eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Catalonia-Catatonia

- PUBLICIDAD -

La palabra de Cataluña está ahora en posición preferente en varios medios de comunicación europeos. "European markets fall as Catalonia asks government for bailout", es el titular que abre la web del Daily Telegraph. En la web del FT sólo está superada por los problemas de Bankia. Cuando ponen el nombre de tu país junto a la palabra 'bailout', tienes motivos para empezar a sudar. Esos rescates te pueden dejar hundido.

Todo surge de unas declaraciones de Artur Mas a la prensa extranjera. Reuters, fuente de la mayor parte de las informaciones aparecidas en los medios, tituló en un primer teletipo: "Spain's Catalonia says needs government help". Más tarde, concretó:  "Spain's Catalonia seeks government help to pay debt"

"No nos importa cómo lo haga [el Gobierno] pero tenemos que hacer frente a pagos a fin de mes. Tu economía no puede recuperarse si no pagas las facturas", dijo el presidente de la Generalitat.

De la lectura del teletipo, se apreciaba una urgencia indudable. En la mayoría de los medios, se interpretó que el Gobierno tendría problemas para llegar a fin de mes. Y esa idea tuvo consecuencias. De estar a la hora de comer a algo más de 480 puntos, la prima de riesgo ascendió a media tarde hasta los 495. La relación causa-efecto siempre es discutible en relación a la prima, pero la mayoría de medios no han tardado mucho tiempo en hacer la asociación.

Ya era demasiado tarde cuando la Generalitat en un segundo comunicado achacó el impacto de las palabras de Mas al error de una agencia de prensa, a la que no citaba, aunque se supone que se trata de Reuters. "Una de sus afirmaciones ha sido utilizada sin el contexto adecuado por parte de una agencia de noticias", dice el comunicado.

¿Cuál es ese contexto? Un portavoz de la Generalitat explicó a Reuters que Mas se refería a los pagos que la institución hace de forma regular todos los meses, no a una fecha límite de este mismo mes en la que supuestamente la Administración tenga problemas para afrontar sus pagos.

"La Generalitat de Cataluña está cumpliendo estrictamente su programa financiero, y hará honor a sus compromisos, tal y como está previsto", había precisado el comunicado. Esta es la clase de frases rotundas de los gobiernos europeos que se topan habitualmente ante un muro de escepticismo. No es extraño que varios medios, a la hora de elegir el contexto necesario, hayan recordado hoy que la deuda de Cataluña se encuentra a sólo un nivel de los bonos basura, según la calificación de S&P.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha