eldiario.es

Menú

Diario Turing Diario Turing

Proyecto Ara: el smartphone modular que quizás veamos en el MWC 2015

En 2013 Google anunció la puesta en marcha del llamado Proyecto Ara, que tenía como objetivo el desarrollo de un smartphone modular y, por tanto, personalizable

Los rumores que circulan alrededor del Mobile World Congress apuntan a que, en este evento, el smartphone modular de Google se deje ver junto a sus módulos y accesorios

El Proyecto Ara puede retrasar la llamada "obsolescencia programada" puesto que el usuario tiene ante así una plataforma abierta que puede ampliar a voluntad

- PUBLICIDAD -
Proyecto Ara uso

El Proyecto Ara es un proyecto de Google que tiene como objetivo el desarrollo de un teléfono modular que podamos armar mediante módulos intercambiables

El próximo lunes 2 de marzo dará comienzo oficialmente en Barcelona el Mobile World Congress, evento de referencia para el sector de los dispositivos móviles y una de las ferias más importantes del año para el sector de la tecnología. Además de asistir al lanzamiento del nuevo HTC One y de la posible presentación del Samsung Galaxy S6, en este MWC 2015 se espera que también se deje ver uno de los proyectos de I+D de Google relacionados con el sector de la movilidad: el Proyecto Ara.

Presentado al público por parte de Motorola Mobility (cuando formaba parte de Google) en octubre de 2013, tomaba como base una serie de patentes que Google había adquirido tiempo atrás y que planteaban el desarrollo de teléfonos móviles modulables. Dicho de otra forma, Google se planteaba la posibilidad de que los usuarios pudiesen configurar, ellos mismos, sus propios smartphones como si de piezas de Lego se tratasen y, de esta forma, crear un dispositivo a medida.

Lo que partió como un proyecto de investigación parece que está muy cerca de convertirse en algo tangible que podríamos ver en el Mobile World Congress. Si bien es cierto que el Proyecto Ara sigue siendo algo experimental y que, seguramente, se lance en forma de piloto en Puerto Rico, vale la pena conocer en profundidad uno de los dispositivos que más comentarios generarán durante el próximo MWC.

Proyecto Ara colocación módulos

Como si fuesen piezas de Lego, podremos quitar y poner módulos con los que dotar de funcionalidades a nuestro teléfono

Smartphones modulables y personalizables

La personalización es algo que los usuarios siempre han tenido en alta estima. Es habitual encontrar configuradores a la hora de comprar un ordenador portátil y, de esta forma, conformarlo de manera adaptada a nuestras necesidades. Algo parecido también hemos venido viendo en el sector de los dispositivos móviles y, desde las carcasas y fundas hasta las prestaciones de los dipositivos nos ofrecen ciertos grados de libertad para que los dispositivos se puedan adaptar a nuestras necesidades.

¿Sería posible desarrollar un terminal que cumpliese las especificaciones de cada usuario? Esta idea no es nueva, ya comenzó a barajarse antes de 2011, momento en el que Google adquirió las patentes sobre bloques modulares de la empresa Modu (una compañía que planteaba la posibilidad de añadir módulos adicionales los teléfonos móviles para ampliar sus capacidades). Partiendo de esta base, y tras la compra de Motorola Mobility en 2011, el gigante de las búsquedas (y también de Android) comenzó a explorar la posibilidad de llevar esta idea a la práctica.

En paralelo, una compañía llamada Phonebloks comenzó también a explorar esta vía con el objetivo de minimizar los residuos electrónicos. Phonebloks anunció su proyecto de teléfono modular en septiembre de 2013, tras comprobar el interés del público, y Google anunció el Proyecto Ara el 29 de octubre de 2013. Al final, ambas empresas convergieron en el interés en una misma idea y Google -y su equipo de Android- se convirtieron en el respaldo de Phonebloks para llevar a cabo el proyecto.

Durante 2014, Google auspició distintos eventos a lo largo de Estados Unidos con el objetivo de sondear el interés de los desarrolladores, la industria y los usuarios en esta idea de teléfonos modulables y, de esta forma, captar a los primeros testers de los prototipos que se desarrollasen. Además, también se han celebrado 2 conferencias para desarrolladores con el objetivo de ir generando ese ecosistema tan necesario que debe garantizar la tracción necesaria para que el proyecto, una vez lanzado, se mantenga en el mercado.

Proyecto Ara Módulos 2

Pantalla, procesador, batería, sensores o cámaras de fotos son algunos de los módulos que se están desarrollando para el Proyecto Ara

Hardware libre para desarrollar terminales de bajo coste

Se espera que en el MWC 2015 se puedan ver alrededor de 50 componentes de estos dispositivos pero ¿en qué consiste realmente un terminal del proyecto Ara? ¿Qué es lo que veremos?

Los dispositivos del Proyecto Ara se han concebido como una plataforma de hardware abierto totalmente modular que permite a los fabricantes desarrollar componentes con los que ensamblar un smartphone totalmente personalizado. El Proyecto Ara parte de un chasis de dos caras en las que encontramos conectores e imanes donde ensamblar los módulos.

Concretamente, en el parte trasera del dispositivo encontramos, en el prototipo actual llamado Spiral 2, 12 ranuras y conectores en los que acoplar componentes y, en la parte delantera, encontraríamos 2 compartimentos con sus conectores. Para ensamblar el terminal, simplemente, se deslizarían los componentes sobre este chasis y, gracias a los imanes, quedarían sujetos.

De esta forma, el usuario podría elegir qué pantalla acoplar a su smartphone (o reemplazarla fácilmente si ésta sufre algún tipo de avería), seleccionar la cámara trasera y frontal más adecuadas para el uso que va a hacer del dispositivo, seleccionar la memoria o la batería que mejor se adapte su ritmo de uso. Básicamente, el terminal es como un "juego de Lego" en el que se podrían desconectar y conectar módulos "en caliente". Todos, salvo 2 componentes principales: la pantalla y el CPU.

Proyecto Ara chasis

El chasis del terminal es la base sobre la que se conectan los módulos. Conectores por ambos lados que sujetan las piezas mediante imanes.

Apoyos de la industria

Se estima que el coste de fabricación de estos terminales se encuentre entre los 50 y 100 dólares. Aún no se conoce la envolvente en la que se moverán los precios de mercado; sin embargo, Google aspira a que los terminales del Proyecto Ara puedan cubrir las necesidades de cualquier usuario.

Por tanto, nos encontramos ante terminales que podrían encajar dentro del segmento de " mercados emergentes" (un concepto del que se lleva hablando desde 2013 en el Mobile World Congress) y, quizás, también dentro de los segmentos de gama media y gama alta. No obstante, para que esta ecuación resulte, Google necesita de la industria para hacer realidad su proyecto y ésta parece responder afirmativamente.

¿Qué fabricantes han dado un paso al frente a favor del Proyecto Ara? De la misma forma que Google ha contado con partners para desarrollar el Proyecto Tango (otro smartphone experimental), al tren del Proyecto Ara se han subido fabricantes como Toshiba, Sennheiser, Lapka, NVIDIA o Marvell, aportando sus módulos y componentes.

Toshiba ha apostado por el desarrollo de cámaras, según dejó ver en el Modular Phones Forum. El fabricante ha desarrollado cámaras traseras de 13 y 5 Mpx y una cámara frontal de 2 Mpx aunque, eso sí, esperan que en 2016 puedan lanzar cámaras mucho más sofisticadas al mercado.

NVIDIA será la encargada de llevar el procesador Tegra K1 al terminal Spiral 2 del Proyecto Ara, según informó Google el pasado mes de diciembre. El procesador de NVIDIA no será el único disponible, también le acompañará el SoC ARMADA PXA1928 de Marvell como opción entre la que podrán elegir los usuarios (aunque ahora, simplemente, se ofrezcan 2 opciones de prototipos).

Proyecto Ara Pantalla

Innolux ha desarrollado una pantalla de 4,5 pulgadas y calidad HD para el Proyecto Ara

El fabricante de pantallas Innolux anunció, durante la conferencia de desarrolladores del Proyecto Ara, el desarrollo de una pantalla para este dispositivo. Concretamente, Innolux se ha decantado por una pantalla de 4,5 pulgadas que está protegida por una capa de Gorilla Glass y ofrece una resolución HD (1280x720 píxeles) y unos niveles de brillo superiores a 600 cd/m2.

Otro de los fabricantes que también han apostado por el Proyecto Ara es Sennheiser, uno de los fabricantes de referencia en el ámbito del sonido. La compañía alemana está trabajando en dos módulos: Amphion, un módulo de sonido de altas prestaciones, y Proteus, un módulo más básico que ofrece dos salidas de audio para auriculares.

Las funcionalidades básicas no son las únicas que se están dejando ver en el Proyecto Ara. Un terminal de estas características puede convertirse, prácticamente, en cualquier cosa que los fabricantes de módulos deseen. Buena prueba de ello es lo que está planteando Vestigen, un fabricante que apuesta por el desarrollo de módulos que transformen el smartphone en un laboratorio capaz de analizar la sangre del usuario para detectar su nivel de glucosa o, incluso, analizar agua para ver si ésta es potable.

Precisamente, caminando también por la senda del eHealth, Lapka está trabajando, junto a Google, en el desarrollo de módulos con sensores ambientales (luminosidad, intensidad de rayos ultravioleta o calidad del aire) que combinados con sensores médicos (nivel de glucosa, pulsómetro, analizador del aire, etc.) podrían transformar un smartphone en una completa sonda con la que monitorizar a un paciente y evaluar su estado y las condiciones ambientales que le rodean.

Proyecto Ara Módulos

Salvo la pantalla y la CPU, el resto de módulos podría conectarse/desconectase en caliente. Podríamos alterar el hardware de nuestro smartphone rápidamente y de una forma sencilla.

¿Cuándo veremos los terminales del Proyecto Ara en el mercado?

Si los rumores se cumplen, es posible que veamos al Proyecto Ara en el Mobile World Congress; sin embargo, lo que veremos sea un prototipo que aún diste de ser algo que llegue al mercado. Lo que sí parece claro, o al menos eso se dijo en la segunda conferencia que Google ha celebrado sobre el Proyecto Ara, es que Puerto Rico será el primer escenario en el que se desplieguen estos smartphones modulables a finales de este año 2015.

¿Y por qué Puerto Rico? Según indicó Google, Puerto Rico es un lugar acotado que concentra todos los escenarios que le pueden interesar a la compañía: los usuarios andan repartidos entre terminales de gama baja, gama media y gama alta. Además, el 77% de los usuarios de Puerto Rico utilizan sus dispositivos móviles como principal puerta de acceso a la red y en el país operan tanto operadoras de Estados Unidos como de Latinoamérica.

Por tanto, Google tiene ante así un excelente campo de pruebas para someter a test su prototipo actual, llamado Spiral 2 y el marketplace con el que los usuarios podrán comprar componentes para su terminal y configurar su primer dispositivo de manera totalmente personalizada.

Con el Proyecto Ara, Google parece dispuesta a ofrecer a los usuarios un dispositivo totalmente personalizable; un smartphone de piezas intercambiables que se podría adaptar a cualquier escenario y que, además, parece retrasar la llamada "obsolescencia programada" puesto que el usuario tiene ante así una plataforma abierta que puede ampliar a voluntad.

Imágenes: Google, Phonebloks y Maurizio Pesce (Flickr)

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha