La portada de mañana
Acceder
La economía española tumba el catastrofismo de la derecha
Por qué los médicos de familia jóvenes abandonan un trabajo que aman
Ayuso: ¿refuerzo o principio del fin? Por Rosa María Artal

Así es la movilidad en la calle de Colón de València: 25% a pie, 60% en bus, 8% en coche y 6% en bici

El 91% de los desplazamientos que se realizan en la calle Colón de València son en medios sostenibles y solo el 8% en vehículos privados motorizados, un porcentaje que antes de los últimos cambios en la planta viaria era del 60%.

Así se desprende del primer avance de la recopilación de datos que está efectuando el Ayuntamiento de València con el objetivo de elaborar un estudio que permita determinar si la mencionada vía, la más comercial de la ciudad, se debe reurbanizar y en qué sentido debería de ir la mencionada remodelación.

Para recopilar esta información, la Concejalía de Movilidad Sostenible instaló diferentes cámaras de inteligencia artificial con el objetivo de contabilizar peatones, puesto que el resto de vehículos ya se rastrea mediante el sistema de balizamiento que tienen instalados las vías principales y los carriles bici.

Así, como resultado de los primeros datos recabados por los mencionados dispositivos, el 25,6% de los desplazamientos por la calle Colón se realizan a pie, el 60,6% en bus, el 8% en coche y el 6% en bici o patinete.

Al respecto, el concejal de Movilidad, Giuseppe Grezzi, ha comentado que “las estadísticas demuestran que vamos en el camino correcto que al final es el que marcan el Plan Especial de Ciutat Vella (PEC) y el Plan de Movilidad Urbana Sostenible que aprobó el Ayuntamiento de València, con el PP en el Gobierno municipal, por cierto”.

Según el adil, “ambos marcan que hay que potenciar y priorizar la movilidad colectiva y eso es lo que se está haciendo y la línea a seguir”.

Grezzi ha explicado que esta recopilación de datos “forma parte del proceso participativo que se inició para estudiar mejoras para esta calle y partir de toda la información recopilada durante los últimos meses se hará una propuesta de actuación”.

La remodelación y en la medida de lo posible, peatonalización de la calle Colón fue una de las propuestas más votadas en la edición de 2019 de Decidim València, el proceso participativo por el cual los vecinos y asociaciones realizan y apoyan propuestas para invertir 8 millones de euros de los presupuestos municipales.

Una vez seleccionado el proyecto por votación popular, el Ayuntamiento consideró viable la elaboración de un estudio para el análisis de posibles soluciones para la mejora del tránsito de viandantes por la calle Colón, manteniendo el acceso a la EMT, taxis, residentes y autorizados.

El Ayuntamiento acometió una primera actuación consistente en priorizar las líneas de la Empresa Municipal de Transportes (EMT), al mismo tiempo que la entidad reordenó su red para adaptarla a las diferentes peatonalizaciones iniciadas en el centro histórico, principalmente en las plazas de la Reina, de l'Ajuntament, de Bruges y del Mercat.

Así, el 30 de abril de 2020 la calle de Colón pasó a tener dos carriles para EMT y taxi y uno para vehículos particulares. Ahora, el Ayuntamiento quiere dar un paso más mediante la propuesta emanada de los presupuestos participativos del año 2019.

El 91% de los desplazamientos que se realizan en la calle Colón de València son en medios sostenibles y solo el 8% en vehículos privados motorizados, un porcentaje que antes de los últimos cambios en la planta viaria era del 60%.

Así se desprende del primer avance de la recopilación de datos que está efectuando el Ayuntamiento de València con el objetivo de elaborar un estudio que permita determinar si la mencionada vía, la más comercial de la ciudad, se debe reurbanizar y en qué sentido debería de ir la mencionada remodelación.

Para recopilar esta información, la Concejalía de Movilidad Sostenible instaló diferentes cámaras de inteligencia artificial con el objetivo de contabilizar peatones, puesto que el resto de vehículos ya se rastrea mediante el sistema de balizamiento que tienen instalados las vías principales y los carriles bici.

Así, como resultado de los primeros datos recabados por los mencionados dispositivos, el 25,6% de los desplazamientos por la calle Colón se realizan a pie, el 60,6% en bus, el 8% en coche y el 6% en bici o patinete.

Al respecto, el concejal de Movilidad, Giuseppe Grezzi, ha comentado que “las estadísticas demuestran que vamos en el camino correcto que al final es el que marcan el Plan Especial de Ciutat Vella (PEC) y el Plan de Movilidad Urbana Sostenible que aprobó el Ayuntamiento de València, con el PP en el Gobierno municipal, por cierto”.

Según el adil, “ambos marcan que hay que potenciar y priorizar la movilidad colectiva y eso es lo que se está haciendo y la línea a seguir”.

Grezzi ha explicado que esta recopilación de datos “forma parte del proceso participativo que se inició para estudiar mejoras para esta calle y partir de toda la información recopilada durante los últimos meses se hará una propuesta de actuación”.

La remodelación y en la medida de lo posible, peatonalización de la calle Colón fue una de las propuestas más votadas en la edición de 2019 de Decidim València, el proceso participativo por el cual los vecinos y asociaciones realizan y apoyan propuestas para invertir 8 millones de euros de los presupuestos municipales.

Una vez seleccionado el proyecto por votación popular, el Ayuntamiento consideró viable la elaboración de un estudio para el análisis de posibles soluciones para la mejora del tránsito de viandantes por la calle Colón, manteniendo el acceso a la EMT, taxis, residentes y autorizados.

El Ayuntamiento acometió una primera actuación consistente en priorizar las líneas de la Empresa Municipal de Transportes (EMT), al mismo tiempo que la entidad reordenó su red para adaptarla a las diferentes peatonalizaciones iniciadas en el centro histórico, principalmente en las plazas de la Reina, de l'Ajuntament, de Bruges y del Mercat.

Así, el 30 de abril de 2020 la calle de Colón pasó a tener dos carriles para EMT y taxi y uno para vehículos particulares. Ahora, el Ayuntamiento quiere dar un paso más mediante la propuesta emanada de los presupuestos participativos del año 2019.

El 91% de los desplazamientos que se realizan en la calle Colón de València son en medios sostenibles y solo el 8% en vehículos privados motorizados, un porcentaje que antes de los últimos cambios en la planta viaria era del 60%.

Así se desprende del primer avance de la recopilación de datos que está efectuando el Ayuntamiento de València con el objetivo de elaborar un estudio que permita determinar si la mencionada vía, la más comercial de la ciudad, se debe reurbanizar y en qué sentido debería de ir la mencionada remodelación.