrededor de 80.000 familias que residen en Londres han visto disminuida la ayuda económica del estado en 21 libras (23 euros) a la semana de media, según el perfil de pobreza de 2013.

Y eso ha afectado en mayor medida a los menores de edad que, según la organización británica 4Children, es el colectivo que más padece las consecuencias de la crisis.

Los datos muestran la realidad: por primera vez, más de un millón de familias han usado los servicios que ofrece está entidad para ayudar a sus hijos, un 75 % más que hace un año.

La cifra de familias residentes en Londres que acudieron a estos servicios se sitúa en el 79 %, la mayor cifra del país.

"Las familias han visto aumentada su inseguridad en el empleo y en sus finanzas como consecuencia de las medidas de austeridad en los servicios sociales", destacó Anne Longfield, presidenta de 4Children. David Palacios

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha