Activistas ecologistas colocan 'cadáveres' frente al Congreso para denunciar las muertes que provoca la crisis climática

Imágenes de la acción llevada a cabo por Extinction Rebellion para reivindicar la memoria de las víctimas de la crisis climática

El colectivo Extinction Rebellion ha mostrado este domingo ante el Congreso de los Diputados las consecuencias mortales de la crisis climática. El grupo ecologista ha llevado a cabo una performance en la que varios activistas tumbados en el suelo y tapados con sábanas simulaban ser cadáveres a las puertas del Parlamento. La intención de esta iniciativa es honrar a las víctimas de la crisis climática y señalar algunos de los peligros de la situación actual del ecosistema.

"Deshidratación, golpe de calor extremo o insuficiencia respiratoria son algunas de las causas de muerte relacionadas con la crisis climática que aparecen esta mañana frente al Congreso junto a los 'cadáveres'", explica el movimiento en una nota. Extinction Rebellion alerta de que la crisis climática causa y causará miles de millones de muertes. "No hablamos de osos polares al otro lado del mundo, hablamos de todos los fallecidos estos meses por la COVID-19, causada por la deforestación y el comercio de animales salvajes que han roto la barrera de seguridad que nos protege de las pandemias: la biodiversidad", leyeron en su manifiesto.

Esta performance forma parte de las diversas acciones de desobediencia civil planeadas para la próxima semana con las que, bajo el lema "Inacción es muerte", pretenden advertir de que "el colapso ecológico agudiza el contexto de crisis sanitaria".

Según han informado a través de un comunicado, la "semana de la rebelión" se desarrollará en Madrid entre el 1 y 6 de noviembre y forma parte de una serie de actos de protesta a nivel internacional que ya han tenido lugar en países como Reino Unido y en otras ciudades españolas como Barcelona, Granada o Santander.

Esta "semana de rebelión" estaba programada para principios del mes de octubre y el movimiento decidió posponerla "por la incertidumbre" actual, pero finalmente se llevará a cabo ya que, según explican desde XR, "no podemos quedarnos parados indefinidamente ante la situación crítica de los ecosistemas".

El movimiento avisa de que la crisis climática y la pérdida de biodiversidad empeoran los efectos de la pandemia, y ponen como ejemplo estudios que vinculan niveles más altos de polución con una mayor mortalidad por la COVID-19, para concluir que "unos ecosistemas sanos y funcionales son la mejor barrera de contención frente a estos peligros para la salud".

Además, citan a Fernando Valladares, investigador del CSIC, para afirmar que "este año morirán en torno a 250.000 personas de forma directa por el cambio climático, pero si incluimos las causas indirectas, las muertes de este año ascenderán a varias decenas de millones de personas."

Las acciones de "desobediencia civil" están destinadas a conseguir "una recuperación verde tras el coronavirus" que pasaría "por implementar sistemas de democracia más robustos, como asambleas ciudadanas que, asesoradas por la comunidad científica, sean capaces de tomar decisiones que contengan la crisis climática".

Etiquetas
Publicado el
27 de octubre de 2020 - 12:49 h

Descubre nuestras apps

stats